TRAS LA VERDAD “AMLO VA POR TODOS LOS RECURSOS PÚBLICOS”

07 Abr 20 | Héctor Parra Rodríguez | Clasificado en Nacional, Política | Sin comentario »

Parece que a López Obrador, no le preocupan en lo más mínimo los efectos que trae consigo la pandemia del coronavirus, mucho menos los estragos que está ocasionando en otras naciones; el Presidente va de frente con sus programas, no dobla y anunció el reforzamiento de su populismo, haciendo uso de todos los recursos económicos posibles con los que cuenta el gobierno federal, incluso viola derechos laborables de empleados de la federación, reduciéndoles el salario y quitándoles el aguinaldo, todo por acceder a otros miles de millones de pesos para ampliar los objetivos de sus programas. Pretende endeudar a la burocracia con empréstitos. No extraña que Andrés Manuel, viole cuanto derecho se le cruce, está acostumbrado a ello, no sufre consecuencias legales, menos ahora que ha logrado concentrar el poder de los 3 Poderes Públicos. Poco le falta para dictar sentencias, ya legisla por medio de Decretos apócrifos que pone en práctica.

Las apocalípticas consecuencias del Covid-19, no le incomodan ni preocupan al Presidente de la República. Si millones de empleados pierden el trabajo, si las industrias cierran y no generan riqueza, qué importa, hay dinero en las arcas públicas para ayudar a los “más pobres”, ese es su objetivo. No hay lógica en el pensamiento de López, mucho menos en el actuar del necio mandatario. No le importa en lo más mínimo qué hacen otros gobiernos para paliar la crisis; por el contrario, presume que esos gobiernos copiarán su modelo de solución, que consiste en “ayudar a los más necesitados” y calentar la economía vaciando las arcas públicas, utilizar el dinero de los impuestos como motor de la economía nacional. Iluso Presidente. Si no hay creación de riqueza, la consecuencia es simple, no hay pago de impuestos; si no hay empleo, no hay pago de impuestos. Lo que sí aumentará, será la delincuencia con tanto desempleo. López promete crear 2 millones de empleos en 9 meses ¿De dónde? ¿Con recursos públicos? No creará empleos, salvo que sean con fijos, paguen impuestos los burócratas; aún así, los salarios se pagan con las contribuciones de las empresas, los consumidores y los empleados. Legalmente, en derecho fiscal no existe otra manera de recaudar impuestos, excepción hecha de crear más impuestos sobre los cautivos contribuyentes ¿Cobrará impuestos por ventanas, mascotas o qué se le ocurrirá? ¿Empobrecer al pueblo de México para que todos sean iguales?

Decepcionantes y preocupantes las medidas que adoptará el Presidente para atenuar la crisis. Veamos las claves del “Plan Emergente para el bienestar y el empleo”. Así lo denominó ¿Qué hará para generar empleo? López aseguró que creará 2 millones de empleos en los próximos 9 meses. Burlonamente dijo: “En eso baso mi optimismo”. México forma parte de la recesión mucho antes de que apareciera el problema del Covid-19; ahora crece la amenaza de la pérdida del empleo de forma súbita, más la que él mismo aplica, al cerrar empresas como la cervecera que se estaba construyendo. Hay datos que confirman que los EUA han perdido 10 millones de empleos, dado que ese es el número de personas que han pedido un apoyo por desempleo. El terror crece. El Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico ha previsto que en el 2020 México perderá unos 875,000 empleos, tomando en cuenta que el pronóstico de caída de la economía de alrededor de 5%. El único que no lo cree es el propio López Obrador; piensa que sus proyectos, como Sembrando Vida o el Tren Maya, generarán los empleos que necesarios, 2 millones. Sembrado vida vive del presupuesto, así que no es creación de empleo; y los otros, en su caso, serán mantenidos con recursos públicos. Vamos, sacar y sacar dinero del único bolsillo. Aún así -de sus proyectos- el número de empleos a crear adicionalmente sumarían 591,300 ¿El resto de 1.4 millones para completar la promesa de los 2 millones? ¿De dónde? Los restantes empleos que pretende crear saldrán de más proyectos, con dinero público. 228,000 en la construcción de 50,000 viviendas para dotarlas de agua potable, drenaje y otros servicios básicos; más 200,000 para los campesinos que trabajen en su programa de reforestación Sembrando Vida; otros 45,000 médicos y enfermeras adicionales, que prometió; más 31,000 elementos que ingresarán al Ejército, la Marina y la Guardia Nacional. Sigamos sumando. Otros 80,000 que se emplearán en la construcción del Tren Maya, obra que está parada por juicios de amparo y no hay permisos aún, más la oposición del EZLN; por último, otros 7,300 empleos en obras del corredor del Istmo. Sumar número es de lo más fácil.

A pesar de la pandemia, López Obrador seguirá garantizando el funcionamiento de sus programas clientelares, llamados “sociales”. Su discurso: “la prioridad en su plan es la población más pobre y vulnerable de México”. Aseguró que: “En suma, los programas sociales, y el desarrollo promovido por el gobierno este año llegará a 22 millones de beneficiarios”. Su meta son los 30 millones que le garanticen el triunfo en las próximas elecciones y posteriormente la revocación de mandato, por eso no deja de inyectar dinero a pesar de todo. Don mentiras, aseguró poder demostrar que la mitad de los hogares del país cuenta con, al menos, un programa de bienestar y que 95% de las familias más pobres de México cuentan con al menos uno de esos apoyos económicos. Para no herir susceptibilidades de sus seguidores, a estas mentiras, algunos le llaman “verdades no comprobables”. Remató asegurando que en diciembre próximo todos los pobres de México tendrán protección del gobierno ¿Quiénes son los pobres y cuántos son? Más mentiras que subyugan a quien se sientan en el ala de los pobres y reciben dinero público. La pandemia amenaza con incrementar esa cifra negra ¿Los que de pronto se queden sin empleo serán pobres y estirarán la mano o echarán culpas a López por insensible y boquiflojo? Los pobres aumentarán en América Latina,

López Obrador, reitera su perorata al insistir en que su plan para reactivar la economía está basado en la austeridad republicana. Que seguirá con mayor rigor su plan. Dentro de su plan, no podía faltar el anuncio sobre violación de derechos humanos en agravio de muchos burócratas, quebranta la Constitución e incumple con la Ley Federal del Trabajo, anunció que, “por consenso”, bajará el salario de sub directores hacia arriba, además no les pagará aguinaldo ¿Y las familias de estos empleados qué culpa tienen? Se calcula que serán cerca de 3 mil millones más los que obtendrá con la ilegal y draconiana medida administrativa. Seguramente amenazados, aceptan o renuncian, así de simple y ante la falta de trabajo, no les queda más remedio que ser “esclavos” de López Obrador. Solitario, en el patio de Palacio de Gobierno –hay que estar demente para ello- dijo: “Estamos haciendo hasta lo imposible para mantener el compromiso de no aumentar la deuda pública” ¿A quién le importa eso si la economía de México va en picada? ¡Los empleos se pierden, no hay inversión y la pandemia ahuyenta cualquier inversión nacional y extranjera! Gobiernos de izquierda, de centro o de derecha, saben bien que en tiempos de crisis, el que un país se endeude con responsabilidad, es una posibilidad para enfrentar la necesidad de ejercer gasto para impulsar la economía y apoyar a su ñpueblo. Pero no, el necio prefiere seguir con la exacción a todos los contribuyentes cautivos.

Y, las obras del capricho, las emblemáticas de López, la refinería Dos Bocas, en Tabasco, el aeropuerto de Santa Lucía, el Tren Maya, siguen firmes, a pesar de que analistas recomiendan que se pospongan o suspendan para usar esos multimillonarios recursos en planes para reactivar la economía en la emergencia sanitaria. Pero no, la tozudez del Presidente es más importante, siguen en marcha sus proyectos, consumiendo el dinero que requiere la nación para evitar que el decrecimiento económico sea más tremendo que los negativos pronósticos. Más derroches en los caprichos de Andrés Manuel. Por supuesto que no deja a Pemex ni a la CFE. Aseguró que habrá una inversión de unos 14,000 millones de dólares como parte del programa para el sector energético cuyo anuncio lo ha aplazado, pero lo dará a conocer la próxima semana. Los apoyos a fondo perdido de Pemex siguen. Pemex dispondrá de 65,000 millones de pesos extras, le reducirá la carga fiscal, para invertir y, supuestamente Hacienda sacrificará ese dinero ¿Hacienda? ¿Qué no es dinero de los mexicanos? Dinero que solo cambia de bolsillo, virtualmente deja de ser de los mexicanos para incorporarse al patrimonio de la petrolera.

Su grandioso plan, el cual copiarán muchos otros países, dijo López, también consiste en dar créditos para micronegocios, así como a pequeñas y medianas empresas. Los gobiernos conservadores aplicaban eses programas ¿Les copió López? Serán 1 millón de créditos sin intereses o tasas muy bajas. La mitad destinada a negocios formales, la otra mitad para los informales. Con sorna dijo que, a través del ISSSTE, dará créditos personales de entre 20,000 y 56,000 pesos a 670,000 burócratas. El fondo para eso sumará 35,000 millones de pesos ¿Para qué ese dinero? ¿Simple consumo? Sencillamente “aventar el dinero”, cuando lo que se requiere es que, no se pierdan empleos, se generen más fuentes de trabajo; no que se otorguen créditos sin objetivo alguno ¿Endeudar a los trabajadores? Todo lo contrario a lo que no quiere hacer el gobierno. El gobierno no se endeuda, pero a sus empleados sí los endeuda ¿Qué política financiera es el endeudamiento sin objetivos? Más deudas en camino. Con el Fondo de la Vivienda del ISSSTE (FOVISSSTE) más créditos ¿Dónde quedaron los 2 mil millones de pesos de los trabajadores que le entregó en mano Alejandro Gertz Manero a López Obrador? La bolsa de dinero disponible del Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit), será para dar 177,000 millones de pesos para créditos de vivienda, disponibles durante 9 meses; después de ese tiempo, López levanta la mesa de préstamos y deja endeudados a los trabajadores. Presume un beneficio para 442,500 trabajadores. Otra verdad que no es comprobable.

Total que, el plan de López Obrador no contempla medida alguna para las empresas. Hizo caso omiso a las propuestas del Consejo Coordinador Empresarial en materia fiscal, como posponer la declaración de impuestos o pagarlos en parcialidades. Claro que tampoco para las personas físicas, todos a seguir pagando para que López pueda gastar. Desoyó a todos los empresarios y expertos en la materia. Además ¿Se han preguntado de dónde saldrá el dinero para seguir con el derroche presidencial? Aquí les comento. El dinero que Andrés Manuel López Obrador -que no el gobierno de México, ese es su parapeto- planea utilizar en su programa para contrarrestar la recesión económica que viene antes que el Covid-19, provendrán de lo poco que queda del fondo de estabilización económica –la mayor parte ya lo gastó López- que le dejaron Calderón y Peña; más los recursos financieros presupuestados en el Decreto de Egresos, que logre de la disolución de la mayoría de los Fideicomisos; más el dinero que ilegalmente quite de los salarios de la burocracia y el dinero de los aguinaldos de esos trabajadores. Fácil gastar irresponsablemente el dinero del pueblo. Fracaso anunciado ¡Mediocre Presidente!

Héctor Parra Rodríguez


A la memoria de Anapaola

07 Abr 20 | Edgar Herrera | Clasificado en Cultura, Nacional | Sin comentario »

Entraron a robar la casa de mi prima en Nogales. Violaron y mataron a mi sobrina de 13 años. Cualquier reflexión sobre solidaridad, ciudadanía y economía está de más. Hoy México, Gobierno y mundo, no cuentan conmigo. Váyanse a la chingada.
Diez Marina

Las palabras de Marina que abren nuestro artículo le cerrarían la boca a cualquier pretencioso analista social que no cuente, como mínimo, con algunas ideas aisladas para estudiar y transformar las realidades mexicanas que se hunden en su propia miseria cotidiana llamada cultura machista. Ninguno de nuestros colaboradores cumple con estas características y, por consiguiente, se convierten en objeto de duras críticas de aquellos que, sin disponer de un mayor espacio de difusión, son depositarios de años de experiencias de lucha para cambiar o intentar revertir el actual curso violento de nuestro país y nuestra región. ¡Bienvenido sea nuestro segundo cañonazo al corazón supremacista de Diálogo Queretano!
Sin embargo, coherente a nuestro espíritu autocrítico que nos aleje de toda forma de servilismo, aceptamos que no somos las activistas o los colectivos que luchan y educan por los derechos sexuales como derechos reproductivos en Querétaro; tampoco somos las combatientes del Kurdistán sirio que hoy crean comunas por y para todas las mujeres y las niñas afectadas por la guerra contra el Estado Islámico y los Estados-Nación de Oriente Medio. Somos hombres partidos a la mitad, somos los machistas en rehabilitación que intentan capturar y descifrar todo el dolor y toda la ira acumuladas de nuestras muertas y nuestras desaparecidas.
No hemos dicho ni diremos nada nuevo, excepto para aquellos morenistas hipnotizados en plena Cuarta Transformación y para sus opositores aún más perdidos en sus eternos laberintos partidistas; algunos de ellos son colaboradores nuestros, portadores de una pobre concepción de la historia que se escribe desde el odio o el amor desmedidos del poder en turno. La actitud y el proyecto político que al final asumamos hoy con el mundo contribuirán a la creación de una tradición revolucionaria de lucha, encaminada a la creación de nuevas sociedades como prólogo de una modernidad feminista.
Mientras aguardamos la unidad de esas diversidades en lucha, simplemente transportaremos la cólera y la inteligencia de las mujeres que han sufrido todos estos años no solo para formular una denuncia nacional sino también para recordar una emergencia humanitaria. Haremos un uso respetuoso de la voz de las mujeres para visibilizar la personalidad y la fuerza histórica de su causa, pero también a inspirar el desarrollo de nuestras identidades y la creación de lenguajes propios que serían impensables para cualquier machista moderno.
Surgido de las entrañas de esta cruenta guerra contra las mujeres, sostenida por decenios en México, el feminismo mexicano del siglo XXI debe renovar y ampliar la memoria y la dignidad de las desaparecidas y de las asesinadas, pero también de las abuelas, las madres y las hijas supervivientes, más vulneradas y olvidadas en estos días de enclaustramiento forzado.
En un país en que los nombres y apellidos de decenas de miles de mujeres que juntas han desaparecido para siempre en la vorágine de las tratas de personas, en los secuestros, en las fosas clandestinas, en los abortos clandestinos y en las bolsas para cadáveres mutilados, no es ninguna casualidad que evoquemos a Ana Paola como título. Nos negamos a dejar en el olvido a la infancia y los proyectos de vida construidos en esta etapa; nos negamos a seguir ocultando al crimen organizado que opera para seleccionar a las mujeres y a las niñas como objetivos sanguinarios de sus confrontaciones criminales; nos negamos a seguir disimulando las condiciones de miseria y abandono en que son sometidas las niñas y las mujeres, contribuyendo al aumento de las tasas de enfermedades mentales y los suicidios cometidos en estas famélicas condiciones económicas, sin ningún tipo de apoyo material ni mayores vínculos de estas mujeres con otras mujeres.
Anapaola tenía 13 años, soñaba con ser bailarina y odiaba que separaran su nombre en dos. Solo aquellas personas que hayan perdido a un ser querido o aquellos que vivan en la imposibilidad de prevenir cualquier violencia feminicida, siempre sostenida por un frágil hilo de incertidumbre e indiferencia, pueden comprender la crueldad machista en su máxima expresión.
Todos los días, un terrible fantasma de la premonición feminicida nos acompaña a todas partes. Las leyendas rojas de desapariciones de mujeres y niñas, que alguna vez llevaron los nombres de nuestros seres queridos, es una realidad que nos golpea a todos. Es la antelación de una tragedia personal que nos aguarda en la esquina o en nuestra propia habitación, pero si asumimos la vida como un proyecto permanente de lucha, la tragedia sufrida en solitario se convertirá en un proyecto colectivo para salvaguardar las vidas.
Edgar Herrera


TRAS LA VERDAD “AMLO PRESIDENTE TRAMPOSO ENGAÑA BOBOS”

04 Abr 20 | Héctor Parra Rodríguez | Clasificado en Nacional, Política | Sin comentario »

Cada vez más preocupantes las mentiras del Presidente de la República, su lenguaje incluso ofensivo a la inteligencia de los mexicanos. Ayer utilizó una de tantas frases populares en su conferencia mañanera, al mencionar que la crisis “nos vino como anillo al dedo para afianzar la transformación”; frase inaplicable estando frente a la pandemia que asola al mundo entero ¡A nadie le puede caer bien ninguna pandemia que causa miles de muertes, solo a un demente!

Frase por demás desafortunada para aplicarla en un problema que genera muchas muertes, enfermos y consume ilimitadamente los recursos públicos y privados, con consecuencias graves para la economía del Estado y en los bolsillos de los mexicanos, generando incluso pérdida de empleos, disminución de salarios y, muchas más consecuencias negativas que trae aparejado el terrible Covid-19. Frase que popularmente utilizamos los mexicanos, cuando queremos indicar que algo coincide con otra cosa con alto grado de exactitud; vamos, es la llegada de algo que necesitamos en ese preciso momento. De tal suerte que si trasladamos el significado de la frase: “me cayó como anillo al dedo” –salvo que López tenga otros datos-, a la tragedia que viven 130 millones de mexicanos, nadie logra entender la lógica del Presidente, claro, en su sano juicio, de qué manera o de qué forma el infortunio beneficia a López Obrador, considerando que la crisis vino a provocar infinidad de problemas, muchas muertes; evidenciar su fracaso del Insabi. Solo una persona afectada de sus facultades mentales puede alegrarse –insisto- del infortunio de la catástrofe por la que está pasando México. Nadie logra entender cuál es la manera de interpretar lo que en realidad quiso decir Andrés Manuel López Obrador, su lógica raya en lo ilógico del razonamiento de cualquier ser humano sano de sus facultades mentales.

Ahora bien, referente a su desafortunada frase, el señor coligió su perorata con el argumento fútil de que saldrá fortalecido su gobierno, para afianzar la transformación, discurso decantado, “acabar con la corrupción, afianzar el propósito de la transformación”. Se puede entender su tergiversado pensamiento, para justificar todas sus torpezas –como siempre- al no haber previsto lo que ya se sabía venía en camino. Manera puerirl de pretender ocultar los errores cometidos que han llevado a una crisis económica como nunca antes; infinidad de sus errores están a la vista, tal vez por eso la frase de le “cayó como anillo al dedo” Así tiene el perfecto pretexto de culpar a la pandemia, que no podía achacar a los conservadores; así elude su irresponsabilidad, será el Covid-19, el causante de la problemática económica y financiera, no será culpa del Presidente. Si apreciamos la demente y diabólica manera de tergiversar la verdad de los hechos, para convertirla en “yo tengo otros datos”, cabe entonces la frase a la perfección, aunque pretenda disimular. La crisis del coronavirus, a él, solo a él, le “cayó como anillo al dedo”, así ya no es el responsable de la crisis que generó por sus errática y torpes políticas económicas.

Aprovechando lo coloquial de la frase, López de todo “saca raja”. Ahora utiliza la confusión financiera, el dinero no le alcanza para sostener la pesada carga de sus programas –plataforma política- sociales y proyectos de construcción en infraestructura, por eso no hay recursos en el sector salud, de ahí las múltiples manifestaciones de inconformidad y protestas del personal médico y de enfermería, quienes se quejan por la falta de insumos, aunque López insista en que ya hay de todo y alcohol de sobra, lo cierto es que no los hay, se ha gastado el dinero en otras cosas, su barril sin fondo no le alcanza. Así que, de inmediato encontró el pretexto del “anillo al dedo”, otra fuente de ingresos extraordinaria. Sí, se le ocurrió la brillante idea de desaparecer los fideicomisos que no le son de utilidad, para quedarse con otros cientos o tal vez miles de millones de pesos; no elimina a todos. Bien sabe Andrés Manuel López, cómo se usa y abusa de los Fideicomisos. Él lo hizo en la campaña pasada, lavó millones de pesos en un Fideicomiso que creó para recibir dinero y gastarlo a placer en las campañas electorales de Morena. Se documentó lo fraudulento del Fideicomiso lopista, pero el magnánimo sistema judicial mexicano perdonó al hoy Presidente de la República, pasó por alto el lavado de dinero y hoy gobierna con desatinos. Así, sin más, por simple Decreto enviará esos dineros _millones de pesos- a su fiel Secretario de Hacienda, quien le esconde toda la suciedad que no quiso guardad Carlos Urzúa, ex Secretario de Hacienda, le tiró la toalla ante tanta materia escatológica y hoy, desde fuera prefiere criticar a su exjefe. Todo gracias a la pandemia que le “cayó como anillo al dedo”. Así, sí va cuadrando la frase.

Para continuar distrayendo la atención de los medios de comunicación y estos a su vez distraen a la audiencia, este viernes adelantó un supuesto regalazo a los propietarios de los medios de comunicación de la radio y televisión. De inmediato fue tendencia en medios electrónicos, mañana lo será en impresos. Pomposamente anunció que devolverá a los empresarios los “tiempos fiscales” de que goza el gobierno, se los regresa; tiempos fiscales que, dicen los expertos, está al parecer, desde el sexenio de Díaz Ordaz o Echeverría. Total, todos contentos. Pero, como suele suceder, en las sorpresas de sus tortuosas conferencias de prensa que lanza de vez en vez -diariamente- a los medios de comunicación que cubren sus conferencias, dijeron que se le hizo “bolas el engrudo” –ya encarrerado con las frases coloquiales- y no supo cómo explicar el regalo que daba a los concesionarios, no se supo si aquel lo daba envuelto para que no supieran su contenido o lo destapaba en el momento; a grado tal que Jesús Ramírez, su jefe de prensa, tuvo que enmendarle la plana –ahora si me excedí en frases populares- para tratar de descifrar qué fue lo que quiso decir López. Lo cierto que se trató de otro engaño más del Presidente de la República. Mañana se publicará el acuerdo de la confusión en el Diario Oficial de la Federación.

Sin embargo, la experta en la materia, Irene Levy, Presidenta del Observatorio de las telecomunicaciones en México –Observatel-, dijo que se trata de un “gran distractor del Presidente”. No hay nada de beneficio fiscal para los empresarios, nada de dinero extra ahora que están en crisis. Así, una vez más el Presidente juega con sus mentiras, dice a los empresarios que les regresa tiempo que era utilizado por el Estado, para que ellos los comercialicen y obtengan más dinero. No sin antes argumentar que su gobierno no necesita tiempo oficial para informar. Ahí hay gato encerrado –la última- ¡Por supuesto! Nadie notó que habrá menos dinero para los medios de comunicación, bajo el supuesto que recuperan “tiempo fiscal” que podrán comercializar ¡Falso! Dijo la especialista. López bajará el presupuesto en publicidad. Otra fuente de ingresos para apretar el gasto en algunas áreas no estratégica y llevárselo a la bolsa presidencial ¿para qué gastar en comunicación? Los tiene “gratis” diariamente en sus conferencias de prensa y difunden todas sus mentiras. Es tiempo que los medios de comunicación levanten anclas y dejen en su puerto de fantasías al mitómano del Presidente de la República, a ver si es cierto que no necesita de los comunicadores, al menos con contratos de publicidad o ¿Solo dará a los que le aplauden? Viene otra andanada de mentiras, el próximo domingo López Obrador, rendirá otro informe más de sus engaños, exageraciones, calumnias y distorsiones de la verdad.

Héctor Parra Rodríguez


EN DO MAYOR. ( EXTRA).

03 Abr 20 | Jovita Zaragoza Cisneros | Clasificado en Nacional, Política | Sin comentario »

LOS OTROS Y EL PRESIDENTE ( O YO NO FUI…FUE TETÉ)
Entre el sano respiro y pausas de las noticias no gratas, regreso a informarme sobre el panorama completo en el país con relación al coronavirus y sus alcances. Lo hago bajo la lógica de que no puedo, ni debo, encerrarme en mi confort y dejar de ver esa realidad que está ocurriendo fuera de mi. ¿Acaso no hay gente yendo a trabajar porque no tienen opción? Se les va en ello los alimentos del día y el de su familia. Son la otra parte que decide salir de casa porque “ ya me aburrí ”. Los que lamentan el encierro aun teniendo el confort de un techo y comida asegurada. ¿No están las instituciones de salud haciendo lo que pueden con lo poco que tienen? ¿No vale acaso la pena seguir las indicaciones para no sumarnos al caos y dejar el espacio para que, llegado el momento, si alguien se ha visto afectado por el virus, porque tuvo que salir a trabajar, sea atendido? ¿No es ahora donde está nuestra prueba más grande cómo sociedad y especie?
Cuando empezó la amenaza de la llegada del coronavirus me acordé de los médicos que conozco de años. Compartí con Guillermo mi inquietud por uno en especial. Familiar cercano suyo y a quien yo quiero, admiro y respeto. Lo conozco desde que era un niño de menos de 10 años. Vi en él su inteligencia y especial sensibilidad. Decidió estudiar Medicina Pediátrica de Alta Especialidad. Es una eminencia en trasplante de órganos y de los primeros especialistas en su ramo. Ha puesto sus servicio a las mejores causas. No quiso quedarse en el extranjero, ni aceptó después la oferta de irse a uno de los hospitales más prestigiados de Estados Unidos. Aquí se quedó ofreciendo sus conocimientos y experiencia al servicio de los suyos.
Hace unos años contrajo una agresiva bronconeumonía que mermó la salud de sus pulmones. Tardó en recuperarse. Fue en el primero que pensé ahora con la amenaza del virus. Sé que está en un gran Hospital Pediátrico del sector público, atendiendo a pacientes de todas las edades. Sabiendo la magnitud de lo que venía, encargó con sus recursos al extranjero una mascarilla especial. Y no hay nada que interrumpa su labor y entrega. En él y en todos los encargados de la salud pienso y uno mi oración por ellos. Allí están, venciendo su temor, dando muestras de templanza. Verdaderos ejemplos de compromiso y amor sin alardes. Por eso, por ellos y todos los que andan en la calle trabajando no permito quejas por el encierro. Ni me quejo de mi , a ratos, agobiante dieta de abrazos a los míos. Y por eso vuelvo a las noticias, para no encerrarme en mi mundito de confort y negación de esta cruda realidad que se vive en el mundo y, en especial, en mi país.
Por eso, ayer que vi en un fragmento de la mañanera a ese hombre que tiene en las manos la grave responsabilidad de las decisiones del país, me enervó profundamente ver tanta mezquindad. Ha salido a flote su verdadera estatura. Su megalomanía disfrazada de buena intención con los más desprotegidos y los más ingenuos que le hacen sentir que su sola presencia basta para aliviar sus males. Con los que EL se vende como remedio. Como presencia sanadora. Sigue dividiendo con su discurso infantil, repetitivo. Irreflexivo , suelta una desafortunada expresión que , enseguida, es capitalizada por sus oponentes. Su “ como anillo al dedo” fue tomada fuera de contexto. Pero no le quita peso a su irresponsabilidad y soberbia. ¿No se cansa de estar siempre al pendiente de lo que dicen sus oponentes? ¿No se cansa de estar a la defensiva y ofensiva? ¿No se cansa de estar cargando con el odio de los demás y el suyo propio ?
Ayer me pareció más significativa otra de sus expresiones : “Tenemos proyecciones de lo que se necesita, vamos bien en ese propósito, la prensa amarillista, nuestros adversarios que todavía no ayudan porque los domina el odio, quieren que digamos cuantos muertos, he estado viendo el mensaje de una periodista pidiendo que digamos cuántos muertos van a haber, esto me hace pensar y es posible decir que estamos también viviendo en temporada de zopilotes, ojalá que esa actitud cambie y que no nos importe lo que estén haciendo en otros países”.
Apagué el televisor. Me debato entre la indignación y pena por él. ¿No hay nadie que le haga entender que no estamos en estos momentos para tener a un Presidente que se queja? ¿Alguien que lo ponga a leer en una pantalla su confuso juego de palabras? Parece que no. No hay nadie de sus cercanos que se atreva a decirle: “Usted ( o tu) critica a los que le critican. Así se la ha llevado todo este tiempo. Deje usted de criticar a los otros y asuma la gran responsabilidad en sus manos. Por un momento, solamente por un momento, dese un respiro para dejar de fustigar a los demás en lugar de evadir su enorme responsabilidad. Por un momento, señor, sea generoso y, sobre todo, sea Presidente y pida ayuda para gestionar sus emociones. Por un momento . Solo por un momento déjese de ciegos golpeteos ”.
¿Algún valiente de los que le rodean se atreverá? Dicen que no. Hace años, cuando andaba en campaña platiqué con gente que lo conocía de cerca, se quejaban de eso: de su terca soberbia y obsesión porque los demás se ajusten a su verdad. Tenían razón. Que Dios ilumine su entendimiento y corazón. Y el de nosotros también.
YA PASARÁ.
Veo y leo las noticias. La violencia no descansa. Ha tenido su caldo de cultivo en la impunidad y, en otros casos, la añeja complicidad y rancia omisión de las autoridades. Hoy agrega a sus elementos el caos y zozobra. Se nutre de ellos y del dolor de sus víctimas. Aumentan las desapariciones de jóvenes, continúan los asesinatos a periodistas (María Elena Ferral, en Xalapa). La violencia intrafamiliar aumentada ahora por el necesario confinamiento que obliga a las victimas (niños y mujeres) a convivir con su victimario, es otra realidad.
A ratos me siento rebasada por esa realidad que da cuenta del otro virus alojado hace tiempo en nuestro país. El que ha ido carcomiendo el tejido social y ha agitado nuestras emociones. Hago pausa un día o dos de las malas noticias y trato de mantener la calma. Me refugio en la lectura de libros, artículos. Entro a sitios virtuales que ofrecen paseos por museos que resguardan obras de arte. No conozco de sus tecnicismos. Pero me dejo tocar por la belleza que veo en algunas que mueven mi asombro por su perfección. Al final de cuentas creo que una parte de la función del arte es esa: conectarnos con nuestros sentidos y emociones.
Veo a mi lado a Guillermo, mi gran compañero. Es su cumpleaños. No han parado los mensajes y llamadas telefónicas. Nunca como ahora esta resaca de abrazos de las hijas y nietas duele tanto. Nunca como ahora cobran su profundo significado. Pero ya pasará. Y festejaremos todos juntos. Vendrá el pago de todos los abrazos pendientes. Serán tantos que terminaremos empachados., pero ¿acaso alguien ha muerto de eso? Mientras, que basten las imágenes que se fijan en el corazón. Por ejemplo esa de la pequeña nieta corriendo a nuestro encuentro, cuando, un día a la semana que la recogemos en la escuela, nos ve a lo lejos y abre sus pequeños brazos y sonrisa al tiempo que imprime velocidad. Instantes apenas, pero que se quedan para siempre. Sé que cuando ya no estemos ellas recordarán también muchos momentos. Nuestra presencia en sus vidas tomará la dimensión que yo todavía no sé cuál será. Pero asumo que buena; porque cuando uno se abre al aprendizaje, se ama con mayor consciencia y responsabilidad. Hay más serenidad y templanza con los años. Y si nos aplicamos en el aprendizaje, hasta destellos de sabiduría.
Por mi parte, he intentado caminar con el corazón y ojos abiertos a la vida. Confío en que la semilla de la generosidad que tienen mis hijas haya sido heredada a ellas, que asuman la enorme responsabilidad de vivir abrazando la vida. Con todo lo que implique y traiga consigo. Saben de dónde vienen. Mis hijas alcanzaron a sentir el cariño de la abuela materna cuando íbamos de vacaciones a mi tierra. Mi madre sacaba de su modesta casa la loza especial y los sencillos manteles que cubrían la mesa de madera desteñida. La recuerdan con un amor que no ata. No hace falta que yo la mencione seguido porque vive en ellas. El suave clamor de su memoria se abre paso por entre los misterios del cosmos que las habita. Saben que vengo de mujeres amorosas y fuertes, que nunca negaron sus emociones. Caerse. Levantarse es parte del aprendizaje. Caminar. Avanzar. Empezar una y otra vez, las veces que sea necesario. Llorar , gritar y rebelarse. Pero nunca quedarse instalados allí. Que no sean las sombras las que predominen por sobre su luz.
Agradecer. Siempre agradecer. Aún en estos tiempos de zozobra, agradecer. No conozco mayor oración que el agradecer. Hoy lo hago. Aún en estos momentos lo hago, disfrutando ver a Guillermo, sereno, frente a su café, mientras contesta las felicitaciones. Hay un silencio , interrumpido de vez en vez por el ladrido de nuestros pequeños perros salchichas. Veo a la intrusa y caprichosa planta de jitomate que se le ocurrió nacer y crecer en la maceta destinada a unos margaritones amarillos. Es apenas una rama tembeleque que , fiel a su naturaleza de ofrecer sus frutos, exhala los primeros. Disfruto esas pequeñeces de profundo significado. Ya vendrán todos los abrazos.
zaragozacisneros.jovita@gmail.com
dialogoqueretano.com


TRAS LA VERDAD “CRISIS TRANSITORIA NO ES UNA DEBACLE”

03 Abr 20 | Héctor Parra Rodríguez | Clasificado en Nacional, Política | Sin comentario »

En la conferencia mañanera del ¿Inefable, desagradable, inestable, despreciable? Presidente de la República, volvió a la cargada y por lo visto no se va a cansar de hostigar y culpar a todos los fantasmas de sus torpezas, ineficiencias y traumas que arrastra como parte de sus incongruencias entre lo que promete y lo que hace. Los integrantes del Consejo de Salubridad General, ordenan resguardarse en casa, guardar la sana distancia, no hacer concentraciones y entre otras cosas. López Hace precisamente todo lo contrario, no acostumbra a recibir órdenes. Apenas hace un par de días pidió “tregua durante la temporada que dure la contingencia sanitaria” a todos sus opositores, promesa que no cumplió, volvió a arremeter en contra de ellos, lo que describe a un Presidente mentiroso e inestable psicológica y emocionalmente. Vamos, es un peligro dada su personalidad. Comentaré con ustedes un poco de sus mentiras, torpezas y muestra de su ineptitud. Dijo esta mañana que: “El pueblo es mucha pieza, hay confianza, seguridad en el pueblo de México, en una situación pasajera, si quisiéramos ser más profundos diría, una crisis transitoria de salud pública, incluiría también lo económico, crisis transitoria. Antes había dicho que eran exagerados, que no había problema, que no se podían tomas las medidas exageradas, que el pueblo debía seguir su rutina norma, que salieran a las calles, continuaran trabajando, que se besaran y abrazaran ¿A qué se debe tanta torpeza y mentira del Presidente de la República? ¿Es ineptitud o mala fe? ¿O son ambas y más problemas los que arrastra y arrastra al pueblo?

Continuó la perorata mañanera. “Esto significa que vamos a salir pronto, que no es una debacle, que son mucho más nuestras fortalezas que nuestras debilidades o flaquezas, es mucho pueblo, es mucha cultura, la del pueblo de México, como para no poder enfrentar esta adversidad, el pueblo es mucha pieza es extraordinario, indudable la grandeza de México, he hablado en otro momento de todas nuestras fortalezas ¿A qué viene a colación el vano discurso presidencial? Simple distractor para seguir manteniendo feliz a sus seguidores. Seguiría diciendo: “Voy a actualizar en el informe del domingo, quiero agradecer mucho al pueblo y esta es una prueba de nuestra fortaleza cultural cosa que políticamente quiero agradecer porque se están cumpliendo las medias que se establecieron para evitar mayores contagio ¿En qué país vive López Obrador? Ni el mismo puede explicar tanta incongruencia entre su alocución y la realidad ¿Está a prueba nuestra fortaleza cultural? En cualquier otro país ya hubiesen enviado a su Presidente, al menos, a un psiquiátrico. Siguió hablando: “Se está portando la gente al 100, se está demostrando que el pueblo de México es un pueblo consciente, no es un pueblo irresponsable, indolente, quiero pedirles que sigamos así, que sigamos cumpliendo que si no tenemos necesidad, que no salgamos de nuestras casas y que nos cuidemos, que nos congreguemos familiarmente, que busquemos esa protección o que sigamos contando con la protección familiar que es el núcleo básico de la familia de México, al familia en su amplia extensión, comunicación, connotación, la familia moderna, la familia moderna es la institución de “seguridad social” –así lo dijo- más importante del país y eso es una peculiaridad, una peculiaridad de México, no es un asunto mundial no se da en todos los países, es fundamental la fraternidad familiar, que sigamos ayudando” Cuesta trabajo entender los vanos, vacíos y vagas palabras del discurso del Presidente, con lo cuales busca tergiversar lo que dijo y no hizo con prontitud, mucho menos con eficacia cuando debió hacerlo, estuvo advertido en su momento; en cambio, López dio indicaciones contrarias, las que ha olvidado, como sueles hacerlo. Perdió un magnifico tiempo empleando más mentiras, armando su rifa para embolsarse más dinero, en lugar de atender la contingencia ¡El Presidente vendiendo boletos, en lugar de prepararse para la pandemia! Imperdonable lo que hizo Andrés Manuel López Obrador.

Luego diría lo que viene: “Lo segundo, nos estamos –supo del problema a mediados del mes pasado y apenas se está preparando- preparando para enfrentar la epidemia en el peor momento esto es, el contar con los hospitales, las camas, los equipos, para atender a enfermos ¿Apenas está haciendo lo que debió hacer hace un mes? estamos dedicados de tiempo completo, esa es la prioridad del gobierno, en estos momentos, prepararnos para que no nos falten camas ventiladores, y podamos atender a los infectados graves, tenemos proyecciones de lo que se necesita, vamos bien en ese propósito”. Y vendría más golpeteo a la prensa que difunde la verdad, la que incomoda al Presidente; López quisiera una “prensa vendida” que a todo le aplauda, no tolera la prensa crítica a la que antes aspiraba. Y dijo: “La prensa amarillista, nuestros adversarios que todavía no ayudan porque los domina el odio, quieren que digamos cuántos muertos habrá; había estado viendo un mensaje de de una periodista pidiendo que cuántos muertos van a ver. Esto me hace pensar y es posible decir que estamos también viviendo temporada de zopilotes, ojalá y esa actitud cambie, y que no nos importe lo que estén haciendo en otros países, México está viviendo un proceso de transformación y es único su proceso porque México estaba sometido por un régimen de injusticias y de corrupción y ya es otra la realidad, entonces estamos preparándonos, es muy importante seguir las recomendaciones de los técnicos, de los médicos de los especialistas de los científicos, son de lo mejor el equipo que está llevando a cabo la estrategia ¿Puede entenderse la mezquindad de un Presidente, al despreciar lo que hacen bien otros países? ¿Qué tiene que ver su desordenada caótica y pésima transformación con la pandemia? ¿Calificar de zopilotes a los periodistas que lo presionan, que lo interrogan? Su ineptitud e intransigencia lo lleva a dar sendas y groseras respuestas, sin razón elude respuestas, en cambio prefiere vituperar en lugar de responder con responsabilidad, pero no, así es de intolerante Andrés Manuel López. Andrés Manuel seguiría alabando a su personal: “Ayer se hablo de eso, dos premios nacionales de ciencia y especialistas de primer orden, investigadores eméritos, entonces vamos a seguir cuidándonos y e –sic- informo que estamos preparándonos para tener las camas, los equipos que se requieren; con ese propósito fui ayer a la Mixteca, ayer iniciamos ya el plan ¿Apenas? de atención a enfermos por coronavirus en 80 hospitales del IMSSS y Bienestar, adaptados; mañana y pasado voy a estar visitando hospitales y les vamos a estar informando a través de ustedes, informar a las ciudadanos, al pueblo de México, todo el gobierno está dedicado a que no nos falte las camas, los hospitales, los ventiladores, el equipo médico que se requiere, para la atención de enfermos, los materiales básico, tenían problemas del gel, de alcohol, ya se resolvió, tengo que agradecerle a un empresario de la industria azucarera, mañana voy a dar su nombre, puso a disposición su planta de producción de alcohol, ya está llegando para no tener desabasto, ya tenemos alcohol suficiente para desinfectar, para usarlo como gel, esa información la acabamos de recibir en la reunión de gabinete de seguridad, no eran autosuficientes, en México, en producción de alcohol, ahora está garantizado, le correspondió atenderlo a la Secretaría de Agricultura, consiguiendo lo que hace falta, hay un desabasto mundial de ciertos equipos porque todos están demandando ventiladores –pudo pedirlos a tiempo y no un mes después, lamentándose por la falta de dinero, haciendo sus rifas y extorsionando a empresarios-, es lo más urgente y necesarios, poco a poco vamos a ir informando…” Y la perorata de Andrés Manuel López Obrador, continuó, siguió vomitando sus torpezas, ineficiencias y reiterando, confirmando sus traumas. Conclusión. Tenemos un Presidente de la República mentiroso, incapaz, soez, impreparado, irresponsable, e ineficiente que culpa a terceros de sus torpezas y… los peor está por venir: La economía también la destruye, se cae a pedazos. Consecuencia de votar por un demagogo. Falta la debacle.

Héctor Parra Rodríguez


EL JICOTE “UNA VACUNA: LA RISA”

03 Abr 20 | Edmundo González Llaca | Clasificado en Cultura, Nacional | Sin comentario »

Antes para considerar que el individuo estaba sano, se necesitaba que no tuviera calentura, un miembro roto o sangrara, en suma, se requería que no padeciera un signo visible de enfermedad o daño corporal. La actual concepción de salud es muy amplia, la Organización Mundial de la Salud (OMS) la define en forma más ambiciosa: “Un estado completo de bienestar físico, psíquico y social”.
Como se puede observar, este concepto de salud no se reduce al aspecto biológico y no implica sólo la ausencia de afecciones y enfermedades; toma en cuenta lo fisiológico, lo mental, lo emocional, el contexto social y, si me apuran un poco, podríamos agregar, hasta el entorno natural. Todo en una armonía placentera. Un pequeño comercial personal, les recomiendo sobre el tema mi libro: “La letra con sangre humor entra”. Editorial Trillas. Lectura recomendada para estos días de encierro.
La risa humorística está vinculada con la salud, precisamente porque representa también para el ser humano una experiencia orgánica, psicológica y emocional completa. La salud y la risa constituyen sistemas que incorporan todas las partes de las que estamos hechos, las que sumadas al ambiente social y ecológico, deben formar un perfecto equilibrio y armonía. Sería una especulación inútil discutir si la risa brota de la salud o la salud es consecuencia del buen humor, lo más evidente es que son una interacción
Esta tesis no es nueva, la desgracia de la risa humorística ha sido la amnesia histórica que ha padecido la humanidad sobre sus beneficios y, por supuesto, que no ha podido ser patentada por la industria farmacéutica. Otro fuera su destino si, como la disfunción eréctil, existiera la posibilidad de ir a la farmacia a comprar un jarabe de risa.
Por advertencias sobre la ayuda que tiene a favor de la salud no ha quedado. Ya Píndaro, poeta del siglo V a.C., sostenía: “La risa es un remedio infalible”. Su tesis quedó como nombre de aquella famosa sección de la revista de Selecciones. Por cierto, el primer chiste que apareció en esta sección fue el siguiente: “Doctor: Le tengo que dar dos noticias, una mala y otra peor. La mala es que le quedan 24 horas de vida”. Paciente: “¿Esa es la mala? ¡Vaya! ¿Cuál es la peor?” Doctor: “Que lo he estado tratando de localizar desde ayer”. Otro chiste muy ad hoc: “Gracias a la tecnología inalámbrica, puedo odiar mi trabajo casi en cualquier sitio donde me encuentre”. Decía Goethe: “El árbol de la teoría es gris, el árbol de la vida es verde”. En otra ocasión le seguimos con la teoría. “La acupuntura debe tener algo bueno. Después de todo jamás ves un puerco espín enfermo”.(Bob Goddard). Uno que está de acuerdo con Barbosa. “Ser pobre tiene otra ventaja. Un médico te curará más rápido”. (Kin Hubbaard). Un letrero que me imagino ya está en las oficinas públicas: JALE, si no le hace caso la ´puerta, EMPUJE, si la puerta sigue sin responder, reconozca: la oficina está cerrada. No le garantizamos cuando volvamos a abrir.
Estimado lectores, descanso y los dejo descansar, no en paz, simplemente me tomo unas vacaciones. Cuídense, quédense en casa y ríanse. Nos vemos la tercera semana de abril.


EL JICOTE “OBAMA Y LÓPEZ OBRADOR”

02 Abr 20 | Edmundo González Llaca | Clasificado en Nacional, Política | 2 Comentarios »

Los mexicanos que en competencias internacionales siempre aspiramos a una medalla de oro ahora la hemos obtenido. La prensa extranjera de varios países ha declarado que López Obrador es el Presidente más ignorante, inepto, imprudente e irresponsable, dejando a Trump, su competidor, en un lejano segundo lugar. Obviamente no nos da gusto. El compañero Ricardo Alexander Márquez, de Excélsior, publicó las diez lecciones de Obama para ejercer un liderazgo exitoso. si al menos nuestro Presidente adoptara algunas.
1.- Sé amable y sé servicial. López Obrador es amable y sencillo. Basta observar el respeto, afecto y hasta familiaridad con la que saludó a la madre de El Chapo.
2.- Aspira a hacer del mundo un lugar mejor. No tengo la menor duda que el Presidente quiere a México y aspira a mejorarlo.
3.- Confía en tu propia voz. Es el Tlatoani: “El que habla”. Tan confía en su voz que es dueño de todos los micrófonos.
4.- Rodéate de mujeres, de personas diversas y con distintas perspectivas. No es ni la pluralidad ni la competencia profesional sus parámetros para elegir sus colaboradores, es la amistad y la lealtad partidista. Gobierno de cuates y compadres.
5.- Rodéate de gente mucho más inteligente que tú, que haga las preguntas correctas y dé las respuestas correctas. Tampoco es la inteligencia el filtro que lo conmueva, ni preguntas ni respuestas personales. Sólo mudez y apoyo.
6.- Escucha y construye confianza. Hay una grave falta de confianza, principalmente del capital privado. Alérgicos a los tamales de chipilín y a las consultas patito.
7.- Identifica el poder en las otras personas y poténcialo, permite que crezca y se desarrolle. No es un líder que otorgue poder a los miembros de su gabinete, cíclicamente los deja agarrados de la brocha, los corrige, desobedece y regaña públicamente.
8.- Asume que no puedes ser experto en todo. Al principio así fue, presumía ser especialista hasta en sargazo. El Corona Virus ha producido un milagro político, el Presidente reconoce su ignorancia, ¡Increíble! ¡Pellízquenme!
9.- Asume que no hay soluciones 100% perfectas, pero toma decisiones con base en información y confianza, para que puedas decir: “No puedo garantizar que esté tomando la respuesta correcta, pero puedo garantizar que he analizado y he revisado toda la información disponible”. La información con la que cuenta no es con la que cuentan sus críticos, siempre tiene otros datos. La autocrítica no está en su diccionario.
10.- Eres tan bueno como el equipo que construyes. El vocero en la lucha contra la enfermedad, López-Gatell, Lord Tapete, declaró que la fuerza de López Obrador “no es de contagio sino moral”. Con sumisos e incondicionales no se construye un Gabinete sino un grupo de porristas. Es difícil construir un liderazgo exitoso en el monólogo, blindado a la crítica y cancelada la pluralidad. La crisis no es solamente sanitaria sino también política.


TRAS LA VERDAD “AMLO MILITARIZA ACCIONES CIVILES EN EL PAÍS”

01 Abr 20 | Héctor Parra Rodríguez | Clasificado en Nacional, Política | Sin comentario »

Es un hecho que Andrés Manuel López Obrador, ha militarizado múltiples funciones que corresponden a la sociedad civil. La última transformación de atribuciones, puesta en marcha por el Presidente de la República, el personal del Ejército Mexicano y la Marina, se hacen cargo de 120 hospitales civiles, elementos de las fuerzas armadas atenderán la pandemia del Civid-19, haciendo a un lado al personal civil del inservible Insabi. Muestra clara del fracaso del nuevo sistema de salud. Prueba irrefutable de la pésima decisión que adoptó el Presidente de la República, por el nefasto afán de eliminar el Seguro Popular, creado por su enemigo político número uno, Felipe Calderón Hinojosa, a quien no perdona haberle ganado en la elección del 2006. Por eso abrogó aquella institución. López Obrador, siempre se quejó del fraude electoral, mas nunca lo demostró. Apenas medio millón de votos fueron la diferencia, ese fue su mayor argumento. El trauma psicológico no ha podido ser superado por el hoy Presidente de la República, quien constantemente ataca al expresidente por medio de las redes sociales, Twitter para ser exacto. A tal grado es la obsesión de López Obrador, que vergonzosamente pidió una tregua a Calderón, mientras pasa el problema de la pandemia. Así las cosas, Andrés Manuel, arrastrando sus traumas –parecen taras- desde el 2006, no ha podido superarlos, continúa actuando más como peleonera oposición, que como gobernante al frente del Poder Ejecutivo.

Retomemos el tema. Resulta que el Congreso de la Unión, legisló y adecuó la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, para que el Presidente de la República, entiéndase Andrés Manuel López Obrador -solo para él- utilice las fuerzas armadas para combatir a la delincuencia organizada; nunca antes los presidentes tuvieron esa fuerza constitucional que otorga la facultad que hoy tiene el Presidente. Aquello que Andrés Manuel criticó fuertemente, el uso de las fuerzas armadas en el combate a la delincuencia, a él le fue autorizado; usa para ello a las fuerzas armadas. No han podido ni con el huachicoleo. Por supuesto, ya no se acuerda de aquello. Así que, personal del Ejército y la Marina, siguen en funciones de seguridad pública y procuración de justicia, ya que también persiguen y detienen a delincuentes, acorde con la nueva atribución constitucional.

Tercera acción. Al Presidente de la República se le ocurrió la formidable idea de darle otra responsabilidad al personal del Ejército Mexicano. La de construir aeropuertos civiles; sí, la actividad de ingeniería civil y otras más que requieren el profundo conocimiento de la aviación, fueron asignadas por orden presidencial a los militares. El comandante de las fuerzas armadas –lo presume Andrés Manuel- tiene a cientos de militares al frente de la construcción de la obra civil que ofreció terminar pronto, ponerla en marcha el 21 de marzo del año 2022. Dijo el 6 de enero pasado en conferencia mañanera que se ahorraría 100 mil millones de pesos, en la construcción a cargo del Ejército Mexicano. No olvidemos que el Presidente ya había anunciado, el 17 de octubre pasado, que la obra de ingeniería civil se entregaría en la fecha que arbitraria y caprichosamente señaló, cuando dio el “banderazo” de inicio de las obras de construcción ¡Los abusos del Presidente! Esta acción de ingeniería tampoco es función legal de las fuerzas armadas, ni en la Constitución, ni en ley, ni en reglamento, aparecer como atribución de las fuerzas castrenses. Por supuesto que no, desnaturaliza la función de cualquier ejército del mundo. Salvo en época de guerra.

Cuarta arbitrariedad presidencial. Ya entrados en actividades de la ingeniería civil, seguramente el personal del Ejército está de ocioso y tiene mucho personal, eso ha de pensar el Presidente de la República. Por eso encontró otra actividad que encargarles, ahora les asignó más trabajo civil; actividad de ingeniería civil que tampoco se contempla en sus atribuciones. El pasado 6 de enero, como regalo de día de reyes, orgullosamente anunció y derivó otra responsabilidad de ingeniería civil a las fuerzas armadas, la de construir 3,700 oficinas a todo lo largo y ancho del país, para crear Bancos del gobierno federal, los Bancos de Bienestar, oficinas de la 4T encargadas de entregar dinero que distribuye López Obrador, como parte de sus “programas sociales”, no sin antes haber criticado a los banqueros por no tener oficinas en los lugares que al abusivo le placen. López quiere llevar el dinero hasta las comunidades más escondidas y alejadas. Encargó al Ejército Mexicano, que ubique los espacios físicos de construcción, los predios. El tiempo pasa y nada, el Presidente ha tenido que pedir a las autoridades estatales y/o municipales que donen y ubiquen terrenos para la construcción de sus Banquitos. Muestra clara que el Ejército no puede todo. 10 mil millones de pesos, el costo de la ocurrencia del Presidente de la República. Después vendrá la contratación de la burocracia bancaria que despachará en las 3,700 oficinas gubernamentales. Los “siervos de la nación” serán asalariados. Dijo en ese entonces que para este año habría 5 mil millones de pesos para iniciar y terminar la mitad de esas oficinas ¿Con esta crisis? Ayer lunes el ex Secretario de Hacienda, el Doctor Carlos Urzúa, profesor del Tecnológico de Monterrey, comentó que el gobierno de López Obrador, no tiene su “guardadito”; dijo que “el gobierno no dispones de ahorros públicos… para paliar la crisis”. Alguien y qué mejor que el ex Secretario de Hacienda, desmienta a su exjefe. Otra más de tantas mentiras del Presidente de la República. Lo cual significa que ha gastado los ahorros que le dejaron los gobiernos neoliberales que superaban los 300 mil millones de pesos, dinero que equivocadamente lo ha invertido en sus abyectos proyectos personales que están quebrando tempranamente las finanzas del gobierno, parte de ese dinero se fue a Pemex, empresa que cada día vende el petróleo por debajo del costo de extracción, hoy su precio se cotizó a 10.37 dólares por barril. No es negocio rentable. De tal suerte que todas las obras públicas prometidas por López, a cargo del personal castrense, hasta hoy han quedado en simples ofrecimientos publicitarios, total el Ejército Mexicano, no puede demandar por incumplimiento al gobierno de la República.

Conclusión. Andrés Manuel López Obrador, ha militarizado varias de las acciones civiles cuya competencia está asignada a otras Secretarías del gobierno, supuestamente por ahorrar. Pero no hay ahorros. Las fuerzas armadas en funciones de autoridad de seguridad pública, combaten la delincuencia; también construyen aeropuertos; incluso levanta oficinas para Bancos del gobierno; última –hasta ahora- disposición presidencial: hacerse cargo de 120 hospitales civiles en diversos Estados de la República Mexicana. Derivado de la torpeza para atender la pandemia del coronavirus. El Ejército y la Marina, se responsabilizan de la atención de la salud de miles de mexicanos en hospitales civiles. A todas estas arbitrariedades cometidas por Presidente de la República, debemos sumar la problemática económica que provocó por las torpes acciones “novedosas”, además de equivocadas el irresponsable, quien hace uso arbitrario, displicente e ilegal del dinero del erario. No hay “guardadito”. Eso sí, abusa de la nobleza de las fuerzas armadas del Ejército Mexicano y la Marina Nacional, siempre dispuestas a servir al pueblo de México y a su Comandante, a pesar de lo inútil que resulte ser.

Héctor Parra Rodríguez


EN DO MAYOR.

31 Mar 20 | Jovita Zaragoza Cisneros | Clasificado en Nacional, Política | Sin comentario »

Ante el asombro y confusión de lo que vimos ayer, no me queda más que jugar un poco con los elementos que el mismo presidente ha dado con sus actitudes y declaraciones. Y, al mismo tiempo, hago votos para que en estos críticos momentos que estamos viviendo por la pandemia, la lucidez acompañe a los oponentes políticos del actual presidente; pero también a los de su partido y sus incondicionales.
Hago votos para que toda lectura e interpretación que se dé al acto que todos presenciamos durante su visita a Badiraguato, sea desde la templanza y honestidad que se requiere para dar respuestas a las interrogantes e inquietudes que están latentes en la sociedad mexicana. ¿Cuál es el verdadero poder en México? ¿Cuáles sus alianzas? ¿Cuál es la profundidad y tamaño?¿Cada presidente que ascienda al poder , lo hace o hará , entonces, como representante de un grupo de narcotraficantes en particular?¿Qué está en juego? ¿Por qué esa enconada y constante confrontación entre Felipe Calderón y el actual presidente? ¿En dónde estamos nosotros, los ciudadanos? ¿Cuándo habremos de salir de esta trampa, este desagrado de ver cómo los grupos de simpatías de cada mandatario en turno disculpan en el suyo, lo que antes señalan en el otro? ¿A dónde nos lleva esta dinámica ya enfermiza de adecuar nuestros valores a conveniencia?

Basta ya de condenar en unos lo que disculpamos en otros. Que sea ya por igual la demanda de transparencia a toda la clase política que tiene las riendas de este país. Que todos los partidos, los actores que están en el centro de donde se toman las decisiones , hagan un alto y unifiquen esfuerzos para que todos los mexicanos, en nuestro pequeña o gran medida, enfrentemos con mesura y actitud digna lo que viene. Basta ya de tanta miseria moral. Basta ya de escudar en las consabidas frases de “amor a México ” burdas ambiciones. De estar instalados en esta distorsión de valores que sigue cobrando vidas sin que nadie haga algo por esta violencia que no descansa, ni en estos tiempos amenazantes por la pandemia. Basta ya de actitudes propias de niños, pero que cobran dimensión patéticas en los adultos.

Y, de manera especial, basta ya señor presidente de estar acusando a los otros de lo que usted bien sabía heredaría. ¿No hizo usted lo posible e imposible para sacarse el premio del tigre? Pues tenga usted la valentía y estatura de aguantar sus arañazos.
Acercarnos a la verdad y, desde ella, enfrentar nuestras carencias éticas y morales como sociedad es lo que nos permitirá crecer como individuos. Solamente así. Desde allí.

EN RIMAS Y VERSOS

Nadie se atreva a dudar de su gran “humanismo”,
No es un robot, es muy sensible y tiene sentimientos
Sus cacareados valores descansan en profundos cimientos
Lo que en él es gran virtud, en los otros es cinismo.

¿Qué parte no hemos entendido de tan prístina figura?
¡Necios! Hoy en el poder está un ser de otro mundo
Todos los otros, sus críticos y adversarios son seres inmundos
que codician su trono y odian sus “bondades”, su “finura”.
(Gulp, Niniane, gulp)

QUE POBRES ESTAMOS… TODOS USTEDES.

El poder en manos de narcisos y soberbios que ocupan importantes cargos públicos como Miguel Barbosa, gobernador de Puebla, hace estragos en la vida de ese Estado. Su desmedido protagonismo y menosprecio al sentido común, habla de la otra enfermedad que padece: su hambre de poder, mismo que ha obtenido a base de artilugios y atropellos. Hoy, desde ese lugar, se concede el permiso para crear narrativas a modo; para vender la falacia como verdad y para jugar sin remordimiento alguno con la ignorancia y candidez de los que otros, los más desprotegidos y más manipulables.

Miguel Barbosa se sabe una ficha necesaria en ese perverso juego de la política. Y sabe, también , que los tiempos de hoy le son favorables, porque entre cínicos e iguales todo es posible. A los “iluminados” todo les es concedido ¿Acaso Dios no dejó caer su ira divina contra aquellos que le “robaron” la elección en 2018?” Abran paso al iluminado, al elegido y que nadie ose robarle protagonismo. Nadie antes que él ose anunciar medidas de prevención contra contagios del coronavirus, porque la vacuna contra eso es “ un plato de mole de guajolote” y nadie fuera de los que él, y solamente él, da permiso, puede hablar del tema. Abran paso a los iluminados, a los elegidos. El ha dicho “ Si ustedes son ricos tienen el riesgo; si ustedes son pobres no. Los pobres estamos inmunes”.
Abran paso, señores. Al poder ha subido un grupo de iluminados.
¡Gulp, Niniane… gulp!

De su mórbida, ancha figura y lengua oprobiosa
saltan frases que dan cuenta de su estulticia
y nadie o nada parecen contener su impudicia,
enfermo de poder y soberbia, un tal… ¡qué cosa!

Sin vacilar lanza hoy una declaración alucinante,
dice que el coronavirus solo ataca a los acomodados,
“Nosotros los pobres -asegura- estamos blindados”,
pobre gobernador… pobre, ¡cínico tunante!

BANCO AZTECA Y SALINAS … EL DE ELEKTRA.

Podrá decirse lo que quiera, es libre de autoengañarse,
Pero nunca será filántropo, o siquiera humanista,
lo suyo es ser empresario codicioso y agiotista
y mal patrón que suele con sus empleados ensañarse

Su cartera clientelar la forman los más desprotegidos,
a ellos vende y cobra sangrantes intereses.
Y hoy, preocupado por la posible crisis y sus reveses,
cuida su dinero, logrado a costa de los más jodidos.

QUEDÉMONOS EN CASA.
Valga la coincidencia para el comentario, mitad en serio mitad broma, pero la cuestión es que en este momento pareciera que, en cuanto a política, el coronavirus hace la selección por partidos. Primero fue el de Hidalgo, Omar Fayad del (PRI). Enseguida el de Tabasco, Adán Augusto López, ( MoReNa) . Al cierre de esta columna, ayer por la noche, el gobernador de Querétaro, Francisco Domínguez, (PAN), anunció haber contraído el virus. ¡Aguas mandatarios del PRD! Haga caso al doctor López Gatell : QUÉDESE EN CASA

#QUEDÉMONOS EN CASA TODOS.

zaragozacisneros.jovita@gmail.com


EL JICOTE ¿UNA TREGUA SIN CRÍTICA?

31 Mar 20 | Edmundo González Llaca | Clasificado en Nacional, Política | Sin comentario »

El problema es que el Presidente comete tantos yerros y se involucra en tantas camorras, que se le ha perdido a la crítica todo encanto. Ya no sabe uno si reírse porque está diciendo una ironía o tomarlo en serio cuando en realidad lo que quiere es provocar la risa. Es tal la duda que no se puede uno reír ni con sus chistes. Mis amigos de Morena me decían al principio: “No lo critiques, dale el beneficio de la duda”. Y yo me preguntaba, ¿Que no sería mejor que él, ahora que es Presidente, nos disipe todas nuestras dudas? Luego me pidieron: “No lo critiques está en la curva de aprendizaje”. O no quiere aprender o es de lento aprendizaje, o francamente es una curva más larga que la Pera. Luego me pidieron que no lo criticara, que me uniera y manifestara mi apoyo al cambio de aeropuerto. Pregunté, ¿Unirme en torno a que se puede dejar de cumplir su compromiso con los empresarios de que ellos podrían concluir el aeropuerto de Texcoco? ¿Unirme a que no es para tanto que un Presidente no respete su palabra? ¿O debo unirme a la idea que el cambio se debía a que hubo corrupción en la obra? O preferible, ¿Unirme a que el aeropuerto se cambiaba porque realmente estaba en terrenos fangosos? Para evitar andar culebreando en la unión, mejor defender a la encuesta patito y que la gente fue la que decidió. Cuando vino lo del avión, una comedia del Siglo XVIII con personajes que no se encuentran correteándose entre puertas que se abren y se cierran, me pidieron que me uniera, volví a preguntar. ¿Unirme en torno a la rifa de un avión que no rifa un avión? ¿Unirme a un ahorro que no es un ahorro? ¿Unirme al Presidente en torno a su crítica a la movilización de las mujeres? ¿Unirme a favor de sus huestes reventadores de la manifestación?¿Unirnos a lo que recomiendan sus especialistas que guardemos distancia del prójimo y nos quedemos en la casa? ¿O unirnos a la desobediencia Ejecutivo en la que desafiante hacía todo lo contrario que recomiendan? ¿O unirme ahora a su arrepentimiento? Unirnos para apoyarlo en la cancelación de las obras de la cervecera en Mexicali. Volvemos a lo mismo, unirnos ¿en torno a qué? Y otra vez los motivos son zigzagueantes ¿Unirme porque que es un proyecto anti ecológico? ¿Unirme porque hubo corrupción en la obtención de los permisos? O como con el aeropuerto, mejor unirme torno a la encuesta patito, y que es la gente la que decide. En pocas palabras, unirme a la política presidencial de que cuando los problemas son peliagudos desplaza su responsabilidad a la consulta popular. Así todo es más fácil, López Obrador bien puede decir, como los braveros de barrio: Lo que quieran conmigo lo quieren con la gente. En estos momentos tan graves, ¿Debemos unirnos en su pleito callejero contra el líder de la Coparmex, Gustavo de Hoyos y en su acusación a los conservadores, pues afirma quieren que se contagie? Tregua y unión significan: incondicionalidad y sumisión. Creo que mi problema es de fe. San Agustín decía: “La fe consiste en creer lo que no vemos y la recompensa es ver lo que creemos”. Yo no creo en nada porque nada veo y lo que veo es todo nublado y caótico, mi castigo es no ver en lo que creen los de Morena. Semejante herejía es difícil de superar, chance pudiera tener posibilidades de redención si mis amigos de Morena me consiguen alguna estampita o amuletos de los que carga el Presidente.


TRAS LA VERDAD “DEFINITIVAMENTE, AMLO NO ESTÁ BIEN DE LA CABEZA”

30 Mar 20 | Héctor Parra Rodríguez | Clasificado en Nacional, Política | 1 Comentario »

Mientras el Civd-19, causa estragos en todo el mudo y los jefes de Estado implementan medidas para contrarrestar la furia del coronavirus, entre ellas recomiendan y ordenan a la población que gobierna, “guarden cuarentena en sus hogares” para desaparecer de la vista del virus, López Obrador, en cambio, sigue desoyendo y actuando en contrario a todos, cual esquizofrénico que no alcanza a razonar con cordura, a pesar de las recomendaciones directas, personales y fuertes críticas de la OMS, en su contra que avergonzarían a cualquiera. El Presidente de México, se ha convertido en el hazmerreir de los mandatarios, por aquellos de combatir el virus con estampitas, disuadiendo al Covid-19 con un “fúchila, guácala, detente”. Por si no hubiese sido suficiente, sigue en sus giras públicas esparciendo el virus por doquier; López ya infectó –cómo no infectarlos con tanta maldad- a 2 gobernadores –eso dicen los que saben-, sí, al de Hidalgo, Omar Fayad y de Tabasco, Adán Augusto López, ambos dieron positivo al Covid-19. Cual desaforado volvió a hacer de las suyas López Obrador este fin de semana, visitó Mexicali, Baja California, donde fue vapuleado; también estuvo en Badiraguato, Sinaloa -tierra gobernada por el cartel del Chapo Guzmá- lugar en donde saludó de mano a la madre del Chapo; en este lugar el cínico dijo “hay que estar en nuestras casas”, cuando él se la pasa viajando y contaminando por doquier, advirtió que, había que hacer caso a las recomendaciones de los especialistas, aquello de la “sana distancia”. La semana anterior, de paseo por Yucatán. El Presidente hace lo contrario a lo que pregona, mientras el País se desmorona por sus irrazonables impertinencias.

Un poco de alivio cuando, por presiones externas, López Obrador, vacilante e impreciso ordenó en una de sus conferencias mañaneras, poner en práctica la segunda fase del coronavirus. Dejó de dar besos y abrazos a sus seguidores, pero no abandona los saludos de mano; si bien dejó de convocar a grandes concentraciones para la entrega de “dinero en mano”, continúa promocionando sus programas sociales. En sus viajes no lo han tratado con algodones, como está acostumbrado; no, lo increpan, lo asedian y López prefiere huir, sus guardias personales, vestidos de civiles –el antiguo Estado Mayor Presidencial, ahora sin uniformes-, le hacen valla y lo protegen de quienes lo hostigan. Mientras esto sucede, Human Rights Watch, ha asegurado que el comportamiento de López Obrador, “era sumamente peligroso que amenaza la salud de los mexicanos”; también reiteró el “desinterés temerario en brindar información veraz sobre la pandemia”. Lo que resulta cierto, no hace caso a las recomendaciones. La Institución calificó de “irresponsable” a López Obrador, por seguir besuqueando y apachurrando con abrazos, pese a las fuertes advertencias sanitarias para combatir al Covid-19. Casi de manera simultánea vendría la amenaza del gobierno de los EUA –solo así hace caso a Trump-, al advertir que cerraría la frontera con Canadá y con México. Bastó con cerrar el paso a los miles de centroamericanos asentados en varias ciudades de los Estados del norte de nuestro país, para que el gobierno de la 4T, pusiera en práctica la segunda fase de la contingencia de la pandemia que crece en México. En la conferencia nocturna de ayer sábado, sin la presencia del Presidente paseador, Marcelo Ebrard, mostró un rostro demacrado y preocupado, al igual que el pelele de su homónimo López-Gatell, Subsecretario de Salud; estos no hayan dónde esconderse por tanta torpeza y necedades de su Jefe inmediato superior. Se hicieron acompañar de los “especialistas” en epidemias, contrariando la orden de la “sana distancia” ¿Para qué hacerlos ir en grupo a una conferencia de prensa? ¡Ah necios! Total, las amenazas surtieron algo de efecto, pero López paseos sigue desatado.

Como todos saben, el Presidente de la República se había burlado de todos, se enseñoreaba lanzando por la borda todas las recomendaciones de la cuarentena para evitar males mayores; seguía promoviendo fiestas y reuniones, besos y abrazos; criticaba a todos los gobernantes que ordenaron a millones de sus habitantes quedarse en casa. Frente las críticas y presiones externas –ignoró a las internas- terminó por acceder con tremenda lentitud, a tomar todas las prácticas que antes desechó y criticó. Apenas en la semana que terminó, el gobierno de la 4T, ordenó –sin medidas de presión- resguardarse en casa para amortiguar contagios masivos a fin de “aplanar la curva” del crecimiento exponencial del Covid-19, vamos, para disminuir los contagios. Manuel López parece no comprender el funcionamiento del razonamiento mental, aplicación práctica de la lógica. Entre más besos y abrazos –como lo proponía el Presidente-, más contagios; luego entonces, la lógica indica que, en ausencia de besos y abrazos ¡no hay transmisión del virus! ¿Tan difícil es comprender la lógica del razonamiento? Por la aberrante y profunda irresponsabilidad personal de López Obrador, se incrementaron los problemas que aquejan al sector salud, empezando por negarles los insumos, lo cual niega –como siempre-, en tanto que médicos y enfermeras de distintos hospitales lo han desmentido saliendo a la calle a protestar por la ausencia de insumos hospitalarios. La negación de la negación.

El Presidente de la República, ordenó abusivos y arbitrarios recortes presupuestales, con el abyecto propósito de seguir inyectando más dinero público a sus mega obsesiones de inviables e improductivos proyectos de obra, por esa razón no le cuadran los números, no alcanza el dinero. De tal suerte que, contrario a los incentivos puestos en marcha por gobiernos locales y extranjeros, Andrés Manuel, dirigente del desorden del gobierno de la 4T, hace lo contrario; anunció que no habrá condonación de impuestos, hay que pagar aunque no se trabaje, aunque cierren las empresas por el peligro de la pandemia; así que, ordenó emitir al SAT –donde ahora es titular Buenrostro, la causante de los desabastos en medicamentos y medicinas, antes responsable de las compras consolidadas- un documento para advertir –amenazar- a los contribuyentes, deben cumplir con sus declaraciones y pagos de impuestos; la pueril y sinvergüenzada argumentación –que no lo es- del Presidente: necesita dinero para la compra de insumos, insumos que requieren los hospitales públicos para hacer frente a la pandemia del coronavirus.

Por supuesto, pregunta obligada para Andrés Manuel López Obrador ¿Dónde quedó el guardadito que admitió del Presidente de la República, qué hizo con los ahorros que tanto presumió? Para los empresarios y demás contribuyentes, regla distinta. Injustificada e inequitativamente pidió hacer el esfuerzo a los empresarios para el pago de salarios a sus trabajadores, aquellos que no irán a trabajar por aquello de la cuarentena y sana distancia. No cabe duda que el Andrés Manuel López aplica un gobierno de izquierda perezoso, mentiroso, incierto e ineficiente. Su rifa del avión que no era avión y que tantas horas de trabajo destinó a promocionar López Obrador, pasó al olvido, eso no lo olvida ni puede perdonar; por eso castiga al “sabio pueblo”, antes amado; López Obrador debió haber tomado y adoptado todas las medidas sanitarias oportunamente, debió demostrar y comportarse como hombre de Estado, preocupado por sus gobernados; pero no, prefirió desperdiciar el tiempo en la venta y promoción de boletos para una fraudulenta rifa, cuya finalidad de las ganancias -desde entonces promocionaba- serían -aseveró- destinadas para la compra de insumos hospitalarios. El Presidente presumió comprar el boleto 0000…

Más preguntas para el Presidente ¿Qué hizo con los 1,500 millones de pesos que le donaron los empresarios? ¿Qué hizo con los 2 mil millones de pesos que le entregó, en mano, el Fiscal General, Alejandro Gertz Manero? 3,500 millones de pesos no presupuestados ¿Dónde quedaron? Definitivamente los números no cuadran señor Presidente, ese dinero debe estar en algún lado ¿Sabrá Santiago Nieto Castillo el destino de ese flujo económico o la ESF? Andrés Manuel, sin lugar a dudas, tiene el dinero y no ha comprado insumos hospitalarios. Los necios hechos desmienten a López. Él quiere más dinero, no habrá perdón para los contribuyentes, es un pretexto lo de los insumos. En tanto que la mayoría de los evasores, comerciantes y empleados informales, quedan a salvo; muchos de ellos reciben “dinero en mano” de los programas “sociales” de Amlo. En síntesis, además de las oficiosas mentiras del Presidente, se rehúsa a decir dónde está ese dinero perdido y a resguardarse, quedarse en “su oficina”, en Palacio Nacional, a cuidar a sus nietos y a su esposa. En contrario, ha preferido seguir con sus contagiosas e improductivas giras todos los fines de semana, seguir criticando a sus inexistentes e irreales pesadillas neoliberales, en lugar de gobernar con eficiencia, eficacia y responsabilidad. El caos institucional es herramienta eficaz de trabajo del gobierno lopista, la confusión es su método de gobierno. El Presidente solo piensa en recaudar para sus inútiles proyectos, por eso no le alcanza el presupuesto; no piensa en el beneficio y prosperidad solidaria de los mexicanos ¡La lógica no le cuadra a López Obrador!

Héctor Parra Rodríguez


TRAS LA VERDAD “MÁS NEGRO EL PANORAMA FINANCIERO EN MÉXICO”

27 Mar 20 | Héctor Parra Rodríguez | Clasificado en Nacional, Política | Sin comentario »

Andrés Manuel López sigue ignorando las reglas del mundo financiero. Pmpone su criterio a cotracorriente en perjuicio del patrimonio de los mexicanos. Esta semana que está por terminar, las calificadoras internacionales pronostican un negro panorama para México, francamente está en peligro de car en “banca rota”. JP Morgan, pronostica que caerá el crecimiento un 7% a lo largo del año. Para el primer trimestre, dice, acumulará el 4%. Mientras que el gobierno de la 4T, contrario a todos sus pronósticos ha pronosticado un crecimiento de, al menos, el 1% ¿De dónde o cómo, si todas las señales que emite el gobierno son negativas? Por si lo anterior no fuese suficiente, el “sano distanciamiento social”, a causa del Covid-19, aliado destructor de López, vino a complicar las cosas, la economía se cae en pedazos a cusa de la errática política del gobierno lopista –no golpista-.

Al menos 12 instituciones financieras han pronosticado un negro panorama para México en este año. Todas en decrecimiento económico. Veamos. JP Morgan, menos 7%; Bank of América, menos 4.5%; Scotianbank, menos 5.8%; Grupo de Economistas y Asociados, menos 5%; BBVA, menos 4.5; Goldman Sachs, menos 1.5%; Santander, menos 2.0%; Barclays, menos el 2%; Citybanamex, menos 2.6%; Banorte, menos 3.5%; Moodys, menos 3.7%; y Credit Suisse, menos 4.0% ¡Nadie apuesta al crecimiento económico en México!

Dos son los enormes factores que afectarán el crecimiento económico en México. El principal deterioro y más dañino, son las políticas económicas, erráticas, inciertas e ilegales del Presidente de la República. López Obrador, presume de la inyección de miles de millones de pesos al fortalecimiento de la infraestructura nacional; lo que no comenta, que más de 60% de ese presupuesto lo inyecta a Pemex y la CFE, la otra parte para distribuirlo en un territorio de 2 millones de kilómetros cuadrados. Le apuesta a dos empresas acostumbradas a perder dinero, siguen consumiendo sin control el presupuesto; Pemex perdió la nada despreciable cantidad de 346 mil, 135 millones de pesos -El Economista-, dinero del pueblo tirado a la basura; por eso bajan las calificaciones para este año. Mientras que la CFE, perdía 37 mil 800 millones de pesos, de enero a septiembre pasado –Forbes-. Mientras que Andrés Manuel, sigue inyectando más dinero público a las paraestatales, además a sus “proyectos” de crecimiento como la refinería de Dos Bocas y su trenecito.

Por si lo anterior no fuese suficiente, las políticas ilegales del Presidente de la República, ordenan cancelar inversión extranjera de la empresa trasnacional Constellation Brands, hasta por mil 400 millones de pesos; todo en base a una consulta inconstitucional ¿Qué empresario se atreve a invertir con tal incertidumbre jurídica? Esas políticas depredadoras desalientan cualquier pretensión de inversión de particulares, sea local o internacional. No respeta el marco legal. Cuando la empresa tenía más de 50% de avance en su construcción la suspenden. Ahora tendrán que arreglárselas con el mismo Presidente de la República, con el voluntarioso todo poderoso. Tal cual hizo con la ilegal suspensión de la obra de lo que sería uno de los mejores aeropuertos del mundo, el internacional de Texcoco. Además canceló la posibilidad de 400 empleos directos con la cervecera. Desde el otro lado del continente americano, el periódico inglés, el Financial Times, criticó el ilegal golpe; y los empresarios mexicanos por medio de Gustavo de Hoyos, dirigente nacional de la -Coparmex- criticaron la aberrante medida del Presidente, viola todos los derechos empresariales, generan incertidumbre total. Por su parte, Juan Francisco Torres Landa, abogado comercial y socio de Hogan Lovells consideró que “estamos a punto de ver lo inimaginable en términos de una crisis económica, legal e institucional… Una bala en el cerebro sería menos dañina que lo que están haciendo” ¿Sembrando confianza en el empresariado?

De un padrón electoral que ronda en los 800 mil empadronados, apenas asistieron 27, 937 electores, apoyó el cierren de la empresa el 2% de los empadronados; esto lo informó la Subsecretaria de Gobernación, Diana Álvarez. Apenas días antes López había invitado a un selecto grupo de empresarios a festejar la “tamaliza”, hecha para sus “invitados especiales”, los empresarios, para que le obsequiaran, sin más, 2 mil millones de pesos para la compra de insumos hospitalarios que el mismo Presidente ordenó los recortes. Por cierto, este día viernes López advirtió que no hay suspensión de pago de impuestos, dijo, el dinero lo necesita para insumos hospitalarios ¡Se convirtió en el fondo sin fondo! Estas son unas de tantas razones del decrecimiento en la creación del empleo, como nunca antes, según reportó el IMSS, la cifra más baja en los últimos 10 años fue en el 2019, con apenas 342 mil 77 empleos, sin duda alguna hablamos de una recesión económica. Todo se concatena, nada es al azar en materia económica.

Mal y de malas. Como caso de excepción la asociación nacional de banqueros, determinan sumar esfuerzos para ayudar a los cuentahabientes, deudores de la banca, otorgan periodos de gracia para los pagos sin intereses, suspensión temporal de pagos. Curiosamente el rapaz de Ricardo Salinas Pliego, dueño de múltiples empresas y del Banco Azteca, criticó las medidas adoptadas por el gobierno federal respecto del “sano distanciamiento social”; propuso que salgan a la calle a trabajar y a los clientes de su Banco Azteca, los invita a hacer pagos por adelantado ¡Sin vergüenza! Vaya cinismo, empresario que ha incrementado su patrimonio con el gobierno de López Obrador. El Presidente de la República, en cambio, en su mañanera les puso “tache” a los banqueros, advirtiéndoles que no habrá más “fobaproas” ¿No que eran sus aliados los banqueros, a quienes abrió el bolsillo para que prestaran miles de millones a instancia presidencial? Esa es la errática política de Andrés Manuel López Obrador, quiebra la economía nacional sin mayor remordimiento.

A su incansable lucha depredadora de la economía nacional, se sumó un inesperado aliado presidencial: el Covid-19. A quien pronto culpará -en poco tiempo- como el responsable de todos sus fracasos, junto a los conservadores que no se le escapan. Por la toma de decisiones tardías en las decisiones sanitarias por parte de Andrés Manuel López, por no gastar en el sector salud, promovió una política contraria a la recomendada, impulsando el “sano acercamiento de beso y abrazo”, criticado mundialmente, puso a México y a los mexicanos en vergüenza ¿Ahora entienden el por qué del negro panorama financiero? ¡Y nosotros encerrados! No cabe duda, habremos de cuidar mucho más las finanzas personales. López Obrador pretende empobrecer a los mexicanos. Los pobres son su plataforma electoral. Por eso no suspende ni otorga concesiones a trabajadores, mucho menos a empresarios, en el pago de impuestos, a diferencia de lo que sucede en otros países. Necesita el los impuestos para pagar a los millones de becarios, dinero en mano que le garantiza voto seguro ¡Política clientelar! Esa es la prioridad de López Obrador. Ahora sumemos el desliz del peso frente al dólar, al decremento en el precio del petróleo, a la rebaja de las multimillonarias remesas y cierre de empresas ¡Panorama diabólicamente desolador!

Héctor Parra Rodríguez