Caso El Colorado. ¿Inocente o culpable o montaje del poder? Parte 17

|




 

¿NOS CHAMAQUEARON?
214

Hay más elementos de violación de derechos humanos y garantías individuales, ilegalidad y autoridad delictiva en contra del Tortillas, y más presunción de inocencia, que en el caso de Florence Cassez. Salvo uno: ella es francesa y él es de El Colorado, Qro., México.

215

Consejeros ciudadanos de la CEDH-Q (Jaime, Norma, Filiberto, Luz Mariana, Fernando y Diana), ¿son personas con conciencia y voz ciudadana o floreros bonitos del poder?

216

Insisto, es preciso llevar las obras de Kafka al Ministerio Público Letras Q-K para cuando pasemos por allí sepamos oscuramente de qué se trata.

217

Enrique Botello Montes, abogado litigante y que algo sabe, dice que nos chamaquearon gacho: “Veo un cheque sin fondos, una recomendación chafa, no más allá de una sanción administrativa”, y pregunta: “¿Ese ombudsman merecemos?”

218

Las luminosas obras oscuras de Kafka se seguirán representando en el tenebroso aparato de justicia queretano-mexicano, en los mismos espacios y con los mismos u otros elementos.

219

Si con eso sale libre el presunto culpable fabricado por la autoridad delictiva, está bien, no haré más mitote. Si no es así, seguiré guerreando hasta el fin, palabra en ristre.

220

¿Quién es el verdadero asesino en riña del joven aficionado del América, Cristian Shair Bringas Pérez? ¡El Colorado, señor palabrero!

221

No nos hagan bolas ni enreden las cosas a su conveniencia delictiva, señoras y señores de la oscura autoridad perniciosa.

Hay cuatro declaraciones legales de José Miguel Urbina Franco.

Primera. La del domingo 8 de enero de 2012, en la cual sale limpio y se declara inocente. Declaración desaparecida por el MP 1.

Segunda. La del martes 10 de enero, detenido ilegalmente alrededor de las 8 de la noche, puteado, amenazado, incomunicado, sin orden de aprensión, y que a las 10 de la noche como simple testigo se declara solito “culpable”, naturalmente tras los buenos tratos recibidos. Ya no lo soltaron.

Tercera. La del miércoles 11 de enero a la 1:50 de la madrugada, cuando ya pasó de testigo a presunto culpable, con un defensor de oficio hechizo, y en la cual se confiesa culpable (por supuesto bajo coacción de los cuidadores del orden kafkiano).

Todo eso sucedió entre el martes en la noche y el miércoles en la madrugada. La supuesta detención “por caso urgente” fue emitida por José Luis Ontiveros Pacheco el miércoles 11 de enero a las 3:41 horas, a posteriori. El Tortillas estaba detenido e incomunicado desde las 8 de la noche del martes. Que no nos hagan pendejos y que no se hagan pendejas las oscuras autoridades delictivas de la poca justicia en Querétaro.

Cuarta. Y la del viernes 12 de enero ante la inefable Juez Sexto Penal, Consuelo Rosillo Garfias, hoy flamante magistrada, y ante la cual declara a la letra (véase mi entrega 11 del 20-I-2013):

–Reconozco la firma de mi declaración rendida el 10 de enero 2012, pero no la declaración al manifestar que fui obligado. En relación a la declaración del 11 de enero 2012, reconozco como mías las firmas que obran en la misma, pero no así lo que ellas contienen, ya que fui obligado a declarar, y los golpes que tengo en la cara no fueron de ese día (del juego) sino de los policías (martes), y yo rendí otra declaración el domingo 8 (que no está en ninguna parte).

–Quiero agregar que en mi declaración, hay unas partes que sí son verdaderas y otras que fueron inventadas. Quiero agregar que me golpearon los judiciales, de hecho fueron por mí al Colorado para que les dijera los nombres de unos apodos que me preguntaron ellos, y yo accedí a ello, el policía, el judicial, ellos me recogieron en la ermita de El Colorado, de ahí me llevaron hacia el rancho y ya les ubiqué las casas que me preguntaron, en eso ellos se salen hacia tomar la carretera a Querétaro, y yo pensé que me llevaban a la procuraduría, en eso yo saqué mi celular para avisar a mis primos o a mi mamá para que fueran por mí, y uno de los judiciales me dijo: “Ni madres, ya valiste madre, hijo de tu puta madre”, y pon las manos atrás y baja la cabeza, y yo le decía que porqué, y me decían que te calles cabrón, y me iban golpeando en la nuca, se pararon en el puente de La Piedad y los oficiales eran: el oficial Fernando, sin saber apellidos, e Iván, sin saber sus apellidos, de la Agencia 1 de Homicidios, sé que son de esa agencia porque fue a donde me llevaron, no me metieron a declarar, me dejaron afuera arriba del carro y me empezaron a golpear las personas antes referidas, el que se llama Fernando se bajó y pues no sé a dónde iría, yo me quedé con el otro oficial, en eso ingresó el otro elemento de ellos y él fue el que me empezó a golpear aquí en la cara, y me decía: “Confiesa cabrón, ya todos dijeron que tú fuiste, confiesa, te la quieres comer tú solo”, y pues yo seguía negando, bueno con mi verdad de que yo no había sido, pero ellos me decían: “A huevo a huevo, tú fuiste tú fuiste”, y luego llegó su comandante o bueno uno de ellos y llegó y le dice: “¡Cómo va este cabrón!, ya confiesa pinche Tortilla que traigo mis aparatitos, aquí nos podemos quedar toda la noche si quieres”, pues ahí fue cuando me bajaron del carro y me dieron unos toques en los huevos, y ya fue cuando dije: ¡¡¡Yo fui!!! ¡¡¡Yo fui!!! Ya después ahí me dijeron que les dijera cómo había sido todo y pues yo me inventé todo acerca de lo de la navaja y ya el oficial que se llama Iván me metió hacia adentro de la agencia y cuando íbamos caminando me dijo que si decía algo más me iban a romper toda mi madre (en este momento se asienta que se le quiebra la voz). Ya adentro otro oficial diferente, es uno alto, que no conozco de nombre pero sí de vista, me decía y quién te pegó ahí (señalando la cara del lado izquierdo), y entonces el oficial Iván le dice ¡Pues fueron los del América, pendejo! En ese momento se ríe el oficial Iván y me dice, ya ves qué te costaba, y pues ya continué rindiendo mi declaración, que como ya mencioné, no todo fue verdad, porque fui coaccionado.

¿Qué hizo la juez Consuelo Rosillo Garfias? Dar vuelta a la página. ¿Qué hará ahora el nuevo Juez Sexto Penal, Óscar Martínez Mancilla? Los reflectores quedan puestos sobre el poder judicial y el magistrado presidente Carlos Septién Olivares. Tienen la palabra y la justicia en sus manos.

222

De los Apuntes (Obras Completas, tomos 7 y 8) de Elías Canetti gracias al amigo Carlos Ricalde que nos trajo los libros desde España:

–Uno sólo puede superar su desgracia actuándola.

–Los destinos tienen algo sagrado, en cada caso.

–Siempre una verdad le pisa los talones a otra.

223

El Universal Querétaro:

–Aunque la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH), que preside Miguel Nava Alvarado, concluyó que fue ilegal la detención de José Miguel Urbina Franco, acusado de asesinar a un porrista del América, el proceso no cambió. A Urbina Franco le achacaron dicho crimen sucedido después de un partido entre los Gallos Blancos y las Águilas, celebrado en el estadio Corregidora, en enero de 2012. El caso se destaca, además, porque la comisión defensora no emitió recomendación a la Procuraduría General de Justicia, sino un “acuerdo de responsabilidad”. El caso quedó cerrado, así de simple, nos dicen. (UQ, 23-II-2013, p. A2).

–¿Nos chamaquearon, Juan José Arreola de Dios y del Universal Q?

Julio Figueroa.

Qro. Qro., sábado 23-II-2013.

juliofime@hotmail.com

www.dialogoqueretano.com.mx

 










Cada colaborador es responsable de lo que escribe y sólo rinde cuentas ante la sociedad y ante sí mismo. Se trata de pensar libremente y hacer pensar en la medida de la inteligencia de cada uno.

Envía tu comentario