Economía sin cera: “AEROPUERTO Y CORRUPCIÓN”.

|




Se tomó la decisión,
El proyecto se cayó,
Ha habido fuerte reacción,
El mundo no se acabó,
¿Lucha contra corrupción?
El sistema ya cambió.

1.- AEROPUERTO CDMX: La modalidad usada por el actual gobierno para hacer obra pública, demostrada en muchos casos, fue la de tráfico de influencias, sobornos, corrupción, lo que llevó a que muchas de ellas resultaran mucho más caras y de menor calidad de lo previsto.

El proyecto del nuevo aeropuerto de la Ciudad de México no fue la excepción y López Obrador lo tomó, desde su campaña, como objetivo en su propuesta contra la corrupción. Su triunfo fue inobjetable y tenía la capacidad y el respaldo para que cancelara el proyecto si así lo consideraba conveniente, una vez que tomara posesión. Desconozco las razones de por qué prefirió usar una consulta “informal” (no ilegal) para apoyar su decisión. Hace pocos años, el Congreso aceptó por fin aprobar mecanismos de democracia directa como son “la consulta popular”, “el plebiscito”, “el referéndum”, “la revocación de mandato”, pero les pusieron tantas restricciones que las hicieron casi inoperantes, por ejemplo: cualquier tema propuesto a consultar debe someterse a la aprobación de la Suprema Corte de Justicia, la que ya demostró, en los casos que se han intentado desde que está la ley, que sólo se aprobarán aquellos que sea triviales o intrascendentes; por otro lado, las consultas sólo se podrán hacer en tiempo de elecciones. Por lo anterior, las diversas consultas que se han realizado, incluyendo ésta, han tenido que hacerse con muchos esfuerzos, pocos recursos, poco apoyo y muchas críticas. El nuevo gobierno, si quiere usar con efectividad estos mecanismos, lo cual yo apoyaría, deberá adecuar el marco legal, haciendo las modificaciones constitucionales que procedan, para hacerlos confiables y útiles para el mejor funcionamiento de nuestra incipiente democracia y para avanzar en la formación de ciudadanía. Una democracia moderna requiere de ciudadanos participativos e informados.
Las reacciones, a partir de la conferencia de prensa del Presidente Electo, han sido sorprendentes. ¿Qué es lo que tiene tan molestos a los empresarios y a parte de la ciudadanía?, ¿la consulta ciudadana?, ¿la decisión de cancelar el proyecto e irse por otra opción?, ¿el apoyarse en una encuesta informal para tomar una decisión muy importante, que al parecer ya había tomado con mucha antelación? Se desató una campaña, muy bien orquestada para descalificar la consulta como queriendo con ello descalificar la decisión, augurando un futuro negro para nuestro país. En la conferencia de prensa AMLO insistió en que ese proyecto era un compendio de las prácticas de corrupción, pero no se han aclarado. Espero que una vez que tome posesión se hagan las denuncias correspondientes y se castigue a los culpables, sin importar los niveles de los involucrados y esto mismo deberá hacerse en otros campos como el energético. Urge tener una Fiscalía autónoma para que sea la que investigue y castigue los actos de corrupción, actuando con profesionalismo y no por consigna.
Muchos analistas señalan que este hecho fue una demostración de AMLO en el sentido de que los empresarios deberán acostumbrarse a una nueva forma de relación con el gobierno, que no se dejará intimidar con amenazas, que ya no serán ellos los que tomen las decisiones; sin embargo, el problema que sigue latente es que el aeropuerto actual está saturado y urge resolver ese pendiente. Yo espero que en las próximas semanas se precisen los alcances de la opción aprobada, que se definan proyectos ejecutivos, presupuestos, soluciones técnicas para el uso combinado de varios aeropuertos, para confirmar o no, que se trata de una opción viable y no solo de una salida para ganar una confrontación.

2.- RIQUEZA CERECIENTE: Yo, al igual que muchos analistas, hemos asegurado que el modelo neoliberal seguido por nuestro país en los últimos cinco sexenios, no ha generado crecimiento económico y si ha aumentado la desigualdad. La Banca Suiza UBS elabora cada año un informe llamado “Billonaries” en el que analiza aspectos relacionados con la acumulación de la riqueza en el mundo y en el informe más reciente señala, sin mencionar nombres, que un pequeño grupo de 16 millonarios mexicanos, aumentó su riqueza en el último año en 21.5%, al pasar de 116 mil 700 millones a 141 mil millones de dólares, ganando más dinero el año anterior que en cualquier otro registrado en la historia. Por otro lado, la revista estadunidense Forbes de este año señala a los mexicanos con más grande fortuna personal: Carlos Slim (América Móvil y Grupo Carso) con 67 mil 100 millones de dólares; Germán Larrea (Grupo México) con 17 mil 300 millones de dólares; Alberto Bailleres (Grupo Bal y El Palacio de Hierro) con 10 mil 700 millones de dólares; Eva Gonda de Rivera (Grupo Femsa) con 7 mil 100 millones y Ricardo Salinas Pliego (Grupo Salinas y TV Azteca) con 7 mil 100 millones de dólares. Según el mismo informe de la banca suiza, en los pasados 30 años se ha visto una creación de riqueza mucho mayor que en la Edad de Oro y se forjaron generaciones de familias en Estados Unidos y Europa que pasaron a influir en los negocios, la banca, la política, la filantropía y las artes. Se han estado creando las familias multigeneracionales del siglo XXI.
AMLO no incluyó en sus propuestas el establecimiento de una reforma fiscal, ya que los empresarios han insistido en que mientras exista una corrupción tan descarada no deberían aumentarse los impuestos. Yo considero que funcionan sus políticas anticorrupción, estas deberán seguirse con una verdadera reforma fiscal que evite esas acumulaciones escandalosas, buscando disminuir las desigualdades y sin desalentar la inversión productiva más que la especulativa. ¿Usted qué opina?

 










Cada colaborador es responsable de lo que escribe y sólo rinde cuentas ante la sociedad y ante sí mismo. Se trata de pensar libremente y hacer pensar en la medida de la inteligencia de cada uno.

Envía tu comentario