TRAS LA VERDAD “AUTORIDAD SIN AUTORIDAD PARA GOBERNAR”

19 Ago 19 | Héctor Parra Rodríguez | Clasificado en Nacional, Política | Sin comentario »

Una vez más, actos de vandalismo (varios delitos en conjunto) dan muestra de la falta de autoridad en el gobierno de la CDMX y del mismo gobierno de la 4T. Durante el fin de semana un grupo nutrido de mujeres “anarquistas”, embozadas, pusieron en “jaque” a las autoridades del orden público; Claudia Sheimbaum demostró la carencia de autoridad; no hubo presencia de seguridad pública y el caos se apoderó de cientos de manifestantes, quienes ocasionaron toda clase de destrozos a su paso, sin que nadie pusiera orden; literalmente las autoridades desaparecieron y las mujeres, bajo el anonimato hicieron lo que quisieron a su paso; la consigna era causar el mayor daño a los bienes propiedad del Estado y los monumentos históricos que a su paso se cruzaron, también fueron dañados. La furia o el enojo hizo presa de Sheimbaum, quien amenazó con iniciar procedimientos legales en contra de las “vándalas”; hasta este momento fue bien recibida la airada y molesta declaración de la jefa de gobierno. Sin embargo, seguramente el Presidente de la República, la “llamó al orden” y la señora reculó casi de inmediato, contradiciendo lo antes dicho. Horas después aseguró que no criminalizaría las manifestaciones, le dio la salida política a un problema eminentemente de naturaleza penal. La autoridad sin autoridad para poner orden en cumplimiento a la ley, el caos se apoderó y prefirió “conservar la paz” con las anarquistas, que hacer valer el Estado de Derecho.

El justo reclamo de las manifestantes “anarquistas”, inició con la denuncia de violación de una menor a manos de elementos de la policía de la CDMX. Hechos que, de acuerdo a la investigación ministerial, no concuerdan con la realidad, todo parece que no sucedieron las cosas como las denunció la menor. Sin embargo, la denuncia solo fue el pretexto para soltar la válvula de presión social, fue destapada, los ánimos ardientes se desbordaron por aquello de los excesos y abusos en contra de las mujeres; feminicidios sin control, violaciones y demás delitos en agravio de las mujeres, sin que exista autoridad que ponga orden; autoridades sin autoridad, incapaces de resolver el agudo problema de inseguridad que se da en muchos Estados de la República Mexicana, en el caso era la CDMX; la mujer, considerada con minusvalía para algunos desquiciados mentales, hacen de ellas o con ellas actos más deleznables; eso tiene que parar y ser sancionados. Pero no hay autoridad capaz de hacerlo. Por eso las “anarquistas” soltaron la furia como expresión de repudio, cansancio y hartazgo de que no haya solución a un delicado y grave problema: el abuso en contra de las mujeres.

El problema que se observa en el caso de las miles de “anarquistas” que se concitaron en la CDMX, es pretender ser atendidas para resolver el delicado problema de violencia en contra de las mujeres, utilizando el mismo método: actos violentos. Cuando esa es precisamente la causa que genera el problema: la violencia. Las manifestaciones sin control alguno (por eso “anarquistas”), sin liderazgos ni jerarquías de mando, no dejaron ver quién o quienes están al frente de la exigencia a las autoridades para que resuelvan el problema de inseguridad pública en que a cada momento viven miles de mujeres. La muchedumbre se hace presente, se convocan por medio de redes sociales y pequeños grupos y asisten miles; al término de las manifestaciones de descontento y agresividad, poco a poco se diluyen, cada quien se va como llegó; y no hay quien convoque a la siguiente manifestación o reunión, nada, simple manifestación anárquica, pero con sobrada razón de ser: alto a la violencia en contra de las mujeres.

El mismo Presidente de la República ha insistido en que no reprimirá al pueblo cuando se manifieste. El problema que las manifestaciones mutan a delincuencia organizada y causan enormes daños a terceros, en tanto la autoridad solo observa y no interviene; y cuando osa hacerlo, la misma autoridad de seguridad pública sale perdiendo, es vituperada, golpeada, vejada, lastimada y los manifestantes hacen de las suyas sin que haya consecuencias legales.

Causa de lo anterior y otros tantos actos vandálicos que no son otra cosa más que delitos bien orquestados, como aquellos bloqueos a las vías del ferrocarril, a las carreteras federales, estatales, tomas de casetas, etcétera; inequívocamente estamos en presencia de la inepta e inoperante autoridad, que privilegia la anarquía gubernamental, antes que el orden al que está obligado, debe conservar la autoridad la tranquilidad y no cumple con la responsabilidad derivada de la ley, premisa fundamental para mantener la paz y el progreso de las sociedades civilizadas. Los belicosos manifestantes anarquistas caen en la misma tesitura que cualquier delincuente, de tal manera que el mismo particular combate la inseguridad con el método de la agresividad convertida en inseguridad, para transformarla en delitos que deben ser castigados. Pero, la tibieza, cobardía e ineptitud de las autoridades raya en el absurdo y prefieren no ejercer sus funciones ante la inexplicable justificación de no criminalizar las manifestaciones ¿Cómo? Las manifestaciones dejaron de ser pacificas como lo mandata la Constitución y, cuando se cometen actos vandálicos (delitos), la autoridad está obligada a poner orden y proceder conforme a derecho; así de simple, no se trata de discrecionalidad, en las que la autoridad a capricho decida actuar en unos casos y en otros no, a pesar de tratarse de actos delictivos. Si un particular, por sí, realiza la misma acción, se va a la cárcel; ha, pero si lo hace en grupo de manifestantes, entonces la autoridad se abstiene y no criminaliza. Solo en México se puede ver y vivir semejante aberración legal. La autoridad responsable de la seguridad pública también incurre en responsabilidad al no actuar, Sheimbaum lo hace al dar órdenes de no actuar a la policía; empero, entre ellas también existe contubernio y se solapan unas a otras. No hay delito que perseguir, total solo son daños al patrimonio y esos los repara el mismo gobierno. Los ejemplos de (los) gobierno son pésimos.

Sí en contra de todo aquel acto y sujeto que violente a la mujer o al hombre, sin distingos ni preferencias. Diferencias que no hace la ley entre el hombre y la mujer. No en contra de cualquier método violento para reclamar el cumplimiento de la obligación de la autoridad de seguridad pública (en estos casos). No valen los discursos de castigar a los responsables de cualquier violación de derechos a las mujeres, más en tratándose de feminicidios y reiterar hasta el cansancio que se sancionarán con todo el peso de la ley a los delincuentes; no, así no, no queremos delincuentes; primero la prevención, fundamental ante todo, eso es lo que importa, prevenir la comisión de hechos delictivos hasta donde sea posible. Resolver el daño causado, en muchos casos, es imposible una vez generado, máxime en tratándose de alguna muerte (seo hombre o mujer), el valor de la vida es el mismo para la mujer o el hombre. Hay que prevenir. Políticas de prevención, de contención, eso debe hacer la autoridad. No son temas ni acciones irreconciliables. Por supuesto, un no a los métodos violentos, delictivos para reclamar derechos, de manifestante muta a delincuente y esos delincuentes también deben ser castigados, pero no cometer otro delito por el incumplimiento de la ley por parte de la autoridad. Así las cosas, estamos en presencia del anarquismo puro, eso nos lleva ineludiblemente a la violencia colectiva, al desorden, al caos institucional y todo por no criminalizar a manifestantes que incurrieron en flagrancia de delitos. Concatenación de delitos ¡Inconcebible!

Héctor Parra Rodríguez


TRAS LA VERDAD “ROSARIO ROBLES Y CARLOS AHUMADA TODA UNA NOVELA POLÍTICA”

19 Ago 19 | Héctor Parra Rodríguez | Clasificado en Nacional, Política | Sin comentario »

Por lo pronto, el gobierno de la 4T, se quedó con las ganas de incrementar su popularidad con la detención de Carlos Agustín Ahumada Kurtz, en su tierra natal Argentina, a razón de la orden de detención que emitió la autoridad mexicana, por la supuesta defraudación fiscal hasta por la cantidad de 1 millón, 472 mil, 236 pesos de ISR. La “ficha roja” se había emitido y por medio de la Interpol se le detuvo en el país de Argentina. La morbosa información de la detención llegó a México el viernes pasado y de inmediato la telenovela volvió a reescribirse por parte de la mayoría de los medios de comunicación, que no se precian en respetar la vida privada de las personas. No. Era más importante recordar la relación sentimental que existió entre Carlos Ahumada y Rosario Robles, que el verdadero fondo del asunto.

De paso, esos medios, trajeron a la memoria las corruptelas de varios personajes cercanos a López Obrador, entonces Jefe de Gobierno del DF, cuidando en no “raspar” al Presidente de la República, quien era el directo beneficiario de los millones de pesos que recibían para la campaña política para la Presidencia de la República, por medio del PRD (entonces su partido político), misma que confrontó el mismo Andrés Manuel, enfrentando a Felipe Calderón Hinojosa, como su principal adversario político y quien a la postre le ganó. “El señor de las ligas”, el profesor René Bejarano, era unos de los recaudadores de dinero por medio del “diezmo”, de la obra pública; entonces Bejarano era Secretario Particular del hoy Presidente de la República, despachaba a un lado de la oficina del Jefe de Gobierno, solo los separaba una puerta. Carlos Ahumada, empresario de muchos negocios, fue uno de tantos que entregaba dinero a la gente cercana de Andrés Manuel López Obrador, todo quedó video grabado para la historia; aún así logró salvarse Andrés Manuel, de ser procesado penalmente, la estrategia es echarse la culpa, pero no ensuciar al jefe de los abusos, el mismo que ordena la exacción.

Detenido Ahumada, no hubo medio de comunicación que no se esforzara en volver a sacar a la luz pública la antigua relación Robles-Ahumada. Esperaban con fruición la llegada del empresario argentino, para explotar la información que va desde asuntos políticos, corrupción, traiciones, intrigas y amoríos. Todo por la defraudación fiscal de casi el millón y medio de ISR, no declarado y no enterado a la hacienda pública federal. Mientras tanto Rosario Robles Berlanga, continúa en prisión preventiva en espera del juicio que la condene o exonere de la acusación de que es objeto por aquello de las Cuentas Públicas no resueltas en sus observaciones a pesar del tiempo que ha transcurrido. La telenovela se seguía escribiendo por parte de todos los medios; así la pudimos constatar en los impresos y electrónicos. La explotación de la información en todo su esplendor. Ya preguntaban cuándo y por qué puerta del aeropuerto llegaría Carlos Ahumada Kurtz, para ser trasladado a la cárcel, al igual que Rosario Robles; la tinta no dejaba de plasmarse en el papel y en los electrónicos de imprimirse virtualmente. Pero, oh sorpresa, un juez argentino ordenó la inmediata libertad del empresario Carlos Ahumada, quien consideró que ese asunto ya había quedado finiquitado con las pruebas que aportó la defensa del detenido. Y, este domingo, todo se derrumbó, se vino abajo, la explotación mediática, la telenovela de ficción, por lo pronto, dejó de escribirse. El periódico La Nación de Argentina, dio la información; misma que se difundió de inmediato, incluso la hija del ex detenido mostraba en redes sociales el medio impreso y la fecha para dar veracidad de la libertad de su padre.

Algunos medios de comunicación, hoy frustrados, adelantaban la existencia de unas “cartas” que guarda celosamente Carlos Ahumada, que comprometen al hoy Presidente de la República, cuando aquel “obsequiaba millones de pesos” a la gente de confianza del entonces Jefe de Gobierno y que, aseguraban, serían presentadas en el juicio. Así de errados los desesperados en escribir novelas de ficción. Lo cierto que el gobierno federal se quedará, por lo pronto, con las manos cruzadas, no extraditarán a México al empresario argentino Carlos Agustín Ahumada Kurtz. Uno de los “festejosos” de la detención, fue ni más ni menos, que Julio Astillero, Director Editorial, de Radio Centro, quien ya hacía mofa del empresario y daba a conocer por medio de las redes sociales sus comentarios (YouTube), incluso, para derezar sus mordaces “comentarios editoriales” mencionaba con lujo de detalle en qué lugar se encontraba en ese momento (cenando); los pormenores no le faltaron al mencionar corruptelas y demás del empresario y Robles Berlanga, literalmente estaba “engolosinado”; le falló al periodista de la 4T, se fue de bruces con la información el Director Editorial de Radio Centro.

Conclusión. El asunto jurídico no está finiquitado. El asunto enfrenta dos interpretaciones jurídicas sobre un mismo caso, de autoridades de distintos países. No se sabe si México va a consentir lo resuelto por el juez o se inconformará. Por lo pronto, el juez argentino decretó la libertad de Carlos Ahumada y esta goza de su libertad, no vendrá a México como esperaban los “nerviosos” que ya reescribían la novela de ficción, intrigas y traiciones. El Presidente de la República, contrario a su costumbre de “boquiflojo”, esta vez se abstuvo de comentar sobre el caso. Veremos si, con mayor información y/o, por medio del responsable de la promoción de la orden de detención de Ahumada, comparece en la mañanera del lunes para dar detalles del caso.

Héctor Parra Rodríguez


EN DO MAYOR.

19 Ago 19 | Jovita Zaragoza Cisneros | Clasificado en Nacional, Política | Sin comentario »

NO SE LES OLVIDE, CLAUDIA Y ERNESTINA, NO SE LES OLVIDE.

Algunos recordamos a la Claudia Sheinbaum de hace años, cuando marchaba en protestas contra los feminicidios. Claro, gobernaba el PRI, ese que se fue…

Está bien, Niniane, está bien. Sorpréndete, aunque me mires con esos ojos de mabolo tierno, como decían en mi tierra cuando alguien mostraba un asombro descomunal en sus ojos, así como estás ahora. Y para que continúes en tu asombro, sábete que también Ernestina Godoy marchaba. Ambas dos.

 Aunque de doña Ernestina Godoy, la actual Gobernadora de Justicia de la CDMX, no me acuerdo que anduviera en marchas, Lydia Cacho sí se acuerda. Y se encarga de mencionarlo en un Tuiter del 13 de agosto, cuyo contenido cito textualmente: “Recuerdo aquellos tiempos en que @ErnestinaGodoy y @Claudiashein marchaban codo a codo con miles de feministas cuando reporteras documentamos la violencia feminicida en México. Cuando el PRI lo negaba todo. #NoNosCuidanNosViolan”

 Flaca y acomodaticia es la memoria. A buena parte de la sociedad se les olvida también que esta ciudad tiene más de 20 años de ser manejada por gobiernos perredistas, que luego trasmutaron en MORENOS. Recordemos que el primero en gobernar la ciudad fue Cuauhtémoc Cárdenas, luego Alejandro Encinas, continuó Marcelo Ebrard, hasta que llegamos al tristemente recordado Miguel Ángel Mancera a quien suplió luego unos meses ( de marzo a diciembre) , José Ramón Amieva. Hoy está Claudia Sheinbaum.

Ahora se les olvida eso. Y que fueron oposición perredista y entonces permitían ( y en algunos casos las incentivaban ), aguerridas marchas que convertían a la ciudad en un pandemónium. Marchas y manifestaciones en las que se vandalizaban comercios, agredían a quienes podían ante la mirada impasible del gobierno de la ciudad que le dejaban tomar los espacios, bajo el argumento de “respetar su derecho a manifestarse y libre expresión”. Aunque, detrás de ese “respeto a los manifestantes” se escondía un propósito: generar la percepción de que los gobiernos federales en turno, nada hacían. Vicente Fox, Calderón se las vieron “amarillos ( como los soles perredistas) y morenos”, con esta ruda e implacable oposición.

Por eso no cabe la respuesta que Claudia Sheinbaum diera el pasado lunes 12 a las protestas, afuera de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) y en la Procuraduría capitalina (PGJ, donde aventaron diamantina rosa al titular de la policía, Jesús Orta y rompieron vidrios e hicieron pintas, actos en los que Claudia Sheinbaum fijó su atención, antes que atender la raíz de la protesta. “Quiero ser muy tajante en esto: n o v a m o s a c a e r e n n i n g u n a p r o v o c a c i ó n”, contestó.

Cabe preguntar: ¿Provocación de quién? ¿quién tiene mecanismos tan poderosos para activar una provocación contra el actual gobierno, si en la más alta instancia en la ciudad está ella y AMLO en la cumbre del país? ¿Entonces todas las demandas que se dieron con EPN o en las que ella participó antes con el tema de los feminicidios, eran provocación? ¿No hubieron vandalismos en esas marchas? ¿Estando Peña Nieto en el gobierno federal no hubieron marchas y agresiones de grupos infiltrados? ¿No argumentaban acaso ellos como PRD ( donde ellos militaban entonces) que esos infiltrados eran sembrados por el mismo gobierno para tener pretexto de usar la fuerza bruta contra todos los manifestantes? ¿En estas últimas manifestaciones, la del lunes y de este viernes, los infiltrados que vimos de dónde eran? ¿Quién de los opositores tienen capacidad para movilizar a grupos de choque, como claramente se ve que hubieron el viernes?

¿De verdad toda esta manifestación de descontento de las mujeres responden a provocaciones? ¿Mienten las cifras de feminicidios y desapariciones diarias que han sido documentados por organismos serios?

CULPAS COMPARTIDAS, VIOLENCIA Y POLITICA DE BAJA ESTOFA.

El miedo que ha paralizado a miles de mujeres ante la violencia que a lo largo de la vida hemos padecido y presenciado en todos los espacios , ha roto ya su dique construido con el silencio y con el ominoso sentimiento de culpa que nos hizo aceptarla como parte de un destino heredado.

Hemos caminado mucho con la pesada loza de la culpa por ser mujeres, por respirar el mismo aire de este mundo del que todos formamos parte como materia y espíritu que somos. Hoy reivindicamos nuestro derecho a ser parte de una sociedad donde se nos respete. Que se nos reconozca que, además de madres, esposas, tenemos derecho a ser escuchadas, a ser visibles, a vivir nuestra ser femenino sin culpas y sin ser violentadas en nuestra dignidad humana.

No se puede olvidar el origen del problema que estamos viviendo y que tiene su expresión de manera visible en los feminicidios, en la trata de blancas, en los acosos y abusos sexuales que se padecen a diario en todos los espacios de la vida y que permanecen aún de manera muy soterrada en los hogares, también. Una violencia que ha crecido y hoy se ensaña con mujeres de todas las edades. Vean los casos de abuso a niñas, por favor.

Sin precedentes en su brutalidad, la violencia continúa avanzando. Ni gobiernos, ni sociedad hemos trabajado a fondo en las causas de su origen. Hoy nos revienta a todos de la manera más dolorosa e inimaginable: No nos estalla en el rostro, sino en lo más profundo de la entraña. Duele. Duele tanta violencia para con nuestros niños, nuestras jóvenes, duele el dolor de las madres de desaparecidos. Duele y avergüenza ver a este país convertido en lo que hoy es. Duele ver en lo que se ha convertido esta CDMX. Por eso no se puede permitir que se reduzca o minimice lo que hay detrás de esas expresiones de las jóvenes mujeres que acudieron a esta última manifestación.

Este gobierno tiene la oportunidad de reivindicar su permanencia durante 20 años en la CDMX. De dignificar su hacer político con hechos y resultados concretos. No cabe aquí estar echando culpas cuando ellos conocen las entrañas de esta ciudad. Hoy está donde está porque obtuvo el voto de quienes creen en él ciegamente; pero -sobre todo- el voto del hartazgo ante la corrupción e impunidad padecida por tantos años. ¿Vale la pena perderse en culpas y reproches en lugar de ir a fondo del problema? En caso de persistir en la repartición de culpas ¿a quién culpar? ¿A las autoridades que antecedieron a esta administración y que crearon simples paliativos como reservar vagones para mujeres, pintar camiones y taxis de color rosa ? ¿A la sociedad que ha sido incapaz de exigir de manera unida y coordinada a los gobiernos en turno acciones contra esta violencia que fue escalando hasta llegar a dónde estamos? ¿A ambos?

No podemos perdernos en culpas. Pero si refrescar la memoria y tener presente que durante estos últimos años la hoy CDMX, ha estado gobernada por administraciones perredistas que terminaron replicando el modelo priista que tanto repudiamos algunos y que ellos dijeron querer erradicar . Hoy, muchos de los integrantes de ese partido son parte de Morena, que -como sabemos- gobierna la ciudad. Y de marchas y manifestaciones ellos saben muy bien.

No queremos más de lo mismo. Urge coordinar acciones ciudadanas y gubernamentales basadas en el dialogo y respetos mutuos para salir ya de este esquema podrido de hacer política de baja estofa. Urge trabajar por un horizonte más sano para todos y para los que vienen detrás de nosotros. No nos hagamos esto. No se los hagamos a nuestros niños, a ancianos, a este país que- pese a todo- hace lo posible por mantenerse en píe.

zaragozacisneros.jovita@gma


TRAS LA VERDAD ¿POR QUÉ QUERER EMPOBRECER A LOS MEXICANOS?

15 Ago 19 | Héctor Parra Rodríguez | Clasificado en Nacional, Política | Sin comentario »

A la izquierda suele no agradarle la riqueza, luego entonces no acepta a los ricos, a los empresarios, a los que tienen salarios bien remunerados, como lo establece la misma Constitución. La riqueza es asimétrica a la izquierda, aborrece la simetría de la superación, prefiere que todos sean pobres para que dependan del Estado benefactor. Por eso el Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, ha pugnado con insistencia para que bajen los salarios no solo en el sector burocrático federal; ahora va por que su propuesta cale en los Estados y municipios. Su Secretaria de la Función Pública, en algún momento, en conferencia mañanera exhortó a los empresarios para que se unieran a la campaña de austeridad y bajaran los altos salarios. Lo aberrante de lo absurdo de la política de la izquierda.

En esta semana volvió a la cargada, dijo que enviará iniciativa de ley para que su propuesta permee en las distintas esferas burocráticas. Olvida el pernicioso Presidente, que los Estados son libres y soberanos en todo lo concerniente a su régimen interior, artículo 40 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos; aunque López Obrador suele desconocer la Constitución y sus principios, aprovecha su ignorancia para violarla sin impunidad. No podrá imponer su caprichosa voluntad ¿Por qué querer que todos los mexicanos pierdan la aspiración a tener ingresos remuneradores? ¿Será acaso la misma ignorancia del Presidente que le hace perder la objetividad? Parece que nada justifica la miope visión presidencial. Simplemente es parte de los principios de la izquierda que no extravía a pesar de haber perdido en los países que abusaron de esos regímenes políticos como la URSS o China, creyendo que los teóricos del comunismo tenían la razón ante los excesos de los zares y emperadores. Los tiempos cambiaron, el libre albedrío responsable es la parte más importante del ser humano; estudiar, prepararse, luchar, trabajar para alcanzar mejores estadios de vida, así de simple y el Estado debe abrir las oportunidades para ello, no limitarlas, mucho menos cancelarlas y convertirse en un dique para las aspiraciones de sus gobernantes. López Obrador, pretender que el pueblo se alimente de su mano y no permitir que ese mismo pueblo sea el libre promotor de su crecimiento personal y del país. Cancelando, “capando” las aspiraciones de superación es decretar el empobrecimiento del pueblo, matar las aspiraciones populares.

En la práctica, en la jerga diaria de la política, vemos casos aberrantes como el de Baja California, en donde los políticos de todos los partidos se alían para vulnerar la Constitución y “cobrar” los favores. Así que no pueden estar seguros los Estados con la tibieza y maleabilidad de los políticos en pro de las apetencias aberrantes del Presidente de la República; más cuando tiene el “mazo por el mango”, como en el caso de Rosario Robles Berlanga. El mismo Fiscal General se pliega a los caprichos del Presidente, es el “brazo golpeador” de la procuración de justicia a la orden de López Obrador. A la acumulación excesiva de poder que ha concentrado el Presidente de la República, está pendiente el Poder Judicial de la Federación, quien se resiste con tibieza; Andrés Manuel no cesa en su intención de controlarlo, para así, imponer un Estado auténticamente autoritario. Es un constante peligro. Por eso ha creado nuevas figuras administrativas en todos los Estados, para equilibrar el poder político y económico en favor del mismo Andrés Manuel; por eso quiere compras consolidadas de todo, de todo; el dinero es poder y control. Por medio de convenios ha pretendido arrebatar a los gobiernos estatales la facultad de otorgar servicios de salud, entre otras cosas. Nada de ahorros, es el mero pretexto; el dinero lo quiere el gobierno federal para hacer del presupuesto lo que le venga en gana y distribuirlo caprichosamente, como hasta ahora. Hay ahorros multimillonarios a costa de la escases de muchos bienes; hasta los campesinos se ha revelado por la falta de apoyos y así quiere un México con autosuficiencia alimentaria, lo cierto que lleva al país directo al fracaso absoluto.

Aunque el Presidente tenga otros datos, el país lo está desmoronando, destruyendo instituciones que costó muchos años crearlas y consolidarlas. Todo con un afán claro de concentración de poder, para poder hacer lo que le venga en gana y así lo está logrando día a día. A los medios de comunicación los trae “atolondrados” con informaciones falsas y prejuiciosas; o con información banal que únicamente sirve para entretener (a todos), como informar que no han entregado todos los libros de texto para primarias y secundarias o que hará llegar miles de cartillas morales para ser entregadas a maestros, pero que, en número rebasan a los maestros, lo que nos lleva inequívocamente a que serán entregadas a los alumnos y doctrinarlos ¡Ya! O aquella información que dio el lunes pasado, afirmando que los mexicanos literalmente “son felices” en su administración, ya no son malhumorados. Así entretiene a medios y periodistas. Mientras la banalidad no permite ver el fondo del fango en que ha ido metiendo a los mexicanos; gracias a su errática política, han bajado los empleos, bajó la producción, no hay inversión, aumenta la delincuencia, empresarios celosos y desconfiados prefieren no arriesgar, baja el precio del petróleo. Ante la falta de recursos económicos, irresponsablemente López Obrador empieza a gastar los ahorros que le dejaron en caja. Sigue la dilapidación de recursos públicos que solo se generan con trabajo. Pero el Presidente tiene otros datos.

A todo esto, resulta incomprensible la política del empobrecimiento, impulsar desde el mismo gobierno, que el “sabio pueblo” tenga salarios bajos; con el engaño de subir los topes de los salarios mínimos que no sirven para mantener decorosamente una familia. Bien lo dijo una Magistrada queretana, ex candidata de Morena al gobierno de Querétaro, el problema no es que ella gane mucho, el problema es que los demás ganen poco, ese es el verdadero problema. Por eso insisto, López Obrador, impulsa la política del empobrecimiento, desalienta la superación personal promoviendo la baja de los salarios. Quiere un pueblo pobre para manipularlo a su antojo con dádivas, para eso son sus “programas sociales”, basados en el obsequio dadivoso de dinero público, sin importar que no crezcan las finanzas del gobierno, ni los recursos económicos del pueblo. A todo esto, falta que los legisladores federales, los diputados para ser exactos, fijen, determinen con claridad, en verdad cuánto gana el Presidente de la República, sumando todos los beneficios colaterales que recibe su familia, como departamento gratuito, alimentos, transporte, teléfono, transporte, no pago de servicios, seguridad, etcétera. La suma de todas las prerrogativas, superan en mucho los 108 mil pesos que dice recibir mensualmente el Presidente de la República. Los diputados no quieren desnudar a López Obrador, sin embargo el mismo Andrés Manuel no se queda quieto e insiste en que nadie gane más que él, ni en los Estados ni en municipios. El pueblo “jodido” es mucho más peligroso que un pueblo en bonanza, de continuar con esa política de empobrecimiento, el “tigre” se le puede soltar y darle un susto al Presidente de la República.

Héctor Parra Rodríguez


ECONOMÍA SIN CERA N237 LA ESTAFA MAESTRA ¿Habrá justicia o simulación?

15 Ago 19 | Guillermo Castellanos Guzman | Clasificado en Nacional, Política | Sin comentario »

Vaya red de corrupción,

Es una cosa siniestra,

No vale simulación,

El cambio real se demuestra,

¿Quiénes irán a prisión?,

Por esta “Estafa maestra”.

El pasado martes 13 de agosto de 2019, un juez ordenó la prisión preventiva de Rosario Robles, ex Secretaria de SEDESOL y de SEDATU y ex Jefa de Gobierno de la Ciudad de México, quien fue ingresada en la cárcel de Santa Marta en Ciudad de México, acusada de participar en una red de corrupción muy amplia denominada: “Estafa maestra”.

La “Estafa maestra” fue descubierta a través de una investigación periodística hecha por el portal de noticias de México Animal Político y por la organización de la sociedad civil “Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad”, la cual fue publicada hace casi dos años y en ella se señaló en forma desmenuzada un sistema de 128 empresas fantasma a través de las cuales el Gobierno Federal Mexicano desvió más de $7,760 millones (de los cuales $3,433 millones están desaparecidos), a través de una red de desvíos mediante contratos ilegales que involucró a 11 dependencias del gobierno, ocho universidades públicas (del Estado de México, Morelos, Tabasco y Campeche), diversas empresas privadas y más de 50 servidores públicos de distintos niveles de gobierno. Su publicación surgió a partir de un informe de la Auditoría Superior de la Federación (ASF), órgano de la cámara de diputados responsable de auditar el uso del presupuesto federal, relativo al gasto gubernamental en 2013 y 2014. Las instituciones eran contratadas para hacer estudios e investigaciones que ya estaban hechas desde antes, otras que no se realizaban y otras más en que se cobraba más dinero del costo real por el servicio.

La dependencia que más contratos otorgó fue Petróleos Mexicanos ($ 3, 576 millones), la segunda fue SEDESOL ($2,224 millones), la tercera BENOBRAS ($491 millones), la cuarta Registro Agrario Nacional ($447 millones), la quinta SEP ($278 millones), la sexta FOVISSSTE ($249 millones), la séptima el Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria ($138 millones), la octava el Instituto Nacional para la Educación de los Adultos ($97 millones), la novena la Secretaría de Economía ($96 millones), la décima la Secretaría de Comunicaciones y Transportes ($52 millones), y la décima primera la Secretaría de Agricultura ($19 millones).

Las universidades involucradas como intermediarias recibieron, según la investigación, entre 10 y 15% de comisiones y son la Universidad Autónoma del Estado de México, la Universidad Autónoma del Carmen, Campeche, la Universidad Popular de la Chontalpa; la Universidad Juárez de Tabasco, la Universidad Politécnica del Golfo de México, el Instituto Técnico Superior de Comalcalco y la Universidad Tecnológica de Tabasco. El caso también involucró al exgobernador de Veracruz Javier Duarte, actualmente en prisión, acusado de utilizar 128 empresas “fantasma” para desviar el presupuesto estatal.

La “Estafa maestra” es el símbolo más emblemático de la corrupción imperante en nuestro sistema político y del cinismo y desfachatez con que actuó el gobierno anterior para burlarse de la ley y para hacer corrupción en forma organizada y orquestada, seguramente, desde el más alto nivel, ya que no es concebible que tantas dependencias e instancias hayan participado en este jugoso y vergonzoso proyecto a título personal.

Rosario Robles no está sola en este barco, aunque todavía no sabemos si la echarán al mar para que se la coman los tiburones como única responsable o si se hunde el barco con todos los cómplices de este mega fraude, sin que a ninguno le den su salva vidas; sin embargo, aparte del castigo a los que resulten responsables es importante investigar a dónde fue a dar el dinero sustraído de las arcas públicas y rescatarlo para reintegrarlo a las mismas y pueda ser utilizado en proyectos de beneficio social y económico. El gobierno actual está insistiendo en que las cosas ya no van a ser como antes, que ahora todo será diferente, ya se le presentó la mejor oportunidad para demostrarlo, que no vuelva a triunfar la impunidad pues sería un grave desencanto para la sociedad, por lo que las investigaciones de esta “Estafa maestra” no se debe quedar en Rosario Robles, aunque ya es impactante ver tras las rejas a una ex Secretaria de Estado, sino que se debe ampliar para incluir a muchos otros personajes que ocupaban los puestos directivos y operativos en las dependencias participantes en los momentos en que se realizaron estas operaciones, como a Emilio Lozoya que estaba en Pemex, a Alfredo del Mazo que estaba en BANOBRAS, a Chuayffet que estaba en la SEP, a Reyes Baeza que estaba en FOVISSSTE, a Enrique Martínez que estaba en SAGARPA, a Alfredo Llorente que estaba en el Instituto Nacional para la Educación de los Adultos, a Ignacio Acosta que estaba en el Registro Agrario Nacional, a Gerardo Ruiz Esparza que estaba en la SCT, a Idelfonso Guajardo que estaba en la Secretaría de Economía, y también a Luis Videgaray que estaba en Hacienda (responsable del presupuesto) y a José Antonio Meade que sustituyó primero a Robles en SEDESOL y después a Videgaray en Hacienda, sin faltar el mismo Presidente de la República, ya que es imposible que no se hubiera enterado de esta red, todos los involucrados reportaban a él. Los Rectores de las instituciones de educación superior involucradas también deberán ser investigados, seguramente tendrán muchas cosas interesantes que declarar así como los representantes de las empresas fantasmas participantes. .

El tamaño del juicio debe ser del mismo tamaño de la red de corrupción, no se trata de hacer una cacería de brujas, se debe actuar con apego a la ley contra todos los que resulten culpables en una investigación seria y profunda, ni uno más ni uno menos y desmantelar esta y otras redes que posiblemente todavía no se detectan. ¿Usted qué opina?

memo_cas@yahoo.com


TRAS LA VERDAD “LA JUSTICIA COMO ESPECTÁCULO MEDIÁTICO “

13 Ago 19 | Héctor Parra Rodríguez | Clasificado en Nacional, Política | Sin comentario »

Ayer dio comienzo el espectáculo público del juicio (proceso penal) que enfrente Rosario Robles Berlanga, quien fuera Secretaria de Estado en el gabinete de Enrique Peña Nieto. En forma voluntaria y sin protección de algún “amparo” compareció ante el juez de la causa, el delito que se le imputa y por el cual el proceso, no amerita (aba) prisión preventiva; hoy por la mañana concluyó la audiencia o “declaración preparatoria”, después de 12 largas horas de preguntas, repreguntas, pruebas y alegatos, el juez Felipe de Jesús Delgadillo Padierna (curiosamente de apellido Padierna, igual que la incondicional morenista de López Obrador) decidió sujetarla a proceso; pero, por razones por demás inauditas, jurídicamente decretó la prisión preventiva de la señora Rosario Robles, quien de inmediato fue trasladada a la cárcel (Centro de Reinserción Social) de Santa Marta Acatitla, para que enfrente el proceso tras las rejas; por lo pronto, estará 2 meses privada de su libertad, salvo que la justicia federal la proteja por medio de un amparo. El delito no es grave, sin embargo la razón “legal” que argumentó el Ministerio Público y avaló el juez, que podría sustraerse de la acción de la justicia, por eso la prisión. Inconcebible jurídicamente, la señora incluso han sido gobernante en la CDMX, lugar en donde tiene su domicilio particular, de acuerdo con su credencial de elector. Por lo anterior, se puede concluir, sin mayores aspavientos ni rebuscados argumentos, que Rosario Robles, se encuentra siendo procesada por un “juez de consigna”. Así se les conoce en el medio perverso de la justicia, cuando son “obsequiosos” a las peticiones de la autoridad, voluntariamente oficiosos sin problema alguno.

El juez de la cusa podría ser acusado por sus expresiones parciales, tendenciosas, así quedó registrado, al mencionar sarcásticamente sobre unos documentos que obran en el expediente, relativos al acta de entrega recepción de la Secretaría, al dejarla en manos de José Antonio Meade, dijo el juez: “que se trataba de una joya”, lo relativo a esas pruebas ¿Prejuzgó con senda expresión? ¿Qué quiso decir el juez, cuál fue su intención? ¿Joya de prueba o joya política? Simple y llanamente no es, ni por tantito, una expresión proba del juez, es más bien parcial, tendenciosa y deshonesta ¡Y apenas inicia el procedimiento! Esas expresiones deben obligar al juez, los abogados deben promover, que se inhiba de conocer el juicio; o, si es honesto, excusarse por tener manifiesto interés “político” en el asunto. La expresión vertida por el juez es aborrecible en materia de impartición de justicia, el juez resultó abiertamente interesado, favorece el trabajo del Ministerio Público; pierde la imparcialidad, la justicia se extravía y la desacredita. En este caso, la justicia como espectáculo mediático cumple perfectamente con sus expectativas. Las simpatías se decantan hacia uno u otro lado, cada quien hace sus propios juicios; mientras el sistema de impartición de justicia se degrada públicamente.

De haber existido interés político en la Secretaría de Gobernación que entonces dirigía Miguel Ángel Osorio Chong, el asunto de la Cuenta Pública, lo hubieran resuelto, debieron de solventar todas las observaciones administrativamente y asunto acabado. Pero no. Dejaron abierta la causa para que el gobierno de la 4T la retomara, ahora por medio de la Fiscalía General, que sigue dependiendo del Presidente de la República. Alejandro Gertz, es el actual “fiscal carnal”, de Andrés Manuel López Obrador, actúa por consigna, ha dejado constancia de ello en varios asuntos. Nunca actúo en contra de la CNTE, por los bloqueos a las vías del tren en Michoacán, delito flagrante y nadie fue procesado. En el pasado sexenio, al tema de Robles, seguramente no le vieron causa para iniciar un proceso penal y se olvidaron del asunto; lo peor, que por dolo o irresponsabilidad dejaron sin concluir el asunto y ahora es explotado políticamente. Nadie se acuerda que el presunto delito tiene su origen en Cuentas Públicas añejas; estas tienen todo un procedimiento administrativo que debe agotarse, no necesariamente lo que consigna la Entidad Superior de Fiscalización, en las auditorías, es verdad jurídica, mucho menos cosa juzgada. Haber trasladado el asunto a la materia penal, ahora cambia de competencia jurídica; aún así, las auditorías son cuestionables, sujetas a valorarse, a peritajes, a estudios contables y determinar el grado de validez. Bueno, para eso será el procedimiento que ahora se le instruye a Rosario Robles. Las mentes “bien intencionadas”, ya se “frotan las manos” para que se involucre el mismo Enrique Peña Nieto, entonces Presidente de la República. Olvidan que ese señor, como ahora lo es Andrés Manuel López Obrador, solo pueden ser acusados por traición a la patria y delitos graves, según la Constitución. Y, suele suceder que, hasta ahora ninguno de los elementos materiales que existen en la causa, configuran traición a la patria ni delito grave. Al juez le agradó la relación de José Antonio Meade, por eso valoró algunas pruebas como una “joya”. Se quedarán con las ganas.

La razón por la cual decretaron la detención preventiva de Rosario Robles, que no dio aviso a su superior jerárquico, entonces el Presidente de la República. Sin embargo, la inculpada afirma que sí dio aviso al mismo Enrique Peña Nieto, aunque no hay constancia por escrito de ello; todo fue verbal. Por eso el juez le instruye el proceso. El Presidente de la República, López Obrador, en su mañanera, dio su comentario al respecto, pero Andrés Manuel es un manifiesto ignorante en materia jurídica, por lo tanto, su comentario fue político; ello confirma que se trata de un tema más político que jurídico. Mientras se instruye el proceso, el Ministerio Público, se encuentra acumulando mayores pruebas en contra de Rosario Robles, para incrementar la acusación por otros delitos, tal vez, otros presuntos implicados. Y es que, son muchos los relacionados, según la Auditoría Superior de la Federación, quienes participaron en el manejo de los miles de millones de pesos, entre ellas varias Universidades públicas; contratos y más contratos; en el camino se “pagaron” servicios, tal vez unos sí sean un fraude (solo tal vez), otros seguramente que no, sí realizaron el trabajo encomendado. El asunto está tan manoseado, que la misma Claudia Sheimbaun, por la mañana comentó (torpemente): “que la gente diga”, en relación al trato que debe recibir Rosario en la cárcel ¡Por favor! Conclusión. Todos emiten juicios de valor, más pocos saben en realidad, el fondo jurídico del asunto. Estamos en presencia del la justicia como espectáculo mediático. Por lo pronto, la poderosa ex Jefa de Gobierno del DF, ex presidenta nacional del PRD, ex Secretaria de Estado, ex alidada del mismo López Obrador, hoy dormirá en la cárcel ¿El Quinozo del sexenio?

Héctor Parra Rodríguez


TRAS LA VERDAD “LA SOCIEDAD NO ACEPTA PRIVILEGIOS DE LAS PRERROGATIVAS”

11 Ago 19 | Héctor Parra Rodríguez | Clasificado en Nacional, Política | Sin comentario »

Legisladores, políticos y partidos políticos han abusado del derecho a recibir dinero público para sufragar gastos de operación de todos los partidos políticos que tienen registro ante el INE. Acto arbitrario de quienes abusan del presupuesto público, siempre ha rechazado la sociedad mexicana; desde siempre ha exigido su derogación. Sin embargo y por el contrario, con el tiempo los beneficiarios se incrementaron el monto de esos recursos; el mecanismo para su asignación y distribución lo elevaron a nivel constitucional para que no hubiera duda; ahí se encuentran las reglas para la “repartición” del dinero. Por eso extraña el oportunismo del Presidente de la República, ahora que el INE, una vez más, volvió a mencionar los ofensivos montos a repartir entre los vividores del dinero del pueblo. No podía faltar, que ante el anuncio hecho por el INE, sobre el acuerdo de distribución, se dejara oír (no escuchar) la voz de López Obrador, exhortando a bajar los montos de las cantidades de las prerrogativas. Por supuesto que el mensaje presidencial conlleva implícita la populista idea de que se sumen a su política de austeridad republicana, cuando “respetuosamente” pide a los partidos accedan a bajarse los montos del dinero a distribuirse y alegremente repartirse.

El origen del financiamiento es relativamente reciente, cuando pretendían impedir que privados aportaran dinero a políticos y a las campañas, lo que hacía depender a los electos de aquellos que les habían dado dinero. Aun recuerdo cuando el mismo PAN, llevaba a cabo rifas de automóviles para acceder a recursos y poder financiarse. Para evitar el manoseo de voluntades y compromisos inconfesables, se les vino la maravillosa idea a la cabeza de tomar dinero del presupuesto, así evitarían la corrupción. Eso no resolvió el problema, particulares y los mismos gobiernos han seguido inyectando recursos propios a campañas, a financiar a sus candidatos, los que después pagan el favor creando leyes acorde con los intereses de los financiadores, así van desde los consorcios televisivos hasta empresarios comunes para la obra pública. El dinero sucio sigue llegando a partidos y candidatos, a pesar de los enormes esfuerzos del INE, para fiscalizar el uso del dinero. Y lo más grave, cuando se descubre que hubo financiamiento ajeno a lo establecido en las reglas para el acceso a los recursos públicos y privados, solo se sanciona con multa a los infractores, misma que se paga con el dinero de las prerrogativas. Negocio redondo de políticos. De ahí el ridículo presidencial y oportunismo de su propuesta. Los medios nacionales, como si fueran nuevos, vuelven a subir la información como algo novedoso, cuando que, cada año se hace más vieja la molestia sin que los políticos hagan nada al respecto. PAN y PRI, siempre habían sido los grandes beneficiarios del recurso, por las enormes cantidades que han recibido. Ahora le corresponde disfrutar a Morena, por el número de votos que recibió en las pasadas elecciones; para este año recibe más de 1500 millones de pesos, cantidad que se sabía con exactitud desde noviembre pasado, cuando terminó el proceso electoral y el PES perdió el registro. Como si se tratara de algo nuevo, vuelve la información a ser noticia. Hasta ahora, no forma parte de la agenda legislativa de ningún partido la reducción de los montos, para modificar las reglas de aplicación y distribución. El cinismo es parejo, nadie se salva.

Montada en la ola del cinismo Yeydckol Polevnsky, presidenta de Morena, propuso, incluso, que se rebaje el 75% el monto de las prerrogativas; le sobra desvergüenza a la señora. Y no es precisamente el monto el que resulta ofensivo, son las tramposas y abusivas reglas para fijar esos montos de dinero tan exorbitantes, mismas reglas que adoptaron en los Institutos electorales locales para dar dinero en cada Estado; así que “dobletean” recursos los partidos políticos, reciben del INE y del presupuesto de los Estados, por medio de los Oples. El artículo 41 fracción II de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, concentra las leoninas reglas de distribución de los dineros. Y cada año se ajustan los montos de acuerdo al valor (antes del salario mínimo) de la Unidad de Medida y Actualización, que viene siendo exactamente lo mismo; así, cada año reciben más y más dinero los partidos políticos. Y no hay instituto político que se resista a recibir semejantes sumas de dinero.

Sin embargo, debiera castigarse a los partidos políticos por no cumplir con las obligaciones mínimas que les impone la Constitución, por tanto reducirles el monto de las prerrogativas, como sanción social, modificando las reglas de aplicación. Por ejemplo, una de las obligaciones inherentes de todos los partidos, es la de promover la participación del pueblo en la vida democrática ¿Qué ha sucedido en la práctica? Cada vez hay menos participación democrática el día de las elecciones, el abstencionismo le gana a todos los partidos políticos; no cumplen con esa mínima obligación. La sociedad está cansada de la actuación de todos los partidos políticos, de sus políticos, de sus legisladores y demás. Por eso debe ser consecuencia de una sanción la reducción de los partidos políticos. Si así, con todo y abstencionismo reciben miles de millones de pesos, si la sociedad se volcara en las urnas, se volverían multimillonarios todos los funcionarios de los partidos políticos. Las reglas que ellos mismos impusieron, los legisladores de los partidos, eran previsibles (cada vez más abstención), por eso se adelantaron, incrementando el monto de las Unidades de Medida y Actualización, así, aunque reciban pocos votos, ellos siguen siendo beneficiarios de lo que aprobaron para si. E, insisto, las mismas reglas llevaron a las leyes electorales de todos los Estados. Por lo tanto podemos presumir que reciben otro tanto más de lo que les otorga el INE, cada año. Negocio absoluto en agravio del presupuesto público.

No existe hasta ahora ninguna iniciativa de ley de reforma a la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, en la materia, ni del mismo Presidente de la República, quien se afana por exhortar a los partidos a que reduzcan el monto de las prerrogativas. Todo es una farsa de los cínicos y en ella participan Morena, PRI, PAN, PRD, PT, Verde y MC ¡Todos! Por supuesto que la estructura electoral es costosísima, nuestra democracia, la más cara del mundo; el esfuerzo recae en el bolsillo de los mexicanos. Para este año de 2019 se presupuestaron 15 mil, 363 millones, 037 mil, 745 pesos. Otro tanto que se presupuesta en los 32 institutos electorales u Oples; luego entonces hablamos de más de 30 mil millones de pesos y con tantas necesidades insatisfechas y por atender, esa cifra resulta escandalosa, ofensiva, agresiva y humillante. Pero, como son los mismos los que hacen todo, no pasa nada. Conclusión. Es necesario que la sociedad civil organizada o no, exija la desaparición de los privilegios de partidos políticos, de los mismos políticos y de todos aquellos que viven del perverso sistema electoral inventado para su propio beneficio, por los mismos de siempre. Ellos difícilmente lo harán. No sería entonces, adaptarse a la política de austeridad de López; no, es una exigencia generalizada del pueblo desorganizado.

Héctor Parra Rodríguez


TRAS LA VERDAD “LAS FALACIAS DEL PRESIDENTE DE LA REPÚBLICA “

09 Ago 19 | Héctor Parra Rodríguez | Clasificado en Nacional, Política | Sin comentario »

Andrés Manuel López Obrador, Presidente de la República, se esfuerza para que la economía mexicana vaya en franco y peligroso declive, poniendo en operación políticas populistas de “obsequios”, hundiendo al sector productivo derivado de las tradicionales envidias de la izquierda con el capital. Intimida a los dueños del capital, los inversionistas y estos dejan de participar a consecuencia de la errática política económica del Presidente. Para aderezar el pastel, el titular de la nueva dependencia que se encarga de vender lo “robado”, para darlo al pueblo, va sobre la subasta de la casa del chino-mexicano Zen Lee Ye Gon, la cual fuera calificada de bastante “Fifí”, por el mismo funcionario que la subastará. Intencional y malévolamente ahondan y profundizan la división entre las clases sociales. Luego de la ofensa, López Obrador pide a los empresarios, calificados de “Fifís”, participen en la subasta cuyo precio de salida será de 150 millones de pesos, para darlos a los pobres deportistas que fueron olvidados y ahora pretende resarcir los daños a virtud de los triunfos que han obtenido en las competencias en Sudamérica ¿Cómo pretende el gobierno lopista infundir confianza a la clase empresarial? Primero los ofende, luego les pide participar en la subasta, que sean solidarios y compren el inmueble. Para colmo, el dueño del inmueble retenido desde el sexenio de Felipe Calderón (el neoliberal que dejó dinero al gobierno de izquierda) se ampara para que el inmueble no sea subastado. El boquiflojo del Presidente, una vez más, para infundir confianza a los inversionistas, afirma que, cualquier objeto confiscado, si la autoridad judicial determina la inviabilidad de la venta, se devolverá lo pagado ¿Con semejante inseguridad quiere que participen los empresarios y metan 150 millones al azar? Alto grado de inseguridad jurídica en la inversión es inadmisible. Lo cierto que al gobierno de la 4T le urge dinero para la fiesta del dispendio. Así no se puede avanzar.

Sin embargo, el Presidente insiste, sin presentar datos duros, que la economía va bien. La realidad lo desnuda y exhibe sus pobrezas. A finales de julio pasado Andrés Manuel convocó a los banqueros a Palacio Nacional, los exhortó a invertir en México, que “apliquen” dinero vía créditos a la población mexicana que desee invertir. Solidarios con la errática política presidencial, los empresarios de la especulación anunciaron que ponían a disposición crediticia 500 mil millones de pesos; hasta ahora el dinero continúa en los Bancos, los mexicanos no se “embarcan” en créditos sin capacidad de pago. Para no quedar mal, Andrés Manuel López Obrador, anunció que “invertiría” 120 mil millones de pesos del presupuesto, en este segundo semestre del 2019, para invertirlos en infraestructura, principalmente en el área de la construcción. Vaya, más de 600 mil millones de pesos en un semestre levantan a los “muertos”. A más de un mes de las promesas nada ha pasado y la economía continúan estacionada, no se mueve. Todo parecía que el acuerdo con los empresarios del dinero calentaría la economía, más de 600 mil millones ayudarían a incrementar el ridículo, problemático y bajísimo 0.1% de crecimiento del PIB del primer semestre de este año de gobierno amloista. La silenciosa depresión se acentúa, la economía no crece, baja la recaudación de los impuestos ¿Y los 130 mil millones de ahorro a dónde irán a parar? Demasiado dinero en manos del Presidente para el derroche, peor que en tiempos de López Portillo.

Lo que no dijo, lo calló intencionalmente, no anunció en ese entonces el Presidente López Obrador, que los 120 mil millones de pesos, saldrían de los ahorros que le dejaron los gobiernos neoliberales que tanto odia y critica, sí los de Enrique Peña Nieto, Calderón y Fox; estos gobiernos le dejaron 290 mil millones de pesos (frescos) al gobierno de izquierda, dinero que forma parte del patrimonio del Fondo de Estabilización de Ingresos Presupuestarios. Ese dinero ahora será aprovechado irresponsablemente por el gobierno amloista. Causante de la causa causada de la emergencia económica que hoy vive el gobierno de la 4T, culpable de que: la economía no crezca. Por el contrario, las erráticas y abusivas políticas económicas del gobierno provocan la depresión, no hay inversión pública suficiente, por supuesto tampoco privada, escasísima generación de empleos, los precios del petróleo se contraen, la producción del crudo decrecen, los ingresos fiscales a la baja; para colmo, por problemas externos, el peso se deprecia frente al dólar. Sin embargo, el negativo y soberbio Presidente López Obrador, decía, insistía que todo era falso, inventos de sus “enemigos”, que su gobierno iba “requete bien”. Insiste en que él tiene otros datos; claro, datos que en la práctica resultan falsos, alejados de la verdad histórica. La absoluta e innegable realidad, el gobierno de la 4T, ha resultado un fracaso, todo un desastre económico y financiero, nos augura malos presagios debido a la pésima administración económica y financiera, como lo advirtiera el Dr. Carlos Urzúa, cuando literalmente tiró su renuncia a la Secretaría de Hacienda, causa de los desastres en manos de inexpertos, dijo Urzúa.

Los empresarios continúan recelosos por la insegura y vacilante política económica del gobierno federal, no se atreven a invertir; les asiste la razón, los contratos con el gobierno son inseguros, rescindidos a placer del gobernante con un simple: “son corruptos” y sin causa legal les niegan efectos jurídicos. Luego vienen las asignaciones directas a los empresarios de la familia de la 4T. Así las cosas, el dinero ofertado por los banqueros no es solicitado vía créditos, los intereses que generan los empréstitos no resultan atractivos; por el contrario, son leoninos. La realidad duele, literalmente México se deprime, se atasca en las falacias de crecimiento sin sustento a que alude constantemente el Presidente de la República.

Y el gobierno de la 4T privilegia la política social del “obsequio” del dinero público para ganarse los aplausos y preferencias en las encuestas, se sigue negando a generar políticas de inversión seguras para generar riqueza, blindar y brindar confianza a los empresarios para que coadyuven con el gobierno, muestren empeño y sean protegidos jurídicamente de las veleidades del gobierno actual. “Primero los pobres”, lema izquierdista de “protección social a los desposeídos” de López Obrador, éste no cambia y hunde al país. Por si lo anterior no fuese suficiente, el derroche del recurso público es nefasto y evidente. Regala dinero que no se tiene para los mexicanos a 3 gobiernos centroamericanos: 32 millones de dólares a cada uno ¿De dónde obtiene el recurso para estos programas sociales el gobierno de la 4T? De los impuestos, derechos, productos, aprovechamientos y más, derivados la Ley del Presupuesto de Ingresos, después considerado en el Decreto de Egresos, que hoy queda patente, es y será insuficiente para el derroche, como en los no tan viejos tiempos de gobiernos populistas del PRI, curiosamente a los que perteneció el hoy Presidente de la República. Lastimosamente así lo prevé Herrera, Secretario de Hacienda, el desorden en las finanzas es evidente; por eso, el irresponsable gobierno de Andrés Manuel, “echarán mano negra” de los enormes ahorros que le dejaran los gobiernos neoliberales y que irremediablemente dilapidará ¿Y los 130 mil millones ahorrados de la austeridad? La irresponsabilidad en el gasto es evidente, es manifiesta. Los caprichos presidenciales empezaron con la demostración de “fuerza política del Presidente” al declarar el desastre económico cancelando la magna obra del aeropuerto de Texcoco; luego hubo que pagar deudas e indemnizaciones a los inversionistas; crear deuda pública innecesariamente; callando su culpabilidad, de paso empobreció a millones de aforistas (Afores) que perdieron en la frustrada inversión que presumía buenos dividendos para el retiro de los trabajadores a un futuro mediato, gran parte de sus ahorros se esfumaron ante la cancelación de la obra, precisamente al suprimir los trabajos del aeropuerto, los aforistas perdieron gran parte de sus ahorros a consecuencia de la pésima decisión presidencial; pero, muchos ignorantes de los hechos culpan de la pérdida al gobierno de Peña Nieto y no al gobierno de López Obrador. Más de 500 mil nuevos empleos directos e indirectos se perdieron de un plumazo, por la decisión presidencial, la cual aplaudieron y festejaron algunos resentidos sociales.

Luego entonces, no resultaron las cuentas alegres que con insistencia y perseverancia anuncia de forma reiterada el Presidente y si algo sale mal, echa culpa a sus adversarios, calificados como periodistas, empresarios y neoliberales. La truculenta política del “yo no fui”, es culpa de los neoliberales, ellos son los responsables, sus enemigos. Mentiras y más mentiras. Es evidente que todos los mexicanos perderemos parte de esos ahorros generados en los gobiernos neoliberales, debido a una mala administración del gobierno de la 4T. Por lo pronto, echará mano de 120 mil millones de pesos, se irán a fondo perdido, destinados a políticas populistas de ayuda social. Mal intencionado, parece ser costumbre arraigada del Presidente. Por algo Andrés Manuel López Obrador, nunca mencionó el monto de los ahorros que recibió su gobierno del Fondo de Estabilización. Antes lo anunciaban constantemente cuando crecía o decrecía el ahorro, desde la llegada de López Obrador, se dejó de hablar de ese ahorro. No reconoce ni reconocerá nada bueno de sus antecesores; sin embargo, es evidente que le dejaron un gobierno en relativo orden, un país en crecimiento, con una inversión importante que generaba empleos y crecimiento del PIB superior al prometido por López Obrador; eso, por lo pronto se acabó. Y la inseguridad pública galopando en caballo de hacienda, nada que la detenga, hasta ahora solo promesas incumplidas. No habrá el crecimiento económico como se ofreció, ni del 2% anual; mucho menos del 4% como lo ha festejado y anunciado López Obrador. No concuerda en nada. Lo que ofrece López Obrador, con la realidad de los hechos, son muy distintos. Vamos de mal en peor. Seguramente él tendrá otros datos y todo lo que sucede es producto de la imaginación, son falacias de sus detractores. Y a todo esto ¿Qué hará con los otros 130 mil millones de pesos de los ahorros del programa de austeridad?

Héctor Parra Rodríguez


Pare de sufrir

08 Ago 19 | Efraín Mendoza Zaragoza | Clasificado en Cultura, Nacional | 1 Comentario »

Disfrutando de la delicia de la mitad de tráfico en la ciudad, varias veces me ha tocado escuchar un programa radiofónico en la grupera 89.1 FM, que se transmite desde Celaya. Llamó mi atención porque el conductor ofrecía, textualmente, “respuesta a sus dudas, solución a sus problemas y encontrar la felicidad”. Caramba, esto sí que está seductor, dije para mis adentros.

Se oyó luego una voz llena de pesadumbre en lo que parecía una llamada telefónica: “Profesor, vivo con un dolor de cabeza que no aguanto, estoy desesperada, ayúdeme”. Y el llamado profesor respondió con la convicción de un vidente: “Madrecita, a usted me la están velando”. Luego le explicó que es víctima de alguien que le tiene envidia y que le hizo un “amarre” mediante una “veladura satánica”, es decir, un “trabajo de brujería”.

Lo que siguió fue un amasijo de disparates que explotan impunemente la ignorancia de la gente sencilla. Pensé en los terroríficos programas televisivos a cargo de una iglesia mejor conocida como “Pare de sufrir”, e imaginé cómo sería la programación radiofónica el día en que se otorguen concesiones a iglesias, sean católicas o de cualquier denominación del supermercado religioso.

Recordé entonces que hace unas semanas un agrupamiento denominado Visión de Dios recibió oficialmente una concesión por 30 años para operar servicios de telecomunicaciones y radiodifusión. Tras las críticas, el Instituto Federal de Telecomunicaciones aseguró que, pese al nombre, entre los beneficiarios no hay ministros de culto y sus actividades no están encaminadas a fomentar alguna devoción. Cuando salga al aire en Mérida en el 101.9 de FM, sabremos si es así o se trata de un gol.

Para algunos malpensados, esa concesión se enfila a reformar la ley que prohíbe que asociaciones religiosas sean favorecidas con autorizaciones para operar estaciones de radio y televisión, y de este modo satisfacer las presiones que provienen tanto del frente católico como del evangélico, pues para llegar a su feligresía el campanario ya no les es suficiente y reclaman una antena.

Trátese de grupos interesados en propagar creencias ligadas a dogmas católicos; a limpias, amarres o sanaciones milagro, en el otorgamiento de las concesiones de radio debe prevalecer el carácter laico del Estado. Es más, dado que el espacio radioeléctrico es propiedad de la nación, debe extenderse hasta allá el criterio que la Constitución define para la educación pública: explicar al mundo desde la ciencia, es decir, desde las evidencias y no desde las creencias, así como “luchar contra la ignorancia y sus efectos, las servidumbres, los fanatismos y los prejuicios”.

Ciudad de Querétaro, agosto 8, 2019


ECONOMÍA SIN CERA N236 “CUARTA TRANSFORMACIÓN PETROLERA”

08 Ago 19 | Guillermo Castellanos Guzman | Clasificado en Economía, Nacional | Sin comentario »

Hoy la industria petrolera,

Está en un tobogán,

No sé lo que nos espera,

Las propuestas ahí están,

Puede ser la mera mera,

Si ese fuera nuestro afán.

La producción de petróleo en 1911 fue de 12.5 millones de barriles y creció durante la Revolución y en 1921 alcanzó una cifra record de 193 millones de barriles, de los cuales sólo el 1% era para consumo nacional y el resto para exportación. Para fines de análisis de la industria petrolera dividiré su historia en 4 etapas:

•  A partir de 1938 con la “Expropiación petrolera” decretada por el Presidente Cárdenas y que consistió en la expropiación legal de maquinaria, instalaciones, edificios, refinerías, estaciones de distribución, embarcaciones, oleoductos y en general, todos los bienes muebles e inmuebles de las compañía extranjeras que controlaban la industria. Los agoreros del desastre se equivocaron y el país, con sus propios recursos y sus propios técnicos formados en la UNAM y en el Instituto Politécnico Nacional, lograron a través de PEMEX (empresa creada en 1938) utilizar y hacer producir las instalaciones y bienes expropiados para apoyar un proceso de industrialización del país, aumentando el consumo interno y exportando el excedente hasta 1966 en que se dejó de exportar y en 1971 fue necesario importar el 15% del consumo nacional y en 1973 se alcanzó la autosuficiencia, pero sin capacidad de exportación.

•  Los organismos financieros internacionales señalaron en 1976 que los precios internacionales del crudo irían hacia arriba y México no los aprovecharía pues no contaba con capacidad de exportación, a diferencia de otros países exportadores que controlaban sus ventas abriendo o cerrando válvulas. Nuestro gobierno aceptó el reto y mediante un fuerte endeudamiento construyó, d e 1976 a 1982, una gran plataforma de producción para atender el consumo interno y para exportar un millón y medio de barriles diarios de crudo. La predicción falló, no se pudo administrar la supuesta riqueza que vendría, se quedó el endeudamiento, pero también se quedó la plataforma de exportación que ha ayudado a las finanzas del país hasta la fecha. ​ En 1982, con las perforaciones de la sonda de Campeche el volumen de producción anual fue de 2.74 millones de barriles diarios, de los cuales Pemex exportó el 58% de su producción.

•  A partir de 1988 los gobiernos neoliberales establecieron, deliberadamente, una política de dependencia energética, se dijo que el país se concentraría en exportar crudo de manera creciente, sin darle valor agregado, o sea que no se volvieron a construir refinerías ni plantas petroquímicas, bajo el argumento de que con los ingresos por la venta del crudo podríamos importar gasolinas, alimentos y todo lo que necesitáramos. Se impuso una carga fiscal a PEMEX excesiva, para sustituir el vacío de aportación fiscal de las grandes empresas, resultaba más cómodo exprimir a Pemex que hacer una reforma fiscal justa y así le quitaron a la empresa su capacidad para invertir en exploración y explotación y tuvieron un buen argumento para proponer entregar campos a empresas privadas principalmente extranjeras. En los gobierno panistas se tuvo el mayor excedente monetario de la historia por precios internacionales muy altos y costos bajos (aun incluyendo la corrupción y el sindicato) y sobre explotaron los campos para exportar más y todo lo dilapidaron. En este período, aparte de no construir refinerías, bajo el argumento de que era más barato importarlas, se dejaron deteriorar las existentes, mismas que están trabajando muy debajo de su capacidad instalada, lo que nos ha llevado a tener que importar del orden del 80% de las gasolinas que consumimos, actividad a la que tenemos que destinar 30,000 millones de dólares. Con la reforma energética aprobada en el gobierno anterior no se ha logrado producir nada y la producción de Pemex y sus exportaciones han venido cayendo sistemáticamente.

•  Con el reciente cambio de gobierno, se presenta la oportunidad de una cuarta etapa para la industria petrolera y para Pemex, tratando de recuperar nuestra soberanía energética, entendida como la capacidad del Estado mexicano de garantizar, por medio de los organismos públicos, las empresas de capital nacional y la ciencia, tecnología e ingeniería nacional, las necesidades energéticas de la población, equilibrando otras energías renovables y no renovables con el petróleo, que aún tendrá muchos años de vigencia, aunque se diga lo contrario. Es increíble que en un país petrolero como el nuestro se discuta si se debe o no aumentar la capacidad de refinación. Países como China, India, Estados Unidos y muchos más siguen construyendo refinerías y aquí hay voces que insisten en que no es negocio y aparte olvidan los riesgos de la dependencia de las importaciones. Imagínense a Trump amenazándonos con no vendernos gasolinas. Pemex no debe morir, se debe re estructurar, depurar, tecnificar, limpiar, es un patrimonio de los mexicanos y todos deberíamos exigir que se haga, en lugar de estar de catastrofistas e ignorantes diciendo que no hay futuro, que no es negocio, que las energías renovables van a dominar el mercado, que todo el transporte va a ser eléctrico, que no tenemos capacidad técnica ni profesionales ni trabajadores capaces de levantar la industria. Hay personas que pretenden prever el futuro y otras que se dedican a construirlo, yo prefiero a las segundas y apuesto por este cambio, no es sencillo, se requiere mucho esfuerzo coordinado, pero creo que la energía del país deberíamos ponerla en este objetivo, ¿Usted qué opina?

memo_cas@yahoo.com


EL JICOTE “LA CENSURA” (I)

08 Ago 19 | Edmundo González Llaca | Clasificado en Nacional, Política | Sin comentario »

No sé exactamente como llamarle: cretino, obtuso, rancio, romo, fascista, autoritario; simplemente dogmático e intolerante. Por ahí va el calificativo, o todos juntos. Si existe la reencarnación lo más probable es que en el pasado esta persona haya trabajado en la Santa Inquisición, en la Alemania Nazi de Hitler o con los fascistas de Mussolini. Se trata, no hay que olvidar su nombre, de: Max Arriaga y es Director General de Bibliotecas de la Cuarta Transformación. La historia, que parece sacada de la Edad Media, es la siguiente. La Secretaría de Educación publica una colección: “México lee”. Es un proyecto editorial muy importante pues sus obras se distribuyen en todas las bibliotecas públicas del país. La colección incluía libros de Enrique Krauze y Héctor Aguilar Camín, mismos que ya serán suprimidos. Max Arriaga defendió su decisión: “Hemos leído de esos dos autores y tenemos nuestra opinión sobre ellos; pero eso no es lo importante; lo importante son las insinuaciones sobre la inconveniencia de su carga ideológica”. Y ¡Zas! Que lo elimina. Si hay algo en lo que se deben distinguir las bibliotecas públicas es en la necesaria “conveniencia” de su pluralidad y universalidad. Hacer una censura por la ideología es algo más que un error es un crimen contra la esencia misma de estas instituciones. Algunos de los críticos de López Obrador lo acusan de ser un “Mesías tropical”, concretamente Krauze. Max Arriga les concede la razón al erigir a la Cuarta Transformación en una religión y en la que es necesario preservar el dogma. Recordemos los antecedentes de esta barbarie. Desde que Gutenberg inventó la tecnología para imprimir y se pudieran realizar un número considerable de reproducciones, todos los grupos de poder se aplicaron a controlar semejante instrumento de información y propaganda. La Iglesia Católica fue pionera en esta tarea y se expedían licencias para imprimir, los llamados “imprimatur ”, que significaba: “que se imprima”. De la misma forma, se hizo toda una lista de libros que los católicos no deberían de leer, so pena de excomunión. Bajo una gran esvástica ¿Prepara Max Arriaga una fogata como en la Alemania Nazi donde quemará los libros de Krauze y Aguilar Camín? Vigilado por un retrato de Stalin en su oficina ¿Está Arriaga preparando una lista libros de los heréticos que no distribuirá en sus bibliotecas por no coincidir con su mesías? Pensar en una biblioteca monotemática ideológicamente, es tan absurdo como concebir un arco iris de un solo color. López Obrador requiere de simpatizantes críticos no de fanáticos, menos aún insertos como altos funcionarios en su administración. ¿Cuál es la matriz de la censura? El fanatismo y un fanático no quiere pensar, no le interesa pensar; le da miedo dudar; le aterra que otros piensen y lo puedan convencer de algo contrario a sus dogmas. Un fanático es un idiota y un cobarde.


TRAS LA VERDAD “GANA EL PROTAGONISMO DE LA 4T”

07 Ago 19 | Héctor Parra Rodríguez | Clasificado en Nacional, Política | 2 Comentarios »

Marcelo Ebrard Causaubón, Secretario de Relaciones Exteriores, parece rebasar en materia de populismo a su mentor, Andrés Manuel López Obrador. Resulta que el gobierno de México, propone Marcelo, solicitará a los EUA, la extradición del multihomicida, Patrick Crusius, para ser juzgado en México por terrorismo. Y pide el apoyo de la Fiscalía General, a cargo de Alejandro Gertz Manero. Abrase visto semejante aberración. Solo por refrescar un poco la memoria del Secretario, México siempre se ha subordinado a la justicia norteamericana, sobre todo en materia penal, ahí están todos los casos de los criminales que son extraditados a los EUA, para que allá sean juzgados por delitos cometidos en aquel país y México accede “cordialmente”; el último de ellos fue el “Chapo Guzmán”, respecto de quien, inconcebiblemente el mismo Presidente de la República se condolió por la pena de prisión perpetua impuesta al delincuente y por la dureza de los tratamientos penitenciarios en aquel país. Ahora resulta que Marcelo pretende se aplique la extraterritorialidad de la ley para traer al homicida de Patrick ¿Se imagina semejante aberración jurídica? Los hechos se suscitaron en territorio norteamericano, luego entonces la competencia es de lo EUA. En México, Patrick (responsable) seguramente obtendría su libertad por deficiencias de procedimiento y de pruebas, así como se maneja la procuración de justicia ¡Inconcebible! Los norteamericanos tendrían que ser coadyuvantes de la justicia mexicana ¡Por favor¡ Ya basta de tonterías.

Ebrard dijo que: “por primera vez en la historia, México presentará una denuncia por terrorismo en contra de nacionales de México en territorio de los Estados Unidos, no de mexicanos, así como la solicitud de extradición del ejecutor de la matanza en El Paso, Texas”, lo adelantó el Secretario de Relaciones Exteriores. Vaya ignorante del derecho nacional e internacional. Aseguró que presentaría una nota diplomática al gobierno de EU para solicitar con firmeza fije una posición clara y contundente contra los crímenes de odio. Otra más de Marcelo. Bueno, en tratándose de una simple nota no hay problema, pero EUA lo “bateará”.

Aseguró que promoverá un encuentro de todos los países de habla hispana y de comunidades en EU, para impulsar la defensa correcta de acuerdo a la ley de derechos y cultura de habla hispana (oportunismo para liderar a países latinoamericanos). Otro acto de oportunismo político de Marcelo. También dijo: “Rechazo absoluto y condena de los hechos. México está indignado, pero no proponemos el odio contra el odio (Fifís contra chairos), actuaremos con la razón, con apego a la ley y con firmeza. Y entendemos que el pueblo de EU también está de luto; y nosotros aspiramos a lo vivido este fin de semana, nunca más se repita, nunca más”. Discurso sin contenido, vacío, simple postura política arrogante de protagonismo y populismo. Pero no todo quedó ahí, insistió en el ámbito penal, arrastrando al Fiscal. Así que, dijo haber comunicación y respeto al ámbito de acción de la Fiscalía General de la República para proporcionarle toda la información necesaria para que pueda, si así lo decide Alejandro Gertz Manero, iniciar la denuncia por terrorismo en contra de nacionales de México en territorio de los Estados Unidos. Hasta ahora el Fiscal ha hecho mutis, esperemos no haga el ridículo como hombre “ajeno a la política”, dedicado a la procuración de justicia dentro del territorio nacional, no para ejercerla en territorio extranjero. Marcelo tenía que insistir en su protagonismo de aspirante a la Presidencia, al mencionar: “Que yo sepa sería la primera demanda de esta naturaleza en la historia (el primer ridículo). Esa demanda permitirá que México tenga acceso a toda la información correspondiente, pueda valorar si hay otros individuos involucrados o potencialmente involucrados que pongan en riesgo la vida e integridad de mexicanos y mexicanas en EU”. De risa y vergüenza la postura del Secretario. No pueden en México con la criminalidad, menos en otro país ¿Donald Trump permitiría que se involucre México en asuntos internos de su gobierno? Por supuesto que no. Y como para no verse tan mal, aseguró que sería respetando el ámbito legal y de acuerdo a las convenciones y tratados internacionales que México ha suscrito ¡Ah bueno! Un poco de prudencia a tanta insolencia. Pero volvió a insistir como si no hubiese quedado clara su propuesta intervencionista, al dejar en claro: “Sin embargo, será una valoración que tendrá a su cargo la FGR en solicitar si hay los elementos necesarios de la extradición del autor o los acto delincuenciales del hecho. “Que nadie se extrañe, porque para México este individuo es un terrorista”, remató el insigne Secretario. Da vergüenza.

El protagonismo del gobierno lopista tenía que subir de intención. Así que, adelantó, habrá encuentros con medios, reuniones emergentes por región de los consulados de EU para girar instrucciones de cómo deben proceder, además de lo que ya hacen cotidianamente, para proteger a las y los mexicanos en los EU. Esas reuniones serán Texas, California, Chicago, Nueva York y Atlanta, por ahora, apuntó. Pregunta obligada ¿Qué le dirán a los connacionales para protegerse de actos “terroristas” de los cuales nadie está exento de ser víctima? Hasta hoy ni en los países que más han sufrido actos de terrorismo han podido combatir esos embates, muchos menos evitar muertes injustas, debido a la circunstancialidad de los actos. Andrés Manuel López, lo sube al estrado de las mañaneras y el Secretario se va de bruces.

El Secretario boquiflojo dijo que están en contacto con las familias directamente afectadas, el interés de la dependencia, el compromiso de acompañarles y representarles en el proceso de investigación que debe abrir la autoridad norteamericana, posteriormente en el juicio, que tendrá que verificarse una vez que concluya la investigación, se presenten las evidencias ante el Jurado. Las autoridades mexicanas no pueden hacerlo en México, menos lo harán en el extranjero. No pasemos por alto que estamos en presencia del gobierno del populismo y no debe extrañar la estridencia de esta clase de declaraciones absurdas. De risa escandalosa lo dicho (más por supuesto) por Ebrard, al asegurar que la Secretaría a su cargo promoverá las acciones legales correspondientes en contra de quien resulte responsable de la venta del arma de asalto que es responsabilidad o a la persona que se le puede atribuir esta responsabilidad, quien directamente disparó, pero también se va a solicitar acceso a la investigación para conocer cómo se vendió y cómo llegó a sus manos y si tenía o no razón o noticia la autoridad correspondiente de las potencialidades del individuo. Para ello México participará con las acciones legales correspondientes ¿Y las miles de armas que ilegalmente usan los delincuentes para ejecutar a otros miles de mexicanos? ¿Por qué no investigan o evitan el comercio ilegal de armas de fuego? López Obrador no podía dejar de echar culpas de las armas que existen en México, al asegurar que su gobierno no lo permite, pero los neoliberales sí permitían el ingreso ilegal de armas de fuego ¡Otra bajeza del Presidente! Simplemente hay que culpar de todo a quienes ya no están, luego entonces ¿Para qué gobierna si no resuelve nada y se la pasa culpando a otros de sus ineptitudes? Así el gobierno de la 4T.

Héctor Parra Rodríguez