Presentación

30 Ago 20 | admin | Clasificado en Sin categoría | Sin Comentarios »

Muy buen inicio de semana mi nombre es Gabriela Alejo Gutiérrez, soy Licenciada en Ciencias de la Comunicación, con Posgrado en Administración y Gestión de Instituciones Educativas, a partir de esta fecha estaré fungiendo como secretaria técnica del Dr. Edmundo González Llaca.

Espero con mucho entusiasmo sus artículos para poder compartirlos en el blog y en las redes sociales.

Para cualquier duda o comentario dejo mi correo: gabriela.alejogtz@hotmail.com y cel. 271 180 26 79


EL JICOTE. PANDEMIA, CONSECUENCIAS PSICOSOCIALES

04 Dic 20 | dialogoqro | Clasificado en Nacional, Política | Sin Comentarios »

Edmundo González Llaca
EL encierro producto de la pandemia ha tenido consecuencias económicas y políticas. La económicas son las que más nos apabullan: una disminución de ingresos en el 75% de las familias; aumento de diez millones de pobres; pérdidas de empleos. Focalizados en estos problemas nos hemos olvidado de otras graves consecuencias como son las psicosociales. El encierro nos ha provocado una serie de emociones sorprendentes y desconcertantes. No es un asunto menor, una “e–moción”, es una acción que nos pone fuera de sí. Son expresiones corporales de un sentimiento tan intenso que pueden eclipsar la realidad; al ser rebasados olvidamos las otras partes del mundo.
La salud no es solamente la integridad física y no se debe dejar fuera de nuestras preocupaciones a la salud mental y emocional. La pandemia, por ejemplo, ha propiciado que mucha gente busque precisamente una fuga de lo que se está viviendo a través del alcohol. Durante el confinamiento y el distanciamiento social se registró un alza de 35.8% en el consumo de alcohol, de acuerdo con una encuesta elaborada por el Instituto para la Atención y Prevención de Adicciones. El consumo del alcohol es mayor en los hombres, 40.1%, en comparación con las mujeres 30.1%. También se incrementó el consumo de substancias adictivas.
​La búsqueda de bienestar espiritual ha escudriñado satisfactores que antes tenían presencia pero no en las dimensiones actuales, sería el caso de las mascotas. No me refiero a los pobres que López Obrador les llama mascotas, sino a los animales domésticos. La convivencia con ellos nos provoca beneficios que antes no tomábamos ni en cuenta, gracias a la pandemia sabemos que elevan la distracción, la armonía, la felicidad, en suma, la salud personal y en el hogar.
​Contradictorias han sido las consecuencias de la convivencia en las casas, pues de la misma forma que han provocado la revaloración de la familia, de las personas mayores y el entretenimiento puertas adentro, también las casas se han convertido en un espacio de agresiones, humillaciones y violencia. Muchas parejas en esta pandemia han iniciado procesos de separación y divorcio, quizá los problemas ya existían pero el encierro y la rutina han acelerado la crisis.
​ Muy positiva ha sido la utilización intensa del sentido del humor en la pandemia en sus dos frentes: el individual y el político. Ante la opaca y dura realidad los cibernautas han utilizado el humor para relativizar sus consecuencias y entregarse a la risa. El humor en la política ha estimulado el interés y la participación de los asuntos públicos. No ha habido mejores críticas que los chistes a la tozudez del Presidente de no utilizar el cubre bocas.
​ El incremento del consumo de las drogas son el síntoma de un gran problema de salud mental. Todos, autoridades y sociedad, debemos sumar esfuerzos para reforzar las instituciones sanitarias actuales dedicadas al estudio y solución de los efectos psicosociales por la pandemia. Incluso en el análisis de la creación de otras nuevas instituciones. La salud integral es antes que nada.


EL JICOTE PANDEMIA, NUEVO DISCURSO POLÍTICO

03 Dic 20 | dialogoqro | Clasificado en Nacional, Política | Sin Comentarios »

Edmundo González Llaca
Quieran o no los candidatos a un cargo de elección deberán revalorar la importancia del discurso político. Anteriormente el método fundamental de persuasión eran los mítines. El apoyo se obtenía tanto por el contagio del entusiasmo como por la pluralidad de grupos y sectores manifestándose a favor. se daba la imagen de que todo el mundo estaba con el candidato. La otra forma de convencer era la inter relación personal, puerta a puerta, a golpe de calcetín los candidatos recorrían las calles y las zonas de afluencia platicando con la gente, levantando en brazos a niños moquientos y regalando delantales o tortilleros. Ahora la gente no asistirá a reuniones masivas y difícilmente saludará al candidato en la puerta de su domicilio. Dorán: “Déjeme el obsequio en la puerta”. Serán campañas virtuales a larga distancia.
​Anteriormente se consideraba que un discurso político debería ser primordialmente, ideología en el más amplio sentido de la palabra, es decir, juicios de valor sobre las cuestiones reales. Ahora habrá poco margen para la reflexión filosófica, el medio, la computadora, no se presta. Deberá ser un discurso fundamentado principalmente en hechos y datos, por supuesto con datos reconocidos por todos, no por otros que sólo el candidato conoce. El nuevo discurso político deberá describir lo más objetivamente posible el diagnóstico concreto de los problemas, la crítica y la solución.
El manejo de las emociones deberá ser dosificado homeopáticamente, por la ausencia del contacto personal y la perspectiva distante de los espectadores. El proceso de convencimiento exigirá, creo que ahora más que nunca, recurrir a los antecedentes y a la historia. Conectarlo todo con algo o con alguien; darle coherencia y significación no solamente con el momento político que se vive. Un buen discurso deberá abarcar pasado, presente y futuro. En una actitud de sencilla pedagogía deberá, explicar, justificar proponer, condenar, disuadir, calmar y expresar esperanzas.
Mi impresión es que el nuevo discurso político, no será el que ´presente su plataforma como algo hecho y digerido. Sino que parta del convencimiento de que se está ante un electorado esencialmente plural. Estoy de acuerdo con Habermas, para mantener la convivencia pacífica, en unas elecciones especialmente iracundas, la actitud propagandística, es llegar a propuestas como resultado de un diálogo con los ciudadanos, en el que se impondrá la decisión de la mayoría pero con respeto a las minorías. La nueva legitimidad será por tener la agenda más completa y eficaz para presentar la solución de las dificultades y retos, pero deberá ser una agenda consecuencia de una comunicación en la que todos han podido participar y han tenido la palabra.
En fin, estas son sugerencias generales, pero tomemos en consideración el verso de Lope de Vega, repuesta que hacía frente al requerimiento de cómo ser poeta. “Para que un hombre aspire ser poeta/ Pero, en fin, es sencilla la receta./Forme Usted líneas de medida iguales./Luego en filas las junta,/ Poniendo consonantes en la punta/ -¿Y en el medio? – ¿En el medio? ¡Ese es el cuento! ¡Hay que poner talento!” Sin voluntad política de decir la verdad ni talento, es imposible hacer un buen discurso político.


EL JICOTE. PANDEMIA, EL DISCURSO Y EL TRAPITO

01 Dic 20 | dialogoqro | Clasificado en Nacional, Política | Sin Comentarios »

Edmundo González Llaca
La acusación es reiterada y me la hacen amigos de todos los partidos políticos, me reclaman diciendo que yo padezco la enfermedad crónica de todos los intelectuales la que se resume así: son muy buenos para criticar y muy malos para proponer. En otras palabras, la queja pretende que los que nos dedicamos simplemente a opinar y, en mi caso, a veces con ligereza y osadía, les demos a los políticos el kit completo: el remedio y el trapito. Me viene a la memoria la anécdota del torero Lorenzo Garza. El llamado “Ave de las Tempestades” estaba haciendo una faena muy mala y un aficionado le increpaba duramente, hasta que el torero lo encaró y le gritó: “Bájate tú a torear”. Grande fue su sorpresa cuando el aficionado le respondió: “Por supuesto que me bajo a torear, pero antes dame el dinero que a ti te pagan”. Los opinadores estamos conscientes de que criticamos desde la tribuna, pero los políticos deben estar también conscientes de que la principal responsabilidad es de ellos, para eso les pagamos.
​En entrega pasada hemos afirmado que las próximas campañas se harán en una atmósfera terriblemente arisca de aumento de la pobreza, incremento del desempleo, profundización de la desigualdad social y, como remate o puntilla, el dolor de nuestros muertos y el temor al contagio. El gran reto de los candidatos y partidos será cómo despertar la atención a sus mensajes, el interés por las campañas y el punto “G” del discurso electoral: que la gente participe y vote el día de las elecciones. Un reto descomunal.
​Jaime Labastida, quien respecto al discurso político escribía: “¿Qué debe ofrecer un discurso político a un pueblo que se encuentra en un áspero agujero? Por encima de todo, realidad. Inteligencia y crudeza para identificar los problemas de la su situación actual. Para tocar las llagas y determinar con precisión quirúrgica pero también realidad para encontrarles solución. Con otras palabras, realidad en el examen presente, realidad en el dibujo del futuro”.
Mi buen amigo Raúl Olmedo, respecto al tema que nos preocupa, escribía: “El discurso político tiene que convertirse en uno filosófico para poder recuperar su eficacia. No un discurso abstracto, compuesto de generalidades que no tocan al corazón del ciudadano. Al contrario, el filosófico es el único que llega al corazón y al cerebro del individuo y de la masa, el único que es capaz de traducirse en prácticas, en modos de pensar, de vivir, de ser; el único que transforma y convierte; que produce conversión, como cuando el pagano se convierte en cristiano. El filosófico es el discurso político llevado a su máximo potencial de eficacia transformadora. La filosofía es política”.
​Creo que el discurso político de los candidatos debe huir como del Corona Virus, lo que ya se ha agotado en las Mañaneras y es objeto de burlas: Acusar al pasado de los problemas de hoy; no al discurso polarizador y rupturista; recurrir a otros datos que nadie conoce; quitarle a las palabras los tintes de religiosidad; no injuriar ni poner apodos a los adversarios; olvidarse de las camorras históricas; no trivializar los graves problemas; no recurrir a la existencia de conspiraciones. Todo esto, por favor, ya no. Sería mi primera sugerencia al discurso electoral.


TRAS LA VERDAD. LÓPEZ OBRADOR EL DEMERITADO AYATOLA MEXICANO

29 Nov 20 | Héctor Parra Rodríguez | Clasificado en Nacional, Política | Sin Comentarios »

Segundo intento de Andrés Manuel López, pretendiendo evangelizar, como “religioso superior”, al pueblo de México. Ante la incompetencia de resolver los problemas materiales, prefiere desviar la función gubernamental, para introducir como política pública “sus principios morales y religiosos”. Primero fue su “cartilla moral”, no dio resultado. Dos años después implementa “su guía ética para la transformación de México”. Otro distractor, mientras deshace al país con sus ocurrencias. No le resultaron los abrazos a cambio de balazos.

López Obrador afirmó que en el país no solo hay una crisis económica o material, sino también una crisis por pérdida de valores: “culturales, morales, espirituales”. Por supuesto olvidó las crisis que ha ocasionado en seguridad pública, así como la crisis en el sector salud, o la pérdida de empleos, la fuga de capitales y una cauda de problemas que ha generado por sus equivocadas y caprichosas decisiones políticas alejadas de la realidad, sumidas n el fango de la ignorancia y pérdida de valores, como la honestidad, la ética, la buena fe, etcétera.

El Presidentes justifica su nueva “cartilla moral”, cuyos principios fueron obtenidos por un grupo de empleados de su gobierno. Ese “grupúsculos” se dedicó a investigar y realizar entrevistas, para obtener los valores que estimaron como pertinentes, para plasmarlos en su novedoso documento y entregarlo solo a un reducido sector de la sociedad que ha cooptado por medio de la entrega de las pensiones. Efectivamente, los receptores del documento serán los adultos que reciben pensión. Ellos serán los promotores de la Guía Ética para la Transformación de México. Plan perverso de López Obrador, la mediatización y adoctrinamiento será por medio de aquellos que son fácilmente manipulables, quienes tienen necesidad alimentaria; esos que son considerados como dependientes del gobierno federal, la clientela política que necesita López, para las elecciones del 2021.

Alejado de la realidad el Presidente y su grupo “selecto”. Llegaron a la conclusión que, con el documento lograrán la reducción en la persecución de los delitos y delincuentes. No le funcionaron los abrazos a cambio de balazos, ahora va por el adoctrinamiento “espiritual y moral”. Y, como a López no es partidario de las imposiciones, será por medio de un “acuerdo social”, como aquel acuerdo “voluntario” de la reducción de salario y prestaciones a la clase burocrática. Así son los “pactos sociales” del Presidente.

Dado a conocer el documento del ayatola López, podemos resumir sus “principios y valores, religiosos como morales” de manera sintética: a).- Respeto a la diferencia: evitemos imponer “nuestro mundo” al mundo de los demás. b).- De la vida: no hay nada más valioso que la vida, la libertad y seguridad de las personas. c).- De la dignidad: no se debe humillar a nadie (aunque usted no lo crea, eso propone, cuando a diario López humilla públicamente a unos y a otros, así de cínico el mandatario). d).-De la libertad: la paz y libertad son inseparables. Nadie puede estar en paz sin libertad (¿cómo puede haber paz con cerca de 70 mil asesinados en su gobierno?).

Y sigue. e).- Del amor: el amor al prójimo es la esencia del humanismo (eminentemente de carácter religioso (¿amor al prójimo cuando ha causado tanto daño a ese prójimo?). e).- Del sufrimiento y el placer: no hay mayor alegría que la felicidad de los demás (otro principio entresacado de la religión ¿así de simple se logra la felicidad?). f).- Del pasado y futuro: quien no sabe de dónde viene, difícilmente sabe a dónde va (vaya filosofía barata ¿quién les dirá de dónde vienen para saber a dónde van?). g).- De la gratitud: el agradecimiento es la mayor virtud en una persona (¿López es una persona agradecida? No. Es más bien vengativa).

Continúa la perversidad. h).- Del perdón: el perdón libera a quien lo otorga y a quien lo recibe (el gobierno no puede aplicar ningún principio religioso ni moral, se rige por el Estado de Derecho, obligado a obedecer la norma positiva ¿López pretende perdonar a los delincuentes?). i).- De la redención: no se debe enfrentar el mal con el mal (En este caso la interpretación del Presidente es errónea, tergiversada y sesgada. El Estado está obligado a hacer respetar la ley por medio de la fuerza legal, único ente que ostenta el uso legal de la fuerza pública, someter al delincuente no es hacer el mal). j).- De la igualdad: la buena ley de moderar la opulencia y la indigencia; no puede haber trato igual entre desiguales (¿López será el moderador de la opulencia, cómo moderará la opulencia? ¿Quién trabaja, quien se esfuerza, quien se sacrifica para lograr más no es lo correcto? No cabe duda que Andrés Manuel, no está bien de sus facultades mentales.

Las falacias de López sin límite. k).- De la verdad, la palabra y la confianza: no mentir, no robar y no traicionar (¿Los 10 mandamientos de la religión católica?). A continuación viene uno de los principios de la mazonería. l).- De la fraternidad: ser fraterno es hacer propios los problemas de los demás (solo faltó agregar universal, concepto que ya lo ha referido: fraternidad universal). m).- De las leyes y la justicia: al margen de la ley, nada; por encima de la ley, nadie. Todo por la razón y el derecho; nada por la fuerza (Esta sentencia juarista no es respetada por el Presidente López, él impone su propia ley y la llama “justicia”, primero la justicia, después la ley, así lo ha confirmado, así gobierna, por esa razón ahuyenta inversiones, no respeta las normas jurídicas). n).- De la autoridad y el poder: el poder sólo tiene sentido y se convierte en virtud cuando se pone al servicio de los demás (¿acaso eso ha hecho López Obrador? No. El poder ha estado solo a su servicio, ha violentado cuanto derecho se le ha cruzado en el camino, usa y abusa del poder omnímodo que se arroga y de paso, lo han fortalecido sus legisladores).

Entrando en la ciencia ficción de la filosofía lopista ¿No le remorderá la conciencia a López Obrador? ñ).- Del trabajo: hay una satisfacción al tener uno y disfrutarlo (El Presidente, por voluntad imperial ha dejado a millones sin empleo, empezó por reducir la plantilla burocrática, luego a bajarles el salario, luego a quebrar empresas ¿eso es disfrutar del empleo? Presidente cínico y mentiroso). o).- De la riqueza: no es más rico el que tiene más sino el más generoso (López y sus principios religiosos tergiversados ¿acaso él es generoso? No. Más bien es perverso). p).- De los acuerdos: que los compromisos se cumplan (Lo que menos profesa López Obrador, es cumplir los compromisos, acostumbra a violarlos o a darles su propia interpretación para no cumplir los compromisos, simplemente con que los califique de corruptos deja de cumplirlos).

Y así continúa su nueva “cartilla moralina”. q).- De la familia: es la principal institución de seguridad social en el país (Sin comentarios). El último de sus mandamientos. r).- De los animales las plantas y las cosas: al cuidar el aire, agua, tierra, plantas, animales y cosas, nos cuidamos todos (Es una burla este “principio”. López ha impulsado una política depredadora, de contaminación ambiental, no ha respetado en lo más mínimo su propia propuesta. Sin los dictámenes de viabilidad ordenó comenzaran sus obras insignes y en todos los casos ha destruido enorme cantidad de naturaleza, flora y fauna no le han importado).

No cabe duda que el “adoctrinamiento religioso” para el segundo tercio del gobierno de la “desesperanza”, viene con mayor fuerza. López utilizará como punta de lanza para imponer su “conducta moralina” a los de la tercera edad que reciben pensión, esos condicionados por el apoyo económico son su “carne de cañón”, su cautiva clientela política. Andrés Manuel López, hará hasta lo imposible por aferrarse al poder en las próximas elecciones.


COMO VEO DOY ¡ERAMOS MUCHOS Y PARIÓ LA ABUELA!

29 Nov 20 | Carlos Ricalde | Clasificado en Nacional, Política | Sin Comentarios »

Síntesis: Hay voces que llaman a la calma y la esperanza. Auguran que pronto la economía va a mejorar. Pero solo el pueblo sabe cuánta lumbre se puede aguantar.
____________________________________________

Apreciado y paciente Lector, la Constitución afirma que todos somos iguales, sin embargo la realidad exhibe que somos bastante desiguales, pero nos equipara y no se puede negar, que vivimos en un ambiente de inseguridad, angustia, desconfianza, temor e incertidumbre, como si una ola de pesimismo nos ahogara y en vez de esperar un pronto cambio a favor de que mejore la economía, tanto en lo personal como en lo colectivo, lo que se siente o se percibe, es que tal situación seguirá empeorando. La fuente que agranda el sentir de tan mal augurio, es la pandemia del COVID-19 que no da visos de disminuir. Por el contrario, hay evidencia de que continuará creciendo tanto en número de contagios y muertes como en el tiempo que permanecerá amenazandonos. Va pa’ largo.

El título de este artículo, me lo recordó un amigo al comentar su desánimo por la forma aparentemente inadecuada en que se está manejando la Pandemia que, además de que no se logra controlar o disminuir, continúa golpeando a un sin número de negocios que han tenido que restringir su actividad o de plano cerrar con la consecuente pérdida de innumerables empleos, situación a la que, añadió el suscrito, contribuye el gobierno. De modo que, si ya teníamos muchos problemas con el cambio de gobierno y la reorientación de la política económica, se sumó a este año un problema más, inimaginable, catastrófico, la ya mencionada epidemia, y todo junto avizora un año 2021, aún más difícil. Sin duda, parió la abuela.

¿Qué tenemos para mantener a flote la economía y el empleo en el año que está a casi nada de iniciar?, el Presupuesto Federal de Ingresos y Egresos y la Virgen de Guadalupe. A la Santísima Virgen solo le podemos pedir el milagro de que le haga ver a Biden, que en el desaforado proceso de emitir dólares por parte de la Reserva Federal, destinen un poco para México con el argumento de que si no contribuye a paliar el desempleo en nuestro país, la presión migratoria hacia USA podría ser incontrolable. Entre morir de hambre o de un balazo de la migra, tal vez la bala falle. Otro milagro.

Por lo que al gobierno toca, más vale de plano rogar por un milagro. Parece que el Presupuesto de 2021 no será suficiente. Veamos algunos datos. Se presupuesta un crecimiento anual del 4.6% el cual se observa alto considerando que en los últimos 10 años la tasa promedio ha sido del 2.8%, pese a ello, considerando un efecto rebote por el decrecimiento de un 8.5% en 2020 más una pérdida neta de más de 500 mil empleos, parecería posible que se produzca el milagro. Sin embargo, dos de los pilares de la economía de México, el turismo y el automotriz, con su correspondiente cadena de proveedores, será difícil que se recuperen. El primero por causa del Covid-19 y el segundo por una baja demanda debida a una disminución general de los ingresos de la población. Los ingresos petroleros, que es el tercer pilar, dependen de factores externos y por lo pronto se estima una producción de 1 millón 860 mil barriles diarios a 42 dólares por barril. Ojalá. El cuarto pilar, que corresponde a la industria de la construcción, depende, este sí, básicamente del gobierno. Por otra parte, la autoridad fiscal empezará el año con dificultades para obtener ingresos impositivos ya que, por una parte, la caída en el PIB implica una disminución de ingresos para las empresas y por tanto en la recaudación, lo cual podrá hacer que el déficit presupuestal sea mayor al previsto al cierre del 2021. Saque usted, amable Lector, su propia cuenta: Ingresos 5.5 billones de pesos; Gasto total 6.2 billones de pesos; Déficit presupuestado ¡700 mil millones de pesos! Para quedar tablas, o sea sin déficit, el precio por barril deberá llegar a 91 dólares! En 2008 y 2012 la mezcla mexicana superó los 100 dólares por barril. El año próximo, solo un milagro.

Para no ser tan encajosos con los milagros, hay otra opción para que el gobierno ayude a reactivar la economía, que es de alguna manera contraria a su política de austeridad. Parece que en las circunstancias actuales es obligado no exacerbar la austeridad. Varias son las voces que abogan por este cambio y yo, con su anuencia, me sumo a ellas. ¿Qué puede hacer el gobierno? De inmediato aplicar una política expansiva fiscal y de gasto público mediante transferencias a los sectores productivos; desarrollar obra pública por todo el país de bajo presupuesto pero de alta ocupación, sin aflojar el gasto en las obras de gran calado como los trenes, el aeropuerto y la refinería que tienen un alto impacto multiplicador; otorgar estímulos fiscales a la empresa privada; aumentar las aportaciones federales a los Estados e impulsar los programas de apoyo popular cuya derrama monetaria estimula de inmediato el nivel general de consumo. Y si es necesario, entre otras medidas, contratar nueva deuda pública para defender el empleo. Total, una raya más al tigre, ni se nota.

Rendijas

Dicen que la inflación está controlada, pero muchos no aguantamos el sistemático aumento de precios.

De alguna manera la Guía Ética reemplaza o complementa la Cartilla Moral. Ninguna sirve para un país que ha perdido la confianza. Urge una que se titule “Manual de Premios y Castigos”, o “Políticas Públicas de Bienestar”.

Se me olvidaba: Pemex acumula un déficit de ¡92 mil millones de pesos! Y contando.


EL JICOTE. LA PANDEMIA Y EL DISCURSO POLÍTICO

27 Nov 20 | dialogoqro | Clasificado en Nacional, Política | Sin Comentarios »

Edmundo González Llaca
Toda campaña es una renovación de la esperanza. ¿Cómo despertarla hoy, en este momento turbulento de auténtica desesperación económica, social y anímica? Es una época muy difícil, la gente, válgase la ironía, ya no le cree ni a los magos. El panorama es tan negro, como ese cuadro que estaba todo pintado de negro y que se titulaba: “Dos negros peleándose en un túnel”.
La pandemia ha aumentado la irritabilidad social pues los problemas se han agudizado, hay mayor pobreza, desigualdad y crisis política. Las repercusiones no solamente golpean a los de siempre, a los más desvalidos, también atropella a las clases medias. Se vive entre los llamados a quedarse en casa y no correr riesgos personales o, en su caso, la disminución de los ingresos hasta afectar las posibilidades de adquirir lo mínimo de bienestar o el desempleo. Como bien señala Neldy San Martin: “Estamos en la misma tormenta, pero no todos en el mismo barco”. Ver pasar a gente asomándose desde la popa de un trasatlántico y los que resisten el oleaje en barquitos que apenas flotan, ha reactivado con gran virulencia lo que vislumbraba ese viejo barbón alemán que se niega a pasar de moda: la lucha de clases. Ante la profundización de la desigualdad Marx ha resucitado.
​En estas circunstancias ¿cuál puede ser el discurso electoral? En primer lugar, ya lo hemos escrito, pero no nos cansaremos de reiterarlo, el clima espiritual de resentimiento no puede caer en la tentación facilona de acicatear más el odio, la polarización y la división social. Al contrario se demanda un discurso respetuoso de los adversarios, ejemplo de civilidad; sin ningún dejo de discriminación o de violencia en razón de género.
António Guterres, Secretario General de la ONU, en un discurso reciente afirmó: “El populismo y el nacionalismo han fracasado. Usados como enfoques para contener el virus, muchas veces han llevado a un empeoramiento palpable.” En el fondo de la cuestión es que el discurso político ya no tiene como identidades izquierdas o derechas, socialistas o liberales. La fragilidad de la vida obliga a otro tipo de referentes. La verdadera interrogante es: ¿Qué propone cada candidato para cuidar la salud, garantizar la seguridad e impulsar el crecimiento económico? Esta jerarquía de valores obliga como primer tema del discurso del los candidatos a plantear la forma de cómo van a enfrentar la pandemia. Voy a dar una pista por qué candidato no deben votar, No crean en el candidato que los apapache y afirme que serán los políticos y el gobierno quienes resolverán el problema. Falso, la reflexión y las decisiones deberán ser multidisciplinarias y los científicos deberán tener la voz cantante. El Estado debe ser un estado benefactor para los más vulnerables, pero debe aceptar que sólo no podrá resolver el problema; todos deberemos estar involucrados en la solución. La pandemia debe servir para aumentar la eficacia del gobierno e impulsar la democratización del país, no solamente con más derechos sino también con más deberes ciudadanos. La renovación de la esperanza no puede estar basada en la presunción de la autosuficiencia del poder público sino en un diagnóstico autocrítico en el que deslindamos compromisos y compartimos la responsabilidad.


EL JICOTE LA PANDEMIA, RETOS DE LAS CAMPAÑAS

26 Nov 20 | dialogoqro | Clasificado en Nacional, Política | Sin Comentarios »

Edmundo González Llaca
​Las elecciones son un nudo, apretado como un puño, hecho de realidades y expectativas; de críticas y promesas; un ir y venir de los diversos puntos de vista entre electores y candidatos. Es un espacio político privilegiado para hacer un diagnóstico claro de los problemas que nos aquejan y un deslinde de las responsabilidades de las cosas que se tienen qué hacer. Lo más importante: las elecciones deben servir para conocer a los candidatos, sus trayectorias y propuestas. Todo organizado con el propósito de que los elegidos sean los candidatos más idóneos para dar respuesta a las dificultades que enfrentamos.
​Las elecciones son la hora estelar de la comunicación, de acuerdo con el significado etimológico de la palabra: “poner en común”. Solamente sabiendo todos de lo que estamos hablando podemos conocer, interesarnos y participar en el proceso. El primer reto de una campaña es que el mensaje llegue a todos y que así podamos dialogar. Aislados y temerosos del prójimo por la pandemia tenemos que recurrir a los instrumentos tecnológicos. La digitalización que ya ha llegado al trabajo a distancia se extiende naturalmente a la propaganda política. Lejos de lo que pudieran pensar los más optimistas, no somos un país donde el internet ya haya llegado a todos los hogares, por supuesto menos a las zonas indígenas. Además, la difusión de los actos de campaña las computadoras tendrán un mayor número de usuarios con el tele trabajo y la enseñanza a distancia. En la cotidianidad de una familia normal, con computadoras contadas, no creo que sean muy competitivos los programas de campaña ante la obligación de ganarse la vida y la educación de los hijos.
​Un primer acto de campaña sería que partidos, autoridades electorales y candidatos firmaran un convenio para que parte del dinero asignado a las campañas se dedicara a ampliar la utilización del internet y la venta económica de computadoras. En actos fundamentales, como sería el debate de los candidatos, sería ideal poner monitores en lugares de afluencia. Si autoridades y empresas comerciales suman esfuerzos para transmitir los juegos de la selección de futbol, en las elecciones más importantes de nuestra historia con mayor razón pueden sumar esfuerzos todos los grupos y sectores públicos y privados, No aspiro a que después de cada debate se arme una polémica semejante a que si fue o no penal, simplemente que los resultados de la votación sean fiel reflejo de la voluntad consciente de los ciudadanos.
​Otro acuerdo conjunto entre autoridades electorales, partidos y candidatos, sería el ilustrar a los usuarios de redes sociales sobre las formas de identificación​de los fake news. No bastan las autoridades ni los interesados, es necesario que todos los usuarios sean inspectores. No se trata de ser muy pesimista pero las campañas serán un lodazal que ni en el diluvio universal.
​Muchas empresas tienen campañas ecológicas y de educación cívica, el mensaje es claro: nos dedicamos a vender mercancías pero nuestra preocupación es la naturaleza y la sociedad. El mensaje de los acuerdos anteriores entre partidos y candidatos sería: queremos ganar, pero antes están los intereses de información del electorado.


UTOPÍA POLÍTICA

25 Nov 20 | Roberto Carbajal | Clasificado en Nacional, Política | Sin Comentarios »

Por El Vigilante Urbano
LA COLONIA LA PRADERA, ¿ENSAYO ELECTORAL 2021? -Conforme pasas los días, la colonia La Pradera, se visualiza como un campo de entrenamiento electoral para tratar de poner en evidencia al gobierno panista del Municipio de El Marqués, y de paso al estatal. Este juguetito, es un falso problema de agua potable. Ahora se involucra una diputada federal, y para no variar, del partido de Morena, quien, lejos de investigar si es razonable la queja manifestada por la representante de los quejosos Jasmín Sánchez, muy relacionada con Morena, abandera esta “causa”.
Hagamos un poco de historia sobre este asunto, los quejosos de esta zona habitacional, durante 10 años, nunca se les cobro el servicio del agua, y ahora que la empresa privada que tiene la concesión del servicio del agua, AQUAA, (quien recientemente se le investigo la legalidad de su cuestionada concesión, el dictamen, confirmo la falsedad de la denuncia), hace un exhorto a la comunidad para hacer su contrato para el servicio del agua. Ante este llamado, los usuarios, alegan que sus derechos se están violentando, y argumentan que es la CEA, quien les debe dar el servicio. Este pretexto lo organiza Jasmín Sánchez, con el apoyo de Morena, y la diputada federal, lejos de orientar a los inconformes, sólo buscan sacar raja política para capturar votos en el 2021.

Es lamentable que la diputada federal Beatriz Robles, olvide su función de promover leyes en favor de la ciudadanía, o las que hay, buscar que se apliquen al pie de la letra, y que los habitantes de la zona habitacional de La Pradera, conozcan su real situación en el tema del servicio del agua. Pero nada, se van a la perversa pesca de inconformes, o también crearlos para su objetivo al 2021.
EL CANDIDATO A LA GUBERNATURA POR MORENA, LA GRAN DISCUSION. La designación de la candidatura al gobierno del estado de Querétaro, en el caso de Morena, esta siendo objeto de una gran discusión entre columnistas locales, unos, señalan a Gilberto Herrera, como el ganador, mientras que otros, no le ven posibilidades en esta batalla, y además, le señalan una serie de deficiencias, y próximamente será objeto de denuncias por parte de grupos productores del campo.
Pero señalar quien será el ungido para este objetivo, lo primero que tenemos que ver, es el gran conflicto interno que hay en las huestes guindas, donde la versión de las tribus del PRD, sigue vigente, pero corregida y aumentada, y así, no nos atrevemos a señalar a un candidato. La otra versión que cada día cobra más fuerza, es que la candidata será una mujer. Quizá, hasta que la presión de los tiempos que marca la ley, los obligue a buscar un arreglo y así, señalar por fin a su candidato. El presidente nacional de Morena, Mario Delgado, tiene un gran reto, primero sacar la lista para las candidaturas para el congreso federal. Los reales fundadores de este Morena, ven con coraje y rechazo la llegada de los oportunistas que son principalmente los beneficiados en las nominaciones a los diferentes puestos de elección popular.
Se dice que Mario Delgado, el lo federal, a optado por sugerir a los diputados morenistas que vayan por la reelección, que se lo han ganado. Esta medida, pensando que estos diputados, ya tienen un posicionamiento ante los electores, pero después de las disfuncionales aprobaciones en iniciativas, donde se ve un dudoso beneficio al “Pueblo Bueno”, Quizá esta “estrategia”, pueda resultar lo contrario a lo que piensa don Mario Delgado.
Debemos recordar que ahora las condiciones del 2021, ya no son las mismas a las del 2018, ya con AMLO, en el gobierno, todo lo que se prometió, poco se ha logrado, y el tiro de gracia, lo viene a dar la fatal pandemia del Coronavirus, donde “primero los pobres” han sido los más afectados, sobran datos que lo confirman. Argumentar que otros países, hay más muertos, es una falacia, los números no mienten, México ya llegó a más de 100 mil muertos, cuándo según López Gatell, calculo un máximo de 8 mil muertos. Sobran ejemplos que contradicen los alegres números de las encuestas en este no lejano mes de junio del 2021.


TRAS LA VERDAD AMLO OBLIGA A ROSARIO ROBLES A SUPLICAR CLEMENCIA

25 Nov 20 | Héctor Parra Rodríguez | Clasificado en Nacional, Política | Sin Comentarios »

Este día, el abogado de Rosario Robles, Epigmenio Mendieta, adelantó que su cliente pedirá un acercamiento con la Fiscalía General de la República, para buscar el procedimiento penal abreviado, bajo la figura de “testigo protegido”. Ahora que decidieron ampliar el ejercicio de la acción penal por el delito de delincuencia organizada, lavado de dinero y más. Robles y su abogado iban ganando el juicio, por lo cual la Fiscalía se endureció y amplió la gama de delitos en contra de Robles, para que no saliera de la cárcel.

La presión del gobierno de López Obrador, empieza a surtir sus efectos, para perseguir a otros implicados en el desvío de recursos públicos y otros pisen la cárcel. Quien fuera uno de los hombres de confianza de Rosario Robles, Emilio Zabadúa, también pidió clemencia a López Obrador, dando toda la información que requerían de la “estafa maestra”, para no ser detenido ni procesado, buscando la misma suerte: ser “testigo protegido”. Ahora todos quieren ser testigos protegidos y resulta que nadie es responsable de nada. Están igual que el mismo Andrés Manuel López Obrador, echa culpas a otros y, no solo tienen las manos sucias, están embarrados hasta del rostro, como lo fuera el mismo Pío López Obrador, pero al final resultó inocente. Salió sucio, pero ileso.

Quieren a Osorio Chong, Luis Videgaray y en su caso a Enrique Peña, en la cárcel, como autores de la “bacanal” de los más de 7 mil millones de pesos desviados para fines electorales, según ha trascendido, pero no han logrado probar nada, hasta hoy. El abogado de Rosario Robles, no quiso adelantar los hechos que podría declarar la procesada, quien se ha visto obligada a denunciar a terceros, como lo hiciera Emilio Lozoya Austin, personaje que no ha pisado la prisión, a diferencia de Robles, que lleva 17 meses privada de la libertad y nadie acude en su ayuda. La abandonaron. Hace meses Rosario advirtió que no denunciaría a nadie. Sin embargo, el frío encierro de las paredes de la presión, más la amenaza de cargarle más delitos, parece que lograron vencer su férrea voluntad. La enemiga de López Obrador, está a punto de claudicar, siempre y cuando la Fiscalía, acceda a considerarla como “testigo protegido”. Por supuesto, lograr su libertad.

Si bien la Fiscalía amplió el ejercicio de la acción penal, por delitos graves que le impedirían salir de por vida de la cárcel, como el de delincuencia organizada, no se ha concretado la vinculación a proceso. Por esa razón, antes de que las cosas se agraven, debido a la perversidad de López Obrador, parece que Robles Berlanga, está dispuesta a “negociar su libertad”, al igual que lo han hecho Zabadúa y Lozoya.

En tiempos electorales, con la baja de popularidad de López Obrador, su partido Morena hecho pedazos, lo que viene puede resultarle una buena bocanada de aire fresco a López Obrador. Aunque nada podrá disipar los abusos, atropellos, arbitrariedades, actitudes delincuenciales, torpezas, amenazas y muchos más daños que viene cometiendo el Presidente de la República, en contra de millones de mexicanos. No hay comparación entre los abusos de unos y las atrocidades de Andrés Manuel López Obrador, este saldrá debiendo y mucho más que sus enemigos.

El Presidente quebró la economía; dejó sin medicamentos a millones de mexicanos; se robó miles de millones de pesos de los Fideicomisos; ordenó inundar a los más pobres de Tabasco; endeudó al país con la destrucción de la construcción del aeropuerto de Texcoco; con su ineptitud ha provocado más de 100 mil muertes por la pandemia, el PAN, ha denunciado penalmente a López Gatell y quienes resulten responsables por el delito de lesa humanidad; no ha logrado contener la ola delincuencial; la inversión extranjera ha caído a niveles insospechados por la inseguridad jurídica que aplica el mismo López Obrador, el T-MEC, no ha dado resultado; ya reculó con aquello de la figura del outsourcing, que llevaría a la pérdida de más empleos. Sale debiendo el Presidente López, pero quiere en la cárcel a sus enemigos.

Los próximos días habrá notas mediáticas relevantes por aquello que pudiera confesar Rosario Robles Berlanga. Otro buen distractor, gracias a las presiones del “mazo” que utiliza López Obrador, por medio de la Fiscalía General de la República. Doblega hasta al más duro. Será interesante saber el nivel de participación de quienes hasta hoy son sospechosos, pero formalmente nada hay en su contra, como el caso de Odebrecht. Los montajes son fantásticos.

Por lo pronto, de manera vergonzante, el personal del Ejército Mexicano, ha sido el único que doblegó “las manos” al Presidente de la República, con la llegada del General Salvador Cienfuegos, sin cargos en su contra. Primero se alegró por la detención, luego suplicó por su liberación. No soportó la presión del Ejército. Aquí sí, le salieron “cien fuegos” a López Obrador. Veremos la capacidad de respuesta de sus opositores ¿Habrá más videos de la corrupción de Pío López Obrador o ese fue todo el arsenal?


LOS LÓPEZ

25 Nov 20 | Augusto Isla | Clasificado en Nacional, Política | Sin Comentarios »

Un millón de contagiados, 100 mil difuntos: el saldo trágico de la pandemia. La población es, en parte, responsable: su indisciplina, su ignorancia y, a menudo, su resignación. Y ni qué decir de los gobiernos, sobre todo el federal, el de los López. Por un lado, Gatell, un epidemiólogo positivista, en el sentido peyorativo. Un personaje indigente en su pensar. Carente de aliento pedagógico, sin sensibilidad histórica, incapaz de referirse al devenir de las enfermedades epidémicas que acompañan a la condición humana. Como si no supiera de eso que se llama ‘cartilla de vacunación’. Por otro, el de apellido Obrador, fugitivo de la realidad. Pues o bien huye por todo el territorio para escudriñar las voluntades que le han de conceder el voto, único interés de su ambición, o bien, permanece en su lujosa guarida para desde ahí, implacable, denostar a quien se le ocurre creyendo que hiere mortalmente a sus adversarios cuando la verdad es que aburre. Pues que el templete de sus mañaneras se ha convertido, como alguien dijo por ahí, en el ‘púlpito de la calumnia’. Y no pasa de eso.
Mal piensan aquellos que imaginan que vamos rumbo a una dictadura como la del malogrado Hugo Chávez cuyas frases, eso sí, repite como un loro, sin darse cuenta –él y sus atemorizados intérpretes– que formamos parte de la seguridad nacional de los Estados Unidos, que por ningún motivo permitiría excesos políticos que pongan en riesgo a aquélla. Ya dos años de este des-gobierno y no vemos atentado alguno contra la propiedad privada. Ni lo veremos. Reconocer nuestra insignificancia –comenzando por el cacique– frente al poderío del vecino es el primer paso para ahuyentar nuestros miedos. El tabasqueño no dará un paso hacia futuro, menos aún con carácter revolucionario. Él vive, si eso es vida, en el pasado. Y lo busca, pero de tanto buscarlo, nos está robando el porvenir. Ese es el verdadero peligro. Hasta cierto punto. Pues ese pasado es ya inviable, al menos como el que, en su delirio, el de Macuspana lo concibe. El más reciente delirio de referencia es el de acusar a la Feria Internacional del Libro de Guadalajara como un instrumento literario para atacar a su movimiento. No, señor, alguien lo dijo ya, usted no es tan importante, aunque su egocentrismo pueril le susurre lo contrario. Lo que sí es relevante es su mala conducción de los problemas que a diario encara este país como las inundaciones en Tabasco, donde a toda costa, intentará salvar la ocurrencia de la refinería ‘Dos Bocas’, sin importarle los miles de damnificados. Así son los impíos. ¡Qué vamos a hacer! El sufragante tiene la decisión en el 2021.


EL JICOTE LA PANDEMIA Y LAS ELECCIONES

24 Nov 20 | dialogoqro | Clasificado en Nacional, Política | Sin Comentarios »

Edmundo González Llaca
Afirman los científicos que después de que cayó un meteorito en las costas de Yucatán los dinosaurios se extinguieron en la tierra. Yo no tengo una malvada idea de cuál puede haber sido la relación, pues de científico tengo lo mismo que de agente 007. En fin, el hecho es que sin dinosaurios la lucha por la sobre vivencia de animales y humanos adquirió otras características. Ahora nos cayó un virus microscópico pero que también ha puesto al mundo al revés, de lo que no escapa la política y uno de los momentos axiales de una democracia.: la lucha electoral.
La pregunta es: ¿Cómo cambiarán las campañas en un momento histórico en el que la cercanía con el prójimo es riesgosa? El drama es que las campañas requieren de cercanía y los candidatos necesitan como oxigeno baños de multitudes para fortalecer a los simpatizantes y contagiar a los escépticos. La ONU ya tomó cartas en el asunto, la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas que está a cargo de Michelle Bachelet, manifestó que con motivo de la pandemia “los Estados tienen la facultad de limitar algunos derechos con el fin de proteger la salud pública”. Sugiere que las restricciones sean necesarias, proporcionales y no discriminatorias. Hasta el momento, que yo sepa, el Instituto Nacional Electoral no ha reglamentado con puntualidad cuáles serán esas restricciones en estas campañas. Si tomamos en cuenta la experiencia de Estados Unidos, podríamos decir que los mítines serán prohibidos y que todos los actos serán en lugares cerrados o abiertos, pero con protocolos sanitarios rígidos. Un estudio de la Universidad de Stanford ha estimado que, tan sólo 18 de los mítines de campaña de Donald Trump, ocasionaron 30 mil contagios y 700 muertes por Covid-19. De entrada no vote por un candidato que lo invite a un mitin, francamente véalo con recelo, no creo que aprecie mucho su integridad física.
​Anteriormente las campañas eran personalizadas, cara a cara. Alguien resumía la actitud con la frase: “Mano que se saluda, no tira piedras”. Pues esto queda suprimido y estaremos en campañas por línea. Los receptores en un mitin compartían un mismo espacio, coincidían en simpatías. Todo será diferente, ahora los receptores estarán en circunstancias singulares. Sin la emoción de más gente, observarán los discursos en un medio frío como es la pantalla de una computadora. La perspectiva del elector no es terreno fértil para la retórica, se necesita una forma de persuasión más racional que emocional; el carisma y el calor humano de los candidatos populacheros pasarán por cedazos más inciertos. Los receptores invisibles gozarán y aprovecharán el anonimato, el diálogo con los candidatos será todo un desafío.
Recuerdo que en una ocasión le preguntaron a un candidato priísta por qué había perdido, cuando otros candidatos de su partido habían ganado. Respondió: “Tuve la desgracia de que a mi me tocó un electorado muy pensante”. En otras palabras, necesitaba electores más mensos para que votaran por mí, El gran reto de esta campaña bajo el signo ominoso de la pandemia será de cómo seducir, ahora fundamentalmente con razones, cuando en el pasado eran las emociones y luego las convicciones, las que inclinaban la balanza del voto. Todos, partidos, candidatos y electorado tenemos mucho que aprender.


COMO VEO DOY. ¡LÓPEZ SOMOS TU PATRÓN!

22 Nov 20 | Carlos Ricalde | Clasificado en Nacional, Política | Sin Comentarios »

Llevamos dos años viviendo una guerra sin cuartel. Por un lado los medios informativos, destacados periodistas y notables empresarios, no todos; y por el otro el Presidente López Obrador, algunos medios, unos cuantos reporteros y contados hombres de empresas. En el campo de batalla, a fuego cruzado, estamos el pueblo esquivando las andanadas de dimes y diretes. A ratos nos cargamos de un lado, a ratos del otro, según nos parezca más o menos cierto lo que cada bando fundamenta o inventa. No se puede negar que es muy emocionante vivir al filo de la navaja, con sobresaltos, en la incertidumbre total, en la angustia y el temor de que tan persistente enfrentamiento, desemboque en un hecho de violencia mayor. Como diría Gestas, qué …

El gobierno debe, entre otras cosas, gobernar, cuidar del pueblo, que no falten alimentos ni medicamentos, alentar la creación de fuentes de trabajo, atender la salud y la educación, impartir justicia y cerrar el paso a la corrupción e impunidad. Por su parte el empresariado debe, por lo menos, impulsar la productividad de sus empresas, la calidad de sus productos, asegurar salarios dignos y suficientes, pagar con honestidad los impuestos que le correspondan y asumir estas tareas con responsabilidad social. Parece fácil, pero lo hacemos difícil.

Y lo hacemos difícil porque tenemos una moral o un estilo de ser, si usted amable Lector así lo prefiere, que data de tiempos lejanos y que puede resumirse en la pérdida social de la confianza. Nadie cree en las buenas intenciones del otro, en la honradez que presume; todo parece simulado, la evasión es un deporte; cuanto mayor es la multa y mas severa la ley, más oportunidad hay de obtener una buena mordida y los mercaderes prefieren violar la ley y correr el riesgo de una inspección desfavorable porque, con un generoso soborno, neutralizan al inspector y siguen obteniendo ganancias indebidas. Ya dije que no todos son así..

No cabe duda que vivimos en una sociedad convenenciera. Los dichos que son parte de la sabiduría popular así lo muestran: piensa mal y acertarás, que te lo crea tu abuela, me pagas poco trabajo poco, me vale madre, no es mi bronca, a otro perro con ese hueso, la buena fe no luce café, nomás la puntita (no, este último creo que no), bueno, en fin, el asunto es que se ha perdido la credibilidad y la confianza y sin duda ésta es una muy buena razón para procurar una profunda transformación moral de nuestra sociedad. El propósito por parte del gobierno es bueno y necesario y todo cambio implica una fuerte y dolorosa resistencia, sin embargo el camino empleado para lograrlo parece no ser adecuado ya que la resistencia raya en la exasperación y violencia: ¡López, somos tu patrón! Así le gritan Frenaa y Sí pir México y otros más, al Presidente en el zócalo de la CDMX al tiempo que le exigen que se vaya a … ahí, a su rancho. Somos nada, diría un amigo.

Rendijas
¿Habrá alcanzado el agua desbordada, el nivel de La Chingada? Así se nombra un rancho que se ubica en Tabasco -eso dicen-

Los pronósticos deportivos son mejores que los de López/Gatell. Y eso es mucho decir.

“… y seguirán usando nuestro dinero como más les convenga. Despierta México.” ¿Nuestro dinero? A quién se referirán, ¡porque la mayoría no tenemos!