TRAS LA VERDAD “GERTZ MANERO ¿POLÍTICO O FISCAL GENERAL?”

|




Derivado del “fiasco legal” ocurrido en Guanajuato, por la detención y casi inmediata liberación de un grupo de detenidos, entre ellos la mamá del “Marro”, autoridades locales y federales se culpan de las fallas procedimentales; autoridades de Guanajuato y el mismísimo Alejandro Gertz Manero, Fiscal General, quien actúa más como político y no con la representación social que supuestamente le dimana de la misma Constitución.

Sophía Huett López, Comisionada de la Unidad de Análisis y Estrategia para la Seguridad Ciudadana del Sistema Estatal de Seguridad, culpó a la Fiscalía General de la República, de la falta de apoyo para expedir una orden de cateo para intervenir en acciones de su competencia, de forma preventiva. Razón que motivó la deficiente investigación e integración de la carpeta de investigación, dando pauta para decretar la libertad por parte de la jueza. Así de claro y preciso lo detalló la Comisionada.

Al enterarse de lo declarado por Huett, Alejandro Gertz Manero, el político en funciones de Fiscal General, acusó a las autoridades de Guanajuato, de ser los responsables de la liberación del grupo de detenidos identificados con el “Marro”. Él, por supuesto cual abogado leguleyo dio su explicación y se “lavó las manos”. Incluso amenazó con realizar investigación del caso, de proceder accionarán la justicia en contra de quien resulte responsable por la deficiente elementación de la carpeta de investigación. Las culpas son de competencia del fuero. Autoridades irresponsables, en lugar de ponerse de acuerdo para actuar en contra de la delincuencia, encontrar coincidencias y fortalecerlas, fortalecen los conflictos entre autoridades responsables de perseguir a los delincuentes e investigar los delitos, en beneficio de los delincuentes. Mientras la delincuencia actúa impunemente, incluso cometiendo actos de terrorismo que no ha querido reconocer las autoridades federales. El Fiscal Gertz Manero, debiera ser destituido por su acción beligerante y de odio en contra de los gobiernos considerados liberales.

Alejandro Gertz Manero, sin el “título nobiliario” de Fiscal General de la República, colabora como articulista en una revista impresa y electrónica de circulación nacional. “En Defensa Propia”, se llama su columna. Leer lo que escribió y se publicó ayer 29 de junio, sería suficiente para destituirlo, su artículo –mensaje- es de odio, resentimiento y acusación en contra de funcionarios del gobierno pasado, literalmente los califica de delincuentes. Por esa razón, en lugar de combatir a la delincuencia, prefiere acusar a las autoridades actuales y pasadas que él –ellos- considera neoliberales.

Les comparto un párrafo de esa calumnia o artículo viniendo escrito por el responsable de procurar justicia, Alejandro Gertz. Responsable de perseguir a los delincuentes y delitos, acusa y no actúa, no acciona la procuración de la justicia, tampoco prueba absolutamente nada. Aquí el párrafo: “La repetición constante de una conducta delictiva que logra prevalecer y multiplicarse con éxito se denomina delito por simpatía. Y esa figura es la que se afianzó y expandió como nunca en México, en manos de una pandilla cleptómana e irresponsable que en las pasadas administraciones organizó el saqueo más desmesurado de las riquezas patrimoniales y de las empresas estratégicas del Estado. Todo para beneficio de un cártel delictivo gubernamental que provocó, en los seis años del gobierno anterior, la multiplicación en 182 por ciento de la deuda pública histórica del país”. Así se expresa el articulista. En manos del “Fiscal carnal”, la persecución de los delincuentes del gobierno pasado y ¿Las bandas de la delincuencia organizada? Esos que matan y matan sin problema alguno; esos que usan armamento pesado en la CDMX, pero él no sabe nada de eso, cuando es su responsabilidad, de su competencia legal, precisamente porque los delincuentes utilizan armas de uso exclusivo del Ejército, para cometer sus delitos. Esos delincuentes gozan de impunidad.

El Fiscal General, aprovechó para lanzarse sobre el fracaso de la investigación de los 43 normalistas asesinados, en lugar de informar si tiene elementos en contra de los responsables. Claro, es asunto que ellos politizaron en lugar de aplicarse en la persecución de los responsables, investigarlos para “armar” nuevas carpetas, por aquello de la prohibición constitucional de no poder procesar a una persona en dos ocasiones por el mismo delito. No, nada de eso, el Fiscal prefiere acusar a Jesús Murillo, ex Procurador y a Tomás Zerón, como responsables del fracaso; existe orden de aprehensión en contra de Zerón, responsable de la investigación de los hechos. Gertz Manero, demuestra estar más interesado en desprestigiar que en investigar la verdad histórica. Sigue el ejemplo de su mentor ideológico ¿Por qué no se quejó ni investiga a nadie sobre la muerte de más de 130 personas en Tlahuelilpan, Hidalgo? Fue responsabilidad de López Obrador y otros. Él lo sabe. Es coparticipe por ocultar la verdad histórica. Tampoco aborda el tema sobre el incremento del 7% de homicidios en México, en comparación con los primeros 18 meses, en relación con sus odiados enemigos neoliberales. Fiscal ineficiente y rencoroso que maneja la Fiscalía por intereses políticos.










Cada colaborador es responsable de lo que escribe y sólo rinde cuentas ante la sociedad y ante sí mismo. Se trata de pensar libremente y hacer pensar en la medida de la inteligencia de cada uno.

Envía tu comentario