Bienvenidos Señores expresidentes

|




foto_calderon hinojosa_expresidente

Rafael Hernández Ochoa después de dejar el gobierno de Veracruz se vino a la ciudad de Querétaro. Tuve en una ocasión la oportunidad de convivir con él. Le pregunté qué era lo más duro de abandonar el poder. Me respondió: “Lo más duro es regresar a ser como cualquier persona. Yo tuve la oportunidad de experimentarlo desde el primer momento. Después de estar en la ceremonia de cambio de gobernador fui a mi oficina a recoger algunos objetos personales, llegué con el chofer. Le ordené, pasa por la Señora, cargas gasolina y regresan por mi. El chofer se quedó parado sin moverse. Le pregunté ¿Por qué no te vas? Me contestó: Me da para la gasolina. Me busqué y no traía cartera, no la había cargado en seis años, siempre me acompañaba alguien que pagaba todo. Apenado le pedí prestado”. Esto es lo van a sufrir los ex presidentes sin pensión ni guaruras. Bienvenidos señores expresidentes a la vida de la gente común.










Cada colaborador es responsable de lo que escribe y sólo rinde cuentas ante la sociedad y ante sí mismo. Se trata de pensar libremente y hacer pensar en la medida de la inteligencia de cada uno.

Envía tu comentario