¿Qué tanto confiar en los sondeos de opinión?

|




Muchas encuestas se empeñan,

Nos quieren desorientar,

Parece que nos desdeñan,

Y nos tratan de engañar,

El bikini mucho enseña,

Lo importante va a ocultar.

En la mayoría de las encuestas para la Presidencia de la República, elaboradas por empresas vinculadas a los medios de comunicación, se presentan resultados similares a:

Candidato
Preferencias

(porcentaje)

Preferencias

Ajustadas

Peña Nieto
36
36/75 = 48.0
Vázquez Mota
20
20/75 = 26.7
AMLO
18
18/75 = 24.0
Quadri
1
1/75 = 1.3
Suma
75
100
Indecisos
25

Las empresas dan a conocer completos sus sondeos; sin embargo, los medios, sobre todo los electrónicos, destacan las ajustadas, en las que se presenta la proporción en relación al total de los que señalaron alguna preferencia, eliminando a los indecisos, con lo cual el candidato puntero, aparenta tener más ventaja que la real y se le presenta como inalcanzable, cuando la realidad es que cualquiera de los que le siguen, si logran convencer al 25% o más de indecisos, lo podían superar, además, el puntero podría perder puntos en el tiempo faltante. Todo parece indicar que la intención de los medios, es mostrar a un seguro ganador, decirle al ciudadano común que el resultado ya está definido, para que se sume a ese ganador o para que se abstenga de votar y en ambos casos, el favorecido es el señalado como puntero.

Hay muchos otros sondeos levantados en casas, plazas públicas e internet, por empresas independientes y que no tienen difusión masiva; sin embargo, quien tenga interés las puede consultar en internet. Por ejemplo, los resultados del Sondeo Nacional de “Elección 2012” (www.eleccion2012mexico.com), levantada a principios de mayo con un tamaño de muestra de 15,200 personas dio: EPN (32%), JVM (33%), AMLO (33%) y GQ (2%). Otro ejemplo es el de “Urna abierta” (www.urnaabierta.org.mx) la que con 41,459 votos maneja dos escenarios, el primero con una abstención de 42% en el que los resultados son: EPN (31.9%), JVM (30.3%), AMLO (33.4%) y otro con abstención de 56% que resulta: EPN (36.3%), JVM (28.5%) y AMLO (29.4%), en los que se aprecia claramente que una alta abstención favorece al puntero. Otra más es la realizada por “El menos peor” (www.elmenospeor.com) en la que los resultados, con cerca de 200,000 votos, son diametralmente distintos ya que EPN (9%), JVM (24%) y AMLO (67%). En muchas de estas encuestas hay amplia participación de jóvenes que usan las redes sociales, por lo que cabe preguntar qué tan representados están los 13 millones de jóvenes que irán a votar por primera vez, en las encuestas telefónicas.

A reserva de ver los impactos derivados del primer debate, cuyo análisis presentaremos en la siguiente columna, podemos concluir tres cosas importantes: 1) la moneda está en el aire y nadie puede cantar victoria por anticipado, 2) es importante convencer a los ciudadanos apáticos de que vayan a votar y a los inconformes de que también lo hagan sin anular su voto y 3) debemos analizar con detenimiento las consecuencias de nuestro voto. Pensar no duele.

guerincastellanos@hotmail.com










Cada colaborador es responsable de lo que escribe y sólo rinde cuentas ante la sociedad y ante sí mismo. Se trata de pensar libremente y hacer pensar en la medida de la inteligencia de cada uno.

Envía tu comentario