Jornada de pronunciamientos económicos

|




guillermo-ortiz.jpg Diversos actos son aprovechados por los representantes de varios sectores para hacer un diagnóstico sobre nuestra economía y proponer soluciones. En un acto de la Bolsa Mexicana de Valores el gobernador del Banco de México, Guillermo Ortiz, afirmó que es necesario incrementar el ahorro financiero y elevar la participación de las compañías en los mercados de deuda, para impulsar el desarrollo económico. Sobre el mercado de valores, el funcionario criticó la concentración de las actividades bursátiles.

“México es uno de los mercados más concentrados del mundo, tanto en lo que toca a valor de mercado, como al importe de operaciones de las mayores emisoras”. El funcionario señaló que una condición necesaria para aumentar el crecimiento económico a 6 o 7 por ciento, es incrementar el nivel de inversión de 20, 21, al 27 por ciento del PIB.

En el mismo acto en la Bolsa Mexicana de Valores, el Presidente Calderón habló inusitada y ampliamente sobre economía. Estuvo de acuerdo con Ortiz sobre la necesidad de incrementar el número de emisoras, invitó a los participantes en el sector bursátil a buscar la ampliación de las posibilidades de inversión y de crecimiento de más empresas en México. Defendió el dinamismo de las reformas aprobadas como la del sistema de pensiones, la del ISSSTE la política hacendaria, el sistema electoral y el proyecto gubernamental de gastar 5 por ciento del producto interno bruto en infraestructura.

Calderón reconoció que existe un entorno de “dificultades”, a causa del comportamiento de la economía de Estados Unidos y los problemas vinculados al sector inmobiliario, que pueden repercutir en México. Como solución a estos problemas propuso seguir adelante con las reformas estructurales, y por eso llamó a los distintos actores económicos, sociales y políticos a que aporten a la modernización y competitividad de sectores cruciales para el país: “Tanto el gobierno como el sector privado tenemos mucho que hacer en el ámbito laboral, en la desregulación económica, en las telecomunicaciones, en la energía, entre otros”.

Señaló además que se deben diversificar las exportaciones mexicanas, porque sólo 30 por ciento de ellas van a mercados distintos al de Estados Unidos. Como complemento a este plan de reformas, mencionó su compromiso de seguir “con todo” en el combate al crimen organizado, para generar las condiciones de seguridad y certeza jurídica que no sólo la inversión nacional y extranjera buscan en México, sino todos los habitantes.

La mayor de las verdades que pronunció el Presidente fue la siguiente: “El manejo responsable de la economía no es suficiente para alcanzar mayor crecimiento; se requiere emprender acciones decididas y, sobre todo, que ese crecimiento se traduzca en mayor equidad”.

En el Día de la Competencia, celebrado también ayer, ocurrió un diferendo significativo, el presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Telecomunicaciones por Cable (Canitec), Alejandro Puente, mencionó que ante las claras evidencias de los desequilibrios existentes en este sector, la Comisión Federal de Competencia no ha efectuado ninguna acción efectiva para resolverlos. El golpe era contra Telmex, lo que aprovechó Gil Díaz, anterior Secretario de Hacienda y actual presidente ejecutivo del Grupo Telecomunicaciones Mexicana, para señalar que desde hace 20 meses Telmex ha negado la interconexión a GTM que ofrece servicios de telefonía fija.

Javier Mondragón, director jurídico de Telmex, dijo que no se ha dado interconexión a GTM debido a que “es una empresa ilegal, ya que viola las disposiciones de inversión extranjera, porque 97.7% del capital es español, mientras que la ley sólo permite 49%”, y que es un caso que analiza la Comisión Federal de Telecomunicaciones. (Nuestro ex Secretario de Hacienda, ahora funcionario de la trasnacional, parece desconocer esta disposición).

El presidente de la Comisión Federal de Competencia, Eduardo Pérez Motta, intervino en forma meliflua en el debate: “Estos cuatro sectores (transporte, servicios financieros y energía), que son los más regulados, son los principales que debieran promover o que pudieran estar inhibiendo la competencia. Creo que una de las principales razones por las que el país no está creciendo es por falta de competencia en estos sectores”.

Lo que no dijo el Presidente Federal de Competencia es que los monopolios no sólo incluyen a estos sectores, sino que también debe mencionarse de manera especial a la televisión.

En la quinta Cumbre de Negocios México, efectuada ayer en Monterrey, bajo la coordinación de Miguel Alemán, los empresarios no estuvieron de acuerdo con el Presidente ni Ortiz, insistieron que las bases para una verdadera política de competitividad pueden ser establecidas sin necesidad de esperar a que culminen las reformas laboral, energética y educativa.

Los empresarios se vieron más políticos que los políticos, coincidieron en la necesidad de crear un pacto de competitividad y reconciliación nacional- Juan Francisco Ealy, Presidente de El Universal, resumiendo esta propuesta afirmó: “Si estamos unidos (partidos políticos, empresarios, y la sociedad) en busca de soluciones a los problemas, sería más fácil convencer al Congreso”. Luego zarandeó al Presidente: “Pero falta mucho y desgraciadamente nos ha faltado quien convoque a una gran unidad nacional, a la reconciliación nacional, donde todos estemos en la misma frecuencia porque sólo tenemos un país”.

Para concluir una jornada de pronunciamientos económicos, el Presidente del Banco Interamericano de Desarrollo, Luis Alberto Moreno, en una visita al Presidente, declaró que México tiene desafíos muy profundos, como los retos de competitividad, que están ahí y que se reconocen ampliamente, “así como los de equidad, para combinar el crecimiento con la reducción de la desigualdad”.

Sorprende la coincidencia del diagnóstico, pero también la astringencia de las propuestas de solución, principalmente en favor de los más maltratados de la política económica: los empleados con sueldos de hambre, los abiertamente desempleados, los pobres y los migrantes.










Cada colaborador es responsable de lo que escribe y sólo rinde cuentas ante la sociedad y ante sí mismo. Se trata de pensar libremente y hacer pensar en la medida de la inteligencia de cada uno.

No hay comentarios en “ Jornada de pronunciamientos económicos”

  1. Edmundo:

    Los que se dedican a prestar dinero, cobran una taza demasiado alta, unos rebazan hasta el cien porciento por ello. Darles dinero”en custodia” para que nos paguen intereses por ello, no rebazan su oferta el 7 por ciento. ¿Que es esto?

    Las afores estan siendo un magnífico negocio para quienes “trabajan” el dinero de los empleados y posteriormente desaparece para los trabajadores, ganancia y capital y se dan gritos en el gobierno engañosos.

    Se especula con el dinero y se somete a el país a este “juego” y nos descapitalizan.

    La vida económica no está basada en el trabajo y la transformación de los bienes. Los ricos imponen sus condiciones al país y este cede. Lo trabajadores no importamos, menos nuestros aportes.

    Todo lo que se teoriza sobre el uso y abuso del dinero, es retórica, palabrería, porque nunca se ha traducido en beneficio para la sociedad que es la que priduce los bienes y el capital, siempre es en bien de de la usura, asi se llamaban antes a este “jueguito” y sus jugadores, ahora son especuladores.

    Pero en la economía les llaman muy bonito a todas esas cosas y personas, que no son otra, que el robo a mano armada a un pueblo que se debate en la miseria.

    Nadie habla del aumento del 30 porciento a los alimentos, llamados productos de primera necesudad, en los últimos meses. Todo lo disfrasan con palabras y teorías económicas, retórica pura y ciencia ficción.

    Este país cuenta con un “gran capital humano”, que desgracia que nos llamen así.

    Saludos.

    José Félix Zavala

  2. Edmundo González Llaca dice:

    Estimado Félix, tu texto me recordó la definición de banquero: ratero con prisa. Gracias por tu comentario. Saludos.

  3. Gonzalo Ruiz Posada dice:

    Risibles los planes de Calderón, quien dijo que para paliar la recesión norteamericana, México, más bien su gobierno, propone crear infraestructura y vivienda.

    Léase bien y repara en ello mi querido Edmundo: INFRAESTRUCTURA Y VIVIENDA!!!

    Ésto último es lo má paradójico que he oído, ya que la quiebra de los bancos inmobiliarios en EEUU prendieron las lámparas rojas de esta crisis.

    Viviendas para qué?, para quién? y por qué? Recién leo que INFONAVIT está recogiendo las casas, cuyos compradores, como en Estados Unidos, han sido abandonadas por falta de capacidad de pago, como consecuencia del desempleo, recuérdese la etiqueta de Calderón en su campaña: “Yo soy aquel que por quererte da la vida” El meritito presidente del empleo!!!

    Con la infraestructura vendrá el enésimo rescate carretero, y reparen en esto!!! Felipe de Jesús privatizará autopistas!!!, escuchen bien, dentro de esas se encuentra la México-Querétaro, la cual es una mina de oro, pero el chuPANcabras la pondrá en manos de la eterna, pulcra y patriótica iniciativa privada.

    Esto después de vender la última aereolínea nacional: AereoMéxico. Vender, vender y vender.

    Por esa denominada estagflación, fatlta de crecimiento con inflación, ya le anda por privatizar PEMEX, esa sí es una salida inmediata pero vendepatriera, ya que las grandes empresas y gobiernos extranjeros pondrían en las manos del inquilino de los pinos, el cash flow, o sea la liquidez que tanto anhela para terminar más o menos su sexenio, si Perfidio Muñozlelo no se equivoca.

    Carstens no encuentra los excedentes de la renta petrolera con un barril actual a 100 dólares, estuvo a $120, pero con un pronóstico para fin de año de 200 dólares por barril, entonces inútil, me escuchas?, para qué lo quieres privatizar?

    Fox dilapidó varias veces el monto equivalene a la mitad de la renta del oro negro, regresándoselo a sus amigos de la I.P. En gasto corriente, y en remesas para los Gobiernos Estatales: aquí en la noble, demolición del CRIQ, Acuaférico con aire-sin agua, Paseo Constuyentes 200 final 600 millones, etc. Ésto sí es desarrollo y empleo.

    Total, entre el monstruo, el hoy negro del IPAB, y la voracidad de la banca, la cual destina el 25% del dinero al consumo, a través de las tarjetas de crédito, con tasas que llegan al 86%, la esclavitud ha hecho presa de muchos mexicanitos que necesitan comer.

    Según el Secretario obeso, estamos blindados, pero el país está destrozado, pensemos en lo que quedó de Tabasco,no se repondrá ni en 25 años todo lo perdido; Tamaulipas, Veracruz, el sureste y lo que falta por venir.

    No hay rumbo, ni destino. Calderón no es el estdista que necesita la patria, se requiere dolor y lágrimas pero para ofrendarlas en petición a un líder que no te engañe, que no te defraude, que no te traicione, que tenga crédito, en pocas palabras que sepa gobernar!

    El infierno está aquí ya, y se quedará por un lustro, cuando menos, crisis severa ésta.

    El incremento de los alimentos, dicen los expertos se prolongará por los próximos veinticinco años, o sea que ya nos chuPAncabreamos el planeta tierra, que ha esta madre generosa la hemos traicionado, mancillado y avergonzado, por la voracidad sin límite de la casta poítica.

    Eres doctor en ciencias políticas, y tu sabes más de esto, pero al escuchar a Guillermo Ortiz hacer sus cuentas, que con un incremento del 6% al PIB, podemos llegar al 7% de crecimiento, estos sí son cuentos chinos de Openhimer.
    Ese porcentaje es impensable en todos los años del resto del sexenio.(No habrá 7%)

    Los pronósticos optimistas están en 2.8 de crecimiento, y quién sabe, en fin, el futuro no es prometedor, y lo exhibe su proyecto privatizador ahora desplazado por el del PRI.

    Calderón es ahora un político gris y desdibujado, y Germán Martínez sube al ring a Vicente Fox. ¿Cómo andarán las cosas? Quizá para recordarle a Felipe, “te lo dije tú no eras mi candidato, el bueno era Santiago Creel”.

Envía tu comentario