'Complo' sudamericano

|




La derecha en América, encabezada por Estados Unidos, y secundada por sus pupilos México y Colombia, está empeñada en socavar y debilitar la izquierda latinoamericana protagonizada por los gobiernos de Venezuela y Bolivia. Es así como deben entenderse las recientes fricciones entre estos dos gobiernos y el del ’imperio’, como le llama el presidente venezolano, que dieron como resultado la expulsión de los embajadores estadunidenses en Bolivia y Venezuela, en ese orden, y la subsecuente expulsión de los Estados Unidos de los embajadores de estos dos gobiernos.

Aún más allá, estos sucesos se enmarcan en una nueva ‘guerra fría’ que se está desenvolviendo entre Rusia y Estados Unidos, avivada recientemente por la guerra ‘Georgia vs Rusia’ a la que nos referiremos mas adelante.

Bolivia está atravesando una crisis de gobernabilidad de origen interno pero también azuzada por el embajador estadunidense, razón por la cual el presidente Evo Morales lo removió. El presidente Hugo Chávez, parte en apoyo a su colega boliviano y parte también porque experimenta presiones similares de desestabilización del gobierno de Estados Unidos, expulsó también al embajador de ese país. México en ningún momento ha emitido mensaje alguno de apoyo a estos gobiernos hermanos y en cambio ellos sí obtuvieron un respaldo inequívoco de sus colegas sudamericanos.

La Unión de Naciones Sudamericanas (UNASUR), conformada por 12 países, presidida por la presidenta Chilena Michelle Bachelet, reunida en Santiago esta semana, expresó su apoyo incondicional a Evo Morales y condenó los intentos de golpe de estado que sufre el hermano país sudamericano. El Parlamento Andino también expresó su apoyo a Morales y emitió un comunicado de ‘respaldo al Gobierno de Bolivia y a los órganos e instituciones democráticas legalmente constituidos’.

El gobierno mexicano debió haberse pronunciado en apoyo a Bolivia por solidaridad histórica y por fraternidad latinoamericana. Hay que recordar las nefastas intervenciones de los embajadores gringos en perjuicio de nuestra patria, desde la invasión estadunidense en 1847, la guerra de secesión de Texas, la intervención durante la era de Santana en la que perdimos la mitad de nuestro territorio, pasando por la gestión del embajador McLane que firmó en Querétaro junto con Ocampo los Tratados Guadalupe-Hidalgo que oficializaron la venta de la mitad de la patria, hasta la intervención del embajador Wilson para derrocar y asesinar a Madero.

México ha padecido la intervención de los embajadores de Washington, pero parece que al gobierno panista ya se le olvidó la historia, o a lo mejor nunca la aprendió. En relación a Venezuela, Hugo Chávez, quien por supuesto apoya a Morales, ha denunciado enérgicamente los intentos de desestabilización que ejercen contra estos dos bastiones de la izquierda en Latinoamérica, sobre todo en el marco de la nueva cooperación que Venezuela tiene con Rusia, dándole un nuevo giro a la guerra fría que enfrentan Rusia y Estados Unidos. La presencia en Venezuela para maniobras aéreas sobre el Caribe de dos bombarderos rusos TU-160, más grandes que sus equivalentes estadunidenses, atestiguan este nuevo desarrollo de la guerra fría.

GEORGIA VS RUSIA

La reciente ‘Guerra del Cáucaso’ entre Rusia y Georgia, pequeño país en el sur-oeste ruso con sólo 4.6 millones de habitantes y 70 mil kilómetros² ha sido ampliamente cubierta por los medios, por lo que en estas líneas nos concretaremos a señalar que este conflicto se inscribe en la guerra fría entre Rusia y el ‘Oeste’, encabezado por EUA, mismo que también se inscribe en el marco de la guerra por los energéticos. En efecto, Georgia, independizada de la Rusia post-Soviética en 1991 como resultado de la ‘Revolución Rosa’, es muy importante no tanto por su tamaño o riqueza sino por que es el país de tránsito de varios oleoductos y gasoductos con los que Rusia surte a Europa desde Bakú en el Mar Caspio, algunos a través del Mar Negro y otros a través de Turquía.

El conflicto Georgia-Rusia tiene también tonos étnicos e históricos, pues el Reino de Georgia data desde el siglo XI, fue anexado al imperio Ruso en el siglo XIX, tuvo un breve periodo de independencia entre 1918 y 1921 y fue incorporada a la Unión Soviética en 1922. Su componente étnico es distinto del predominante ruso y es considerada la cuna de la raza blanca, conocida como ‘caucásica’. Georgia además tiene pretensiones de membrecía en la OTAN y en la Unión Europea y su presidente es un aliado incondicional de Estados Unidos y Europa. Tiene dos provincias separatistas, Sur Osetia y Abjasia, mismas que fueron reconocidas por el presidente ruso como naciones independientes, el pasado agosto 26. El parlamento Georgiano las declaró territorios ocupados por Rusia.

CUIDADO CON LA PALIN

Ya habíamos advertido en esta columna la peligrosidad de la elección de John McCain al invitar a Sarah Palin para contender por la vice-presidencia de Estados Unidos, pues con la avanzada edad de McCain (72 años) se corre el riesgo de que una muchacha inexperta de 44 años de edad ascienda a la oficina más poderosa militarmente del mundo. A dos semanas de la decisión de McCain han surgido informes perturbadores sobre quién es realmente la Palin, y éstos no son nada reconfortantes. Primero, su inexperiencia: Palin fue alcalde de un pueblito de 9 mil habitantes y gobernadora un año y medio en un lejano estado de 670,000 habitantes, menos de la mitad del estado de Querétaro.

Apenas el verano pasado obtuvo su pasaporte; nunca había estado fuera de su país hasta que visitó soldados de Alaska en Alemania y Kuwait; ni siquiera fue a Irak. Esa es toda su experiencia internacional. Es ultraconservadora, fundamentalista cristiana y pro-vida; profesa el evangelismo y promueve la educación del creacionismo en las escuelas, doctrina contraria al evolucionismo. El influyente diario’ The New York Times’ la ha acusado de nepotismo y autoritarismo. Un ejercicio interesante sería analizar con quien de los dos partidos le iría mejor a México, o con quien nos iría menos mal. Se pensaría que los demócratas son más afines a los mexicanos, pero si vemos su récord de votación nos percatamos que son proteccionistas, así que en materia de nuestras exportaciones nos iría mal. Si consideramos que los republicanos son más belicistas, la historia nos dice que los demócratas han iniciado casi todas las guerras. Así que probablemente nos vaya mal con los dos, pero ¿con quien menos mal? Ya Calderón se pronunció imprudentemente a favor de McCain, así que ‘aguas’ con la Palin.

Caja de triques

El gobierno de Calderón se dio el lujo de aumentarse 84% el presupuesto para ‘comunicación social’, eufemismo para la propaganda gubernamental, con la que atosiga a la sufrida ciudadanía mexicana usando sus impuestos. Concretamente, se aumentó de 842 en 2008 a 1,554 millones de pesos para 2009, o sea casi duplicó este rubro para poder llevar al cabo su ‘guerra contra el crimen organizado’, pero tal guerra sólo la lleva en los medios, sobre todo en la televisión, pues en la realidad la situación no sólo continúa sino que empeora, con el número de ejecutados y decapitados que crece día con día y con reprobables atentados narco-terroristas como el del 15 de septiembre durante la fiesta de independencia en Morelia. De hecho toda su administración la lleva en los medios: el combate a la pobreza es en los medios, lo de ‘Vivir Mejor’ no es más que una mentada a los pobres pues ¿cómo pueden vivir mejor cuando los alimentos básicos han aumentado más del 50% y los salarios tienen menos poder adquisitivo que hace 20 años?

El combate a la inseguridad es también en los medios, pues el ‘show’ mediático de agosto con el ‘Acuerdo Nacional por la Seguridad, la Justicia y la Legalidad’, no hizo más que producir más víctimas y ejecutados, así que más vale que no firmen más acuerditos, nos cuestan muchas vidas. El combate a la corrupción y a la impunidad también se da en los medios, pues Calderón mantiene a la cabeza del aparato de seguridad a su ‘cuate’, quien fue acusado de tráfico de influencias y de beneficiarse con sus cargos en el servicio público.

Por eso necesita tanto dinero, para manejar toda su administración en los medios, y éstos fascinados, pues reciben toneladas de dinero, así que cooperan encantados en esta farsa mediática. Que entienda bien Calderón, si no limpia de pillos su propia casa, mete a la cárcel a los ex presidentes y familiares ladrones y a gobernadores corruptos, si no registra ante el Consejo de Seguridad de la ONU los carteles de la droga para que les congelen sus activos en todo el mundo, y así les pegue donde les duele, no le vamos a creer lo del combate a la corrupción y a la delincuencia.










Cada colaborador es responsable de lo que escribe y sólo rinde cuentas ante la sociedad y ante sí mismo. Se trata de pensar libremente y hacer pensar en la medida de la inteligencia de cada uno.

Envía tu comentario