ACTAS DE RESISTENCIA CIUDADANA PERSONAL DEMOCRÁTICA. La cloaca del poder.

|




Tal vez lo mejor y lo peor del gobierno de AMLO es haber destapado la cloaca del poder de sexenios. Poner el acento en el intestino grueso del poder. ¿Ha destapado la cloaca para limpiarla y cambiarla en lo posible, y castigar a quién resulte responsable? ¿Se está desmontando el aparato de la corrupción y la impunidad, al tiempo que se ponen las bases de la transparencia, la vigilancia y el castigo legal? ¿O desde los tiempos del candidato y ahora del presidente se usa sobre todo políticamente para mantener y azuzar a sus bases? Tengo mis serias dudas. La tenebra y las oscuras intenciones, los resultados reales inciertos, persisten en el mandato del nuevo poder. Malas formas y dudosos fondos.

–Una maquinaria-burocrática-presidencial corrupta de décadas no se desmonta y cambia en dos años, ni en tres ni en seis.
–Precisamente por eso, ¿no habría que ser más humilde, hablar menos y hacer lo más posible?
–No. Esa es su lucha política, verbal, ideológica y moral.
–¿Por la boca muere el Peje y Morena es su Frankenstein?
–Ya lo ha dicho por ahí: su herencia será más espiritual que material.
–Pucha. Como en futbol, ¿otra derrota gloriosa aunque haya ganado?

AMLO está desatando la lucha de clases entre mexicanos.
Y las posibles consecuencias las pagaremos todos.
No veo buen fin.
La lucha de clases desde un poder y mandato democrático, no revolucionario.
¿No es un abuso de poder y un engaño a una sociedad mayoritaria de más de 30 millones de votantes a su favor? Hoy somos 130 millones de mexicanos.
La lucha de clases en una sociedad predominantemente urbana y en que las ideologías y creencias a favor y en contra del mandato de AMLO están revueltas abajo, en medio y arriba.
La sociedad no es pura y geométrica con los buenos abajo en los pueblos y en los activistas y golpeadores de las redes sociales, y los traidores arriba entre los ricos y el gran capital. ¿Y en medio? ¿Tú, yo y los otros?

El poder y los ciudadanos, los políticos en el poder y los intelectuales en los medios.
¿Quién tiene hoy el poder político en México? ¿Podemos mentarle la madre a Peña, Calderón, Fox, Zedillo, Salinas, reírnos y hacerles memes… pero cuestionar y criticar democráticamente a Andrés Manuel López Obrador es alta traición? ¿AMLO es un ídolo sagrado intocable?
¿Dicen que es tiempo de definiciones?
Bien, este ciudadano palabrero declara:
–Yo soy un hijo de la chingada: Paz-Krauze-JEP-la literatura universal-el capitalismo-los españoles de la Colonia y de la Conquista-las culturas prehispánicas… Un mestizo sincrético, ni guadalupano ni revolucionario, un hijo de la chingada: ciudadano palabrero ambulante prángana democrático crítico dubitativo falible y fraterno… y otras vainas.
–¿Y AMLO de quién es hijo?
–¿Y ustedes los otros nosotros son hijos de AMLO, Morena y el pueblo?
–Naturalmente el pasado nos condiciona pero no necesariamente nos determina. El hombre da sorpresas y el mundo es un misterio.

Escribo a la intemperie. Sin red de protección.

El patriarca del sexenio y sus tribus sociales. ¿Así nacen los monstruos políticos? La libertad de crítica se mide por la crítica pública al poder, y su tolerancia, no adulando o perdonando las gracejadas del poderoso.










Cada colaborador es responsable de lo que escribe y sólo rinde cuentas ante la sociedad y ante sí mismo. Se trata de pensar libremente y hacer pensar en la medida de la inteligencia de cada uno.

Envía tu comentario