Los diez mandamientos del Chilango

|




Por azares del destino las placas de mi automóvil son del Distrito Federal, como de vez en cuando viajo a la provincia me he percatado que la hostilidad hacia los capitalinos está a la orden del día y en aumento. El origen está en que los defeños al llegar a provincia se hacen anárquicos, insolentes, ingobernables. ‘Mi abuelita –obviamente queretana de tiempo completo- diría: “son gente muy de a tirito”.

Aunque es necesario reconocer que después de los levantones a los chilangos se les ha quitado un poco lo pantera. Mi primera recomendación es que al llegar a algún lugar de provincia aclare, a la primera persona que se le aparezca, la que sea, desde el sujeto que lo recibe al registrarse en el hotel o al primer ambulante: no formo parte de ningún cartel; no soy periodista en busca de reportaje; no vengo a levantar ninguna encuesta.

Grítelo, sin importarle que la gente empiece a murmurar y a burlarse diciendo: el “Ánimo queretano” ya está haciendo escuela. Es más, aunque esté parado debajo de un colgado y descabezado, de inmediato busque una tarima y pregone: “Si bien en este lugar de nuestro México son un poco radicales en la solución del problema demográfico, no hay duda que aquí se respira la paz, la armonía y el amor al prójimo”.

Después de esta aclaración les sugiero a los chilangos que cumplan los siguientes mandamientos. Todo sea por conservar su seguridad.

Primero. Ame al lugar al que llegue sobre todas las cosas. Borre de su mente la idea de que fuera de México todo es Cuautitlán. Demuéstrelo. Si llega a Ciudad Juárez, baje del avión gritando: “Viva Juan Gabriel, si no me llevan a bailar el Noa Noa, puedo morir, es más, pido que me traten como mujer desaparecida”.

Segundo. No jure el nombre del D.F. ni en vano ni en serio. No presuma, no dé lecciones de nada. Antes de salir asesine a la neurona de Hugo Sánchez que todos llevamos dentro. Está bien que haya sobrevivido a temblores y a la contaminación, pero eso no tienen por qué admirarlo los provincianos. Cada quien su masoquismo.

Tercero. Santifique no sólo las fiestas del Estado, sino también las comidas. Esté listo para comer a las seis de la mañana grillos en Oaxaca; pozole de puerco y lengua de res de postre en Guerrero o mole poblano de cadera de chivo a las doce de la noche. Más vale que se arriesgue a morir de indigestión que despreciar un platillo.

Cuarto. Honre a los padres, a los hijos, a los nietos y próceres del Estado. Evite las bromas. No se le ocurra decir que la heroína de la localidad le parece poco feíta o pasadita de carnes, o que el laureado poeta del ateneo cultural es bastante cursi.

Quinto. No mate. Cuando en los coches lea el texto: “Haga patria. Mate a un chilango”. Sonría, respire lentamente y diga: “¡Qué fino humorismo este de los provincianos!” Son siempre tan ocurrentes y hospitalarios”.

Sexto. No sólo no fornique. En provincia quítese todo aire de “ligón”. Cuando hable con las mujeres mantenga la cabeza gacha.

Séptimo. No hurte, no harte, no raye los monumentos. Sé lo difícil que es acatar este mandamiento, pues los defeños, al sentir el rechazo, aumentan su dosis de agresión al exterior. Mejor deje todo plumón en su casa.

Octavo. Levante falsos testimonios y mienta, pero para atacar al DF. No hay mejor fórmula para diluir la hostilidad provinciana que atizar los males que flagelan a la capital. Puede decir: “¡Qué afortunados son Ustedes respirando polvo de obras que no terminan! En el DF pura cochinada, con decirles que sentimos como perfume la gasolina Premium”.

Noveno. No desee a la mujer de provincia, menos aún a la “flor más bella del ejido”. Si algún provocador le pregunta la causa de su rechazo tan marcado, no vaya a contestar porque son “fresas”, “viven obsesionadas por casarse” o “vírgenes irredentas”. Invente frases como: “Se ven tan puras”; “Después de todo, es imposible”. “Sabrá usted, es que yo soy del DF”.

Décimo. Codicie las cosas de provincia, pero no confíese su íntimo secreto de trasladar ahí su domicilio. Resulta tan peligroso para su integridad que un provinciano descubra su desprecio como saber de sus pérfidas intenciones de ocupación.

Estos diez mandamientos se encierran en dos: amar y respetar a la provincia como si fuera el lugar donde pronto, acá entre nos, va usted a llegar a vivir. Después de todo, no hay lugar más inminente perecedero que esta locura temblorosa, congestionada y absurda del Distrito Federal. Por cierto, si tiene placas del DF, mejor cámbielas.










Cada colaborador es responsable de lo que escribe y sólo rinde cuentas ante la sociedad y ante sí mismo. Se trata de pensar libremente y hacer pensar en la medida de la inteligencia de cada uno.

6 Comentarios en “ Los diez mandamientos del Chilango”

  1. Pablo gomez dice:

    Mira ranchero todos los queretanos tienen progreso gracias a los capitalinos, para tu info “””chilangos”””son los pueblerinos que viven en las afueras del df k vienen de otros estados de la republica. En tu pueblo hay grafitis x todos lados y colonias espantosas k son la mayoria de queretaro. en tu rancho esconden mucha info de lo k pasa la CIUDAD DE MEXICO tiene todo los mejores centros culturales ,las mejores universidades, los mejores centros comerciales,hospitales,secretarias,instituciones,no voy acabar,y si la ciudad esta asi de saturada es x algo no seas estupido pinche ranchero traumado no puedes generalizar.
    En tu pueblo la gente es la mas huevona k he tenido como trabajadores x eso el koreano madreo al trabajador .y si preguntas como creció juriquilla ,cimatario,etc es x gente de fuera. para terminar k gastronomía tan jodida tienen pinches raros y si van los del df a tu pueblo mejor tratalos bien si no te madrean se cogen a tu vieja y no dejan dinero para k tragues OJALA TUVIERAS LOS HUEVOS DE PARAR A UN CAPITALINO Y DECIRLE LO K PIENSAS A PARTE DE PENDEJO CULERO ABIERTO

  2. edmundo gonzalez llaca dice:

    Estimado Pablo Gómez, un doble agradecimiento por tu desahogo, perdón, por tu comentario. En primer lugar, porque es muy satisfactorio para los que escribimos provocar una reacción en los lectores, sea positiva o negativa -tengo fundadas sospechas que en tu caso fue de desaprobación- y que te hayas tomado la molestia de escribir, es algo que aprecio. Un segundo agradecimiento porque tu texto es prueba contundente de lo que afirmo en mi artículo. Eres a tal punto un ejemplo, que tengo miedo a que te vayan a considerar mi palero. Eres el arquetipo del chilango: grosero,autosuficiente, discriminador, mal educado, intolerante, bravero, amenazante; con ínfulas de conquistador en tu propio país. De los que diría mi abuelita: “Gente muy de atirito”.
    Estimado Pablo -hasta afecto me provoca tu involuntaria colaboración a mi tesis- pero te quiero aclarar que el artículo tiene un tufo irónico que se burla tanto de los chilangos como de la gente de provincia, “rancheros”, como despectivamente nos llamas. En sus generalizaciones es un artículo provocador y tú caíste redondito en la añagaza y te fuiste de bruces. Te sugeriría que lo leyeras una vez más, quizás con otra persona para que te explicara el humor, un juego de la inteligencia que observo que, dentro de tu apreciable indignación, no es tu fuerte. Pablo, te reitero mi agradecimiento por tu texto, no dejes de seguir escribiendo, te sugiero que en tu próxima colaboración peines un poco tu texto de majaderías para que no le quites fuerza y razón; finalmente, te solicitaría, de la manera más atenta y educada, como somos los rancheros, recomendar el blog. Un saludo.

  3. Pablo gomez dice:

    Mira mundito me doy cuenta k tienes tanto ardor por la gente de la capital k te inspiras de tal manera, intentas retroalimentar, escribes mala educación por dios k te hizo un capitalino para k tu estés tan confundido ””perdón pero estoy harto de personas como tu k buscan desahogo y molestar en un blog.
    Te recomiendo empezar por tu raza,tu casa,tu rancho,al mismo tiempo comenta sobre tu gente k son RAROS, HUEVONES,y créeme
    lo vivimos, lo sabemos gente de otros estados, antes de criticar mira un espejo,si tu esperas k con tus comentarios te vamos a llevar un pastel creo k no.
    No creo k sea conveniente meter a tu abuelita por k las personas con infulas de conquistador intolerante, mal educado,bravero según tu no se van a medir, el país esta pasando x muchas transiciones y no hay respeto x nadie por personas como tu hay discriminacion, tu no tienes derecho de etiquetar a las personas de ningún estado, y si tanto te duele, para a un capitalino y dile lo k sientes , y por ultimo RANCHEROS EDUCADOS por favor eso ni tu te crees definitivamente pienso k los capitalinos nos encontramos en otro nivel y no lo digo yo ustedes siempre se quejan de lo mismo, si esto ayuda a tu tesis adelante esto comprueba una ves mas que son muy limitados k su mundo es un frijol que en todo momento requieren de nosotros para tener de comentar.
    Mejor piensa antes de escribir sacude tu huaraches y ponte a trabajar.
    Palero jajajajajaja

  4. edmundo gonzalez llaca dice:

    Estimado Pablo, lamento que no me envíes el pastel. Espero que con ésta respuesta me des una nueva oportunidad. En los próximos días aparecerá en el blog en ensayo de mi autoría sobre la inmigración en Querétaro. Ojalá que te animes a leerlo. No dejes de recomendar el blog y gracias por tu participación.

  5. alejandro dice:

    jajaja es verdad queretaro es un pinche pueblo apestoso con polvo ,gente rara, que tonto eres edmundo quieres engañar a la gente

  6. JUAN MANUEL dice:

    JAJAJAJA UN COMENTARIO PARA PABLITO GOMEZ, QUERIDO CHILANGO FRUSTRADO, POR SI NO SABIAS QUERETARO ES MILLONARIO EN DINERO, Y SI HAY HUEVONES Y FLOJOS, JAJAJ ES PORQUE DE ANTEMANO LO SABIAMOS POR NUESTRO ILUSTRE GOBERNADOR MARIANITO PALACIOS, DICIENDO QUERETARO, PUEDE VIVIR PLACENTERAMENTE LIDAPIDANDO MILES DE MILLONES DE DOLARES!!! NO PESOS !!!!! TRANQUILAMENTE 2 CENTURIAS SIN MOVER UN DEDO, Y PARA MUESTRA BOTONES !!!!!! LOS QUERETANOS NO RENTAN, NO DEBEN, SUS CARROS LOS APGAN DE CONTADO, NO TIENEN DEUDAS PARA APARENTAR, TIENEN RANCHOS, JAJAJAJA COSAS DE LAS QUE ADOLECES Y PUEDO DECIR QUE TU VIVES EN UNA CASITA DE INFONAVIT, UBICADA EN UNA COLONIA DE EASAS PERIDAS DE TU NATAL PUEBLO DE CHILANGOLANDIA, APARTE ESTOS RANCHEROS DE PROVINCIA VIVEN Y COMEN MEJOR QUE TU, Y SIN ESTOS RANCHEROS IGNORANTE TU NO COMERIAS, CLARO COMES LO QUE NOS SOBRA, EN TU PUEBLO, NO HAY GANADO Y TE MANDAN LA LECHE CON AGUA, LAS VERDURAS CON INCECTICIDA, EL AGUA CONTAMINADA Y CLORADA, RESPIRAS SMOG, COMES CARNE DE PERRO CON SARNA, JAJAJAJAJA DEBES TODO, Y PIERDES HORAS TODOS LOS DIAS EN LLEGAR A TU RESIDENCIA, JAJAJAJAJAJAJ APARTE ESPERAN EL FIN DE SEMANA O QUINCENA PARA PODER DIVERTIRSE, JAJAJAJAJAJ ADOLECIENTE CHILANGO ARDIDO ANTES DE HABLAR PONTE A PENSARrrrrrrrrrrrrrrrrr PORQUE EL SMOG, YA SE ACABO TUS POQUILLAS NEURONAS SI ES QUE TENIAS, HAHAHA Y ESO DE ESCUELAS Y ANTROS Y MUSEOS ETC. ETC. SON LUGARES QUE PUEDO ASEGURAR NI SIQUIERA CONOCES PERO BUENOOOOOOOOOOO

Envía tu comentario