El PRD agoniza

|




 alejandra_barrales_PRD

Si el PRD no destituye a Alejandra Barrales como presidente de ese partido pasará al montón de los partidos bonsái, después del PRI, PAN y MORENA. A la Barrales se le hizo bolas el engrudo en la omisión de un departamento de lujo en Miami por un milloncito de dólares. Independientemente de que sea verdad lo que dice, que en unas declaraciones sí lo confesó pero que en otras se le olvidó, resulta una aberración que quien se considera líder de la izquierda tenga propiedades dignas de un capitalista. No sólo eso, sino que su propiedad está en la sede del imperialismo mundial, olvidándose también de cualquier nacionalismo. Los miembros del PRD protestan porque la Barrales regrese al Senado pero no por esta incongruencia, quizás porque nadie puede aventar la primera piedra. Tiene razón López Obrador, con el PRD no quiere ninguna alianza, ni la querrá ningún otro partido, en las elecciones no será apoyo sino un pesado lastre que cargar. Lástima.










Cada colaborador es responsable de lo que escribe y sólo rinde cuentas ante la sociedad y ante sí mismo. Se trata de pensar libremente y hacer pensar en la medida de la inteligencia de cada uno.

Envía tu comentario