Los presidentes municipales y la crítica

|




 Marcos_Aguilar_Alameda_Queretaro

La crítica se convirtió en la palabra favorita en los informes de los Presidentes Municipales, afirman que les fascina que los critiquen, gozan y disfrutan cuando la ciudadanía no está de acuerdo con ellos. Lo cierto es que se aplica el dicho de dime de qué presumes para decirte de qué careces. Si reconocieran los beneficios de la crítica, lo que deberían de hacer los Presidentes sería informar previamente de sus acciones, invitar al diálogo público y asumir una actitud de apertura en la que haya posibilidad de convencer a la autoridad de rectificar o corregir sus acciones. Nada de eso, las decisiones son tiránicas y no emergen de un diálogo previo. Dirían los clásicos: no están planchadas con la gente. Ciertamente Querétaro ha avanzado políticamente, la conseja de que ni los veo ni los oigo, ha cambiado, sí los veo y sí los oigo, pero lástima Margarito la decisión está tomada. En Querétaro no hay derecho a la crítica sino al pataleo inútil ante los hechos consumados.










Cada colaborador es responsable de lo que escribe y sólo rinde cuentas ante la sociedad y ante sí mismo. Se trata de pensar libremente y hacer pensar en la medida de la inteligencia de cada uno.

Envía tu comentario